¡En pie! 25-S llama a «asediar, quemar, fumigar y ocupar el Congreso»

9
El número 2 de Wikileaks, el periodista islandés Kristinn Hrafnsson, ayer, durante su intervención en el Congreso Internacional contra la Represión. / J.J. Guillén (Efe)

Anoche en el Ateneo de Madrid, jornada de clausura del Congreso Internacional contra la Represión, se denunciaba que los gobiernos, nuestro gobierno, están criminalizando la disidencia. “La disidencia se está tratando como terrorismo”, señaló uno de los ponentes. Por otra parte, la calle. Al mismo tiempo. Casi a la misma hora. Comunicado de la Plataforma En pie 25-S. Título: “Convocando a la rebelión”. “Próximamente anunciaremos la fecha de una nueva convocatoria a… asediar, quemar, fumigar, ocupar… EL CONGRESO, o si preferís decirlo así, se convocará directamente a una algarada o una rebelión popular… no nos importa cómo se le quiera llamar, lo importante es que se dará una nueva oportunidad de dar un golpe a la tiranía del poder establecido y de alcanzar la soberanía popular mediante la acción de permanecer de forma indefinida rodeando el congreso hasta lograr los objetivos marcados, y los objetivos son como no podía ser de otro modo, los mismos con los que hicimos temblar al poder el 25S: la dimisión del gobierno, la disolución de las cortes y la jefatura del estado y la apertura de un proceso de transición hacia una nueva forma de organización social verdaderamente justa y solidaria, pero con una diferencia, esta vez contamos con la experiencia previa de ese primer intento y con una realidad social que desde entonces se ha recrudecido, que nos impulsa como sociedad a luchar con mucha más fuerza por aquello que siempre debió haber sido nuestro”.

Mientras las redes sociales difundían este llamamiento a la sublevación, sin tapujos, sin tonterías, con asedios, fumigaciones y ocupaciones, en el Ateneo de Madrid una persona se levantaba de su asiento de espectador para pronunciar una frase extraña, extemporánea, silvestre.

-Gracias, porque es la primera vez que veo a un juez y a una fiscal tan cerca de la ciudadanía.

La juez era Victoria Rosell, portavoz adjunta de Jueces para la Democracia. La fiscal se llama Inés Herreros, de Unión Progresista de Fiscales. Otro magistrado, Santiago Vidal, de la Audiencia Provincial de Barcelona, acababa de encender al auditorio con tres afirmaciones también bastante extrañas, extemporáneas y silvestres:

1.- La tercera parte del colectivo judicial pertenece al Opus Dei.

2.- Se debe prohibir a los bancos repartir beneficios mientras no cubran su déficit.

3.- El honor de haber conseguido que el ex presidente de la CEOE esté en la cárcel no es de los jueces. Es de la ciudadanía.

Mientras, en el comunicado de la plataforma ¡En Pie!: “El agua solo hierve a 100º, calentarla solo hasta 99º no sirve, preparémonos, y cuando sea el momento pongamos en ello el 100% de nuestro valor, de nuestra rabia, de nuestra fuerza… En ese sentido, desde la Plataforma ¡En Pie! no vamos a forzar nada para lo que como sociedad no estemos preparados, pero tampoco vamos a frenar nada de lo que el pueblo allí congregado decida, pues de ningún modo queremos alimentar una disidencia controlada. Será la voluntad, la determinación y la fuerza del pueblo, quien decida si esa nueva convocatoria es la fecha definitiva o una batalla más en esta guerra de ricos contra pobres en la que estamos forzados a pelear, y que estamos seguros que tarde o temprano ganaremos”.

Xose Gómez, una de las portavoces del Congreso contra la Represión que se clausuró ayer en el Ateneo contesta preguntas.

Lo que más llama la atención es que jueces y fiscales se hayan mojado tanto. Han confirmado que hay represión. Desde dentro. Ellos, que dictan las condenas.

Dijeron lo que intuíamos que iban a decir. Fueron valientes. Dijeron que tenemos que seguir haciendo presión en las calles. Que se sienten presionados. Que necesitan apoyo popular. Dijeron eso.

A pesar de que habéis traído a gente de mucho nombre aquí, esto solo lo han visto doscientas y pico personas. Si con los mismos nombres esto hubiera estado organizado por FAES o por el PSOE, serías portada. Pero, siento decirlo, los medios no os han hecho ni puto caso.

Aquí se ha hablado mucho de los intereses de los grandes medios de comunicación. Es verdad que no han venido. Pero nos da igual. Esto es un punto de confluencia entre muchos colectivos y movimientos sociales para buscar un mundo más justo y reivindicar y exigir cambios. Nos enfrentamos a una crisis periodística, financiera, social y democrática. Antes hablábamos de los jueces. Pero también los periodistas necesitáis el clamor popular para un periodismo más responsable e independiente. Estáis atados por la financiación. Y la financiación viene de empresas. De poderes.

¿Y ahora? ¿Hay conclusiones de este congreso? ¿Se lo vais a llevar a alguien? ¿A un ministerio? ¿A Europa?

A partir de ahora pretendemos crear una red de conexiones. Tenemos que estudiar en qué reivindicaciones vamos a trabajar de inmediato.

La plataforma ¡En Pie!, mientras, publicaba: “No vamos a seguir jugando con sus reglas, no somos indignados, somos personas comunes con poco que perder, mucha dignidad, y una dignidad muy rebelde. Nuestra paciencia se ha agotado, hemos perdido el miedo y vamos a cambiar las reglas del juego. Las reglas esta vez las pone el pueblo”.

9 Comments
  1. Raul says

    Tomen nota los gubernamentales de cómo esta el patio. La gente no aguanta más.

  2. Ángel Martínez Samperio says

    Por supuesto que el Gobierno debe tomar buena nota de que la gente no puede más. Lo que me preocupa, además de eso que es lo más importante, es que ya hayan tomado nota y preparado los medios por si se produce algún estallido social. En ese sentido, átense muy bien los machos, Sres y Sras. del Gobierno, porque el pueblo español no es un mansurrón, y si le pican, se crece.

    Otra cuestión es que, en el marco donde se ha producido este Congreso, con el cual me solidarizo como ateneísta, también impera la represión contra los disidentes de una manera de gobernar, que ejerce Carlos París y sus apoyos, que son cada vez menores.

  3. paco otero says

    Donde los programas serios y no las frases rimbombantes, ustedes y los periodistas que lo divulgan (no los periódicos) me dan el mismo pánico que el franquismo el nazismo y vaticanismo juntos…el 25-S y la caverna les guste o no les guste trabajan para el mismo amo.

    La Sra.Rosa Diaz y estara contenta de ver como a falta de capacidad y programa esta ganando adeptos con estos movimientos PO-PU-LIS-TAS.

    «BELÉN ESTEBAN al menos asume su realidad…»

  4. Enrique Duro says

    Plataforma «EN PIË», nombre sospechoso. Me suena a falangista o a servicio secreto

  5. Radwolf says

    Para Enrique Duro, un poco de iluminación:

    Mario Benedetti, «En pie»

    Sigo en pie
    por latido
    por costumbre
    por no abrir la ventana decisiva
    y mirar de una vez a la insolente
    muerte
    esa mansa
    dueña de la espera

    sigo en pie
    por pereza en los adioses
    cierre y demolición
    de la memoria

    no es un mérito
    otros desafían
    la claridad
    el caos
    o la tortura

    seguir en pie
    quiere decir coraje

    o no tener
    donde caerse
    muerto.

Leave A Reply

Your email address will not be published.