Vocento retira el ERE del diario HOY de Extremadura pero prepara otras medidas

1
Huelga_HOY_Extremadura
Fotografía facilitada por los trabajadores de 'HOY' de la concentración que realizaron el pasado 19 de marzo en Mérida.
(Actualizado el 4 de abril tras la retirada del despido colectivo por la empresa)

El Grupo Vocento ha retirado el expediente de despido colectivo del diario Hoy de Extremadura, que suponía la salida de hasta 24 trabajadores. Sin embargo, lo que podría parecer una buena noticia no lo es, pues no termina con el conflicto laboral. La retirada -como ya avisaron los trabajadores- se debe a la improcedencia de unos despidos que vulneraban lo pactado hace menos de un año.

La empresa, al no haber conseguido llegar a un acuerdo con los trabajadores, es sabedora de la imposibilidad de que su acción prospere y va a emprender nuevas medidas para conseguir adelgazar la plantilla. Tras retirar el ERE la primera medida que se plantean es iniciar un procedimiento de inaplicación de condiciones de trabajo previstas en convenio colectivo; es decir, derogar algunos aspectos el convenio vigente firmado hace escasos meses, amparándose en causas económicas, organizativas o de producción. Para ello se vuelve a abrir un período de negociaciones con los representantes de los trabajadores en el que se abordarán cuestiones como la jornada de trabajo, el horario, el sistema de retribución, las cuantías salariales y el sistema de trabajo.  Si no se consigue un acuerdo, las cuestiones propuestas podrán ser sometidas a arbitraje o a la decisión de una comisión consultiva de convenios, en el ámbito de la comunidad autónoma.

Además la empresa amenaza con adoptar otras medidas de ajuste laboral en las secciones o ediciones cuya continuidad resulta inviable y todo ello sin descartar que se retomen las medidas colectivas de extinción de contratos. La retirada del despido colectivo ha sido sólo una pírrica victoria pero la lucha entre empresa y trabajadores no ha hecho más que empezar.

Los trabajadores están dispuestos a negociar medidas de ahorro y condiciones laborales pero en ningún caso admiten que se produzcan despidos, pues la reducción de salarios que se les practicó hace menos de un año y que aún está vigente se hizo para evitar, precisamente, que hubiera salidas.

Por otro lado, los trabajadores han emitido un comunicado de apoyo a Luis Angel Ruiz de Gopegui, antiguo redactor jefe del diario y que actualmente realizaba una colaboración semanal. La empresa le ha comunicado que prescinde de su colaboración, al no haber enviado la correspondiente al día 19 de marzo, cuando la plantilla se encontraba de huelga, para solidarizarse con ellos. El comité de empresa se ha puesto a su servicio por si quisiera emprender acciones legales por vulneración del derecho de huelga.

El Grupo Vocento ha iniciado este año un Plan de Eficiencia, que ha supuesto hasta la fecha 350 despidos, en Las Provincias, La Verdad, ABC Punto Radio, diario Sur y la comercializadora de Medios Vocento. HOY de Extremadura, sin embargo, tiene unas circunstancias son distintas.

El pasado mes de julio la plantilla sufrió una rebaja salarial del 10% durante dos años, que se pretende sea devuelto cuando los resultados económicos lo permitan. En el convenio que se firmó a final de año, por voluntad del Comité de Empresa se hizo constar que, dado el esfuerzo económico que había aceptado la plantilla, no se podría despedir a los trabajadores que firmaron el convenio, presentando despido por causas económicas y organizativas, durante dos años y en los dos siguientes tendrían preferencia de permanencia frente a trabajadores incorporados después.

La empresa, incumpliendo lo pactado, presentó en febrero un despido colectivo por causas organizativas, para despedir a 24 personas, que ahora ha tenido que retirar, ante el anuncio de los trabajadores de que iban a impugnarlo, pues en la memoria del ERE, la verdadera causa que se alegaba era la económica (a la que pactaron no acudir). Por ello, la plantilla se ha opuesto frontalmente al despido desde el principio.

No obstante, en un gesto de buena voluntad, el Comité planteó a la empresa que se podrían estudiar rebajas salariales y salidas pactadas para los más mayores pero finalmente no ha habido acuerdo. La dirección ofreció una reducción de los despidos de 24 a 13, ofertando tres tramos: 30 días con un máximo de 19 mensualidades para los que cobran menos de 30.000 euros; 25 días con 19 meses para los que cobran entre 30.001 un euro y 50.000 euros, y 23 días con 19 meses para los que perciben más de 50.001 euros. La contrapartida para los trabajadores que se quedaban en la empresa sería renunciar a la antigüedad, que quedaría congelada desde el 31 de diciembre de 2012, renunciar al 75 por ciento del descuento salarial acordado para 2012 y 2013 y que la empresa tendría que devolver a partir de 2014 y renunciar este año a siete días de asuntos propios para quedar sólo en tres.

Leave A Reply

Your email address will not be published.