Prisa Revistas cierra On Madrid y despide a sus cinco trabajadores

6
Logotipo de la revista de Prisa, OnMadrid que el viernes dejó de publicarse
Logotipo de la revista de Prisa OnMadrid que el viernes dejó de publicarse

Con el comienzo del nuevo curso, vuelven las malas noticias a las redacciones. Los números no remontan desde hace cinco años y los medios sólo encuentran una solución: despedir, cerrar medios y precarizar el empleo.

El Grupo Prisa ha decidido, desde el pasado viernes, dejar de editar la revista On Madrid, el suplemento dedicado al ocio y el espectáculo y en su lugar encartar La Guía del Ocio, que tiene un estilo distinto al de On Madrid y con la que Prisa compartirá gastos de distribución y posibles beneficios. Las razones que la dirección ha dado del cierre son meramente económicas, deja de apostar por un producto propio no por falta de calidad ni por pérdida de lectores. Se les ha entregado la carta de despido a los cinco trabajadores que la elaboraban, calificando los despidos como objetivos, con indemnización de 20 días, aunque difiriendo las salidas hasta el día 27 de septiembre. El departamento de recursos humanos ha informado a los afectados que a pesar de las cartas de despido, las condiciones pueden seguir negociándose.

Rápidamente el resto de trabajadores de Prisa Revistas ha enviado una carta al comité de empresa para que se distribuya por los medios, en la que se quejan de la enorme carga de trabajo que soportan desde que, hace un año, la empresa ejecutó un ERE que puso en la calle a 45 de los 93 trabajadores. La plantilla exige que los cinco trabajadores que realizaban On Madrid sean recolocados en la empresa, dado que dos de ellos pertenecen al comité de empresa y una tercera no sólo hacía On Madrid sino que colaboraba en la realización de otra revista. Los trabajadores opinan "que la permanencia de los cinco trabajadores despedidos sólo redundaría en la calidad de los productos que aún producimos en Prisa Revistas, una variable que parece haber desaparecido en los planes de la alta dirección de Prisa."

Además critican que la empresa esté contratando colaboradores externos para que hagan el trabajo de los que se despiden, con condiciones de trabajo mucho más precarias, por lo que exigen la recolocación o la indemnización con 45 días por año. En la mayoría de los despidos que se están realizando dentro del grupo se abonan 38 días por año trabajado con el tope de 24 mensualidades.

Desde que ayer se supo el cierre de la publicación, las redes sociales no han dejado de moverse. Algo en lo que coinciden muchos lectores es en la calidad del producto y en que compraban el diario, básicamente por leer el suplemento, dudando de la calidad de la guía que lo va a sustituir.

También en estos días hemos sabido de los diez despidos que se han ejecutado en El Progreso de Lugo, justificados por las pérdidas del último ejercicio y que han recaído todos ellos sobre trabajadores con muchos años en la empresa y cercanos ya a la jubilación, a los que la decisión ha pillado por sorpresa, pues se ha ejecutado sin preaviso y sin mediar negociación. A pesar de lo mermadas que están ya las redacciones, se sigue perdiendo empleo en una profesión clave para la sociedad.

6 Comments
  1. Otto says

    Ojo que además con este cambio El País empieza a publicar en su portada anuncios. Sólo hay que ver los dos carteles que ha avanzado de sus portadas de la Guia del Ocio. http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/09/14/madrid/1379173311_847676.html
    Se terminó lo de diferenciar publicidad e información, el manual de estilo de El País está muerto.

  2. Nicanor says

    El próximo viernes 20 que nadie compre El País. A ver si así se dan cuenta de lo equivocados que están. OnMadrid, sí.

  3. Hornby says

    Guía del Ocio siempre ha llevado publicidad en su portada, presentándola como tal. Al menos no la camufla y la intenta pasar como información.

  4. Otto says

    Hornby, me parce genial que Guia del Ocio ponga publicidad en su portada, pero yo compro la Guia del Ocio, compro El País.

Leave A Reply

Your email address will not be published.