Los trabajadores de Unidad Editorial asumen nuevos recortes salariales

1
Imagen de la redacción de 'El Mundo'. / Antonio Peiró (sindicato-periodistas.es)
Imagen de la redacción de 'El Mundo'. / Antonio Peiró (sindicato-periodistas.es)

Con tres meses de retraso ha conseguido la dirección de Unidad Editorial que sus trabajadores acepten un nuevo recorte salarial y ya hemos perdido la cuenta de los que son. Ayer se votó en todas las empresas y una amplia mayoría ha dicho sí a la pérdida de salario. Han votado 1.004 trabajadores, de un censo de 1.369 y 673 lo han hecho a favor, frente a 275 en contra y 56 en blanco. Quizá ha pesado la amenaza de la empresa de despidos, ERTE y modificación unilateral de las condiciones de trabajo si no se aceptaba.

El grupo liderado por el periódico El Mundo continúa cayendo en difusión y sumando pérdidas y la empresa matriz, RCS Mediagroup, exige nuevos sacrificios a la plantilla, después de varias inyecciones económicas para enjugar las pérdidas acumuladas.

Publicidad

A finales del mes de febrero, cuando los representantes de los trabajadores de todos los medios que integran Unidad Editorial, se reunían para elaborar un convenio colectivo común, la dirección les sorprendió anunciando que primero se debía firmar una rebaja salarial en todo el grupo . La plantilla se manifestó entonces en contra pero, tras meses de negociación, han decidido aceptar la última oferta de la empresa que mejora bastante las anteriores aunque no deja de ser un recorte que se convierte en definitivo.

El órdago de la dirección, en febrero, fue anunciar un recorte lineal del 10% para toda la plantilla. Se oponía a la solicitud de los trabajadores de que el recorte fuera proporcional al salario alegando que los directivos ya habían sufrido muchos sacrificios. Al final han aceptado una rebaja escalonada, en la que los empleados con salarios inferiores a 27.000 euros no sufrirán ninguna bajada y a partir de esa cifra el recorte oscilará entre el 3,75 y el 8,5%, siendo este porcentaje el tope de reducción para los sueldos más altos.

El recorte que se produzca en 2014 se recuperará, a través de un complejo sistema de indemnización, en el que algunos incluso pueden recibir mayor cantidad de la recortada, aunque a partir de 2015 y al menos hasta 2017, no habrá compensación por la pérdida de masa salarial, aunque la empresa ha ofrecido la creación de un concepto retributivo variable, que se negocie junto con el convenio, para compensar este recorte, siempre que los resultados económicos sean favorables.

La empresa también se ha comprometido a no realizar despidos en lo que queda de 2014. Los convenios colectivos vigentes seguirán vivos hasta el 31 de diciembre de 2015, mientras que se negocia el convenio colectivo común, que se extenderá hasta el 31 de diciembre de 2017.

Leave A Reply

Your email address will not be published.