Los comités de Unidad Editorial se plantan frente al despacho del presidente del grupo

0
Los miembros de los distintos comités del grupo Unidad Editorial en la puerta del despacho de Fernández Galiano. / Twitter @comitesUE
Los miembros de los distintos comités del grupo Unidad Editorial en la puerta del despacho de Fernández Galiano. / Twitter @comitesUE

Los miembros de la comisión negociadora del grupo Unidad Editorial se han plantado ante la puerta del presidente, Antonio Fernández Galiano, para que les dé una respuesta a las propuestas planteadas por la parte social el pasado viernes y que a 24 horas del fin de la negociación no han obtenido respuesta.  

Las partes se han reunido en el día de hoy sin que se haya producido ningún avance significativo. Los representantes de los trabajadores habían planteado el pasado viernes una reducción importante en el número de despidos, empresa por empresa, y esperaban una respuesta en la reunión de hoy. La dirección, sin embargo, ha ofrecido mejoras menores como aumentar el tope de mensualidades para el cobro de la indemnización o aspectos relativos a las prejubilaciones, pero se ha negado a reducir el número de despidos. La situación es apremiante, ya que mañana termina el plazo legal para pactar el expediente de despido colectivo y han exigido tratar los despidos hoy, para mañana poder terminar con los aspectos menores.

Publicidad

Ante la negativa de la empresa, que no les ofrecía nada nuevo, un grupo de más de 20 miembros de los distintos comités se han dirigido al despacho del presidente, que se había ausentado momentáneamente, y han amenazado con no moverse de allí hasta que el presidente les atendiera.

Tras una espera de una hora, en la que han lanzado sus quejas a Javier Cabrerizo, director general, Fernández Galiano ha llegado y se ha reunido con los representantes de los trabajadores. Ante la exigencia de una respuesta a la propuesta de reducción del número de despidos, Galiano les ha pedido tiempo para reunirse con los directivos allí presentes y les ha prometido una respuesta en el día de hoy.

La situación en el grupo Unidad Editorial es de una gran tensión desde que se supo que la empresa quería reducir quince millones de euros de masa salarial en tres años. La petición inicial de Unidad Editorial, de despedir a 224 personas, ha sido reducida a 186, aunque los comités aún consideran esa cifra muy elevada. La primera jornada de huelga consiguió que el diario El Mundo no llegara a los kioscos al dia siguiente, y lo mismo paso con el deportivo Marca en la tercera jornada de huelga. Si mañana no se consigue un acuerdo que satisfaga a los trabajadores, el día 21 iniciarán una huelga indefinida.

Leave A Reply

Your email address will not be published.