El Maresme: un paraíso al alcance de los más pequeños

Ofelia de Pablo y Javier Zurita (Texto y fotos ©)

Los kayak esperan la llegada de los más pequeños para su gran aventura en la Estación Náutica de Santa Susana, Maresme.
Los kayak esperan la llegada de los más pequeños para su gran aventura en la Estación Náutica de Santa Susana, Maresme.

La costa del Maresme, en la provincia de Barcelona, se viste de gala para los niños con espacios dedicados únicamente a la familia. Deportes de aventura, juegos en el mar, actividades culturales y hasta guardería en la misma playa son algunas de las nuevas propuestas que ofrecen los municipios que cuentan con la marca de ‘turismo familiar’.
Descubrir la costa se convierte en un juego para los más pequeños en Santa Susana.

Publicidad

Esta localidad situada a 60 km. de Barcelona goza del privilegio de vivir entre el mar y la montaña. Para aprovecharlo al máximo hay que acercarse a su Base Náutica, situada en plena playa, donde hay de todo y para todos. Quizás hoy sea un buen día para que toda la familia aprenda a disfrutar del viento navegando en un catamarán, conocer sus maniobras, llevar el timón e incluso hacer una pequeña regata. Aunque si lo nuestro es más la piragua aquí tenemos la oportunidad de disfrutar de un curso de kayak. Conocer los secretos de las olas, remontarlas e incluso dejar que los niños se aventuren por sí mismos a descubrir sus límites. Al terminar hay que acercarse al Club Infantil de la playa y después dejarse llevar entre el bullicio del mercado artesanal de la Gran Avinguda de Mar, donde también hay un espacio con actividades infantiles.

La proximidad del municipio con el Parque Natural del Montnegre hace de Santa Susana el lugar ideal para alojarse y explorar, además del mar, todos estos parajes llenos de senderos, castillos y rutas donde dejarse seducir por el rumor de los bosques.

Pero la comarca del Maresme ofrece mucho más en muy poco espacio. En lugares como Calella, la capital turística por excelencia de la zona, también se han volcado con los más pequeños. Han ataviado muchas de sus plazas con zonas infantiles, han dispuesto una Biblioplaya para que no falte un cuento o un cómic mientras se disfruta de sus tres kilómetros de arena blanca frente al mar.

Y por si fuera poco se han preparado actividades acuáticas, un miniclub con juegos y los conocidos payasos y títeres que desfilan por toda la población haciendo las delicias de toda la familia. Todo ello sin olvidar que estamos junto a bellos parajes naturales como el Parque de les Roques, les Torrets o el Parc Dalmau, donde se pueden encontrar numerosas actividades al aire libre.

En Pineda del Mar, también en el Maresme y muy próximo a Santa Susana, cuentan con una variada oferta adaptada a todos los públicos. Desde restaurantes con menús especiales para la infancia hasta excursiones sencillas en bicicleta por el pueblo y los alrededores. Sus tranquilas playas ofrecen la posibilidad de descansar contando con la guardería y si el cuerpo pide acción nada mejor que acercarse a su base de deportes náuticos, tal vez este sea un buen momento para unas clases de windsurf… En Pineda además destaca la Fundación Tharrats de arte gráfico, una interesante propuesta cultural que ofrece la posibilidad de conocer la obra tanto de Tharrats como de Miró, Tàpies, Brossa o Subirachs.

Como ir: El aeropuerto de Barcelona es el punto de acceso a la Comarca del Maresme. Iberia ofrece vuelos semanales diarios desde diferentes puntos de España. Más info en www.iberia.com