Los datos del aborto para tumbar los estigmas

  • Durante 2018, en España se practicaron 95.917 interrupciones voluntarias del embarazo
  • La Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (ACAI) avisa de que aún hay un "estigma" sobre esta práctica
 

0

"El aborto era para mí una opción disparatada. Una barbaridad a la que solo llegaban las mujeres sometidas y todas esas otras imprudentes, irresponsables y descerebradas a las que yo defendía en las manifestaciones [...], pero a las que, desde luego, no me parecía". Es la confesión valiente que hace la periodista Diana López Varela en el libro Maternofobia (Ediciones Península, 2019), en el que trata de trazar el "retrato de una generación enfrentada a la maternidad". El párrafo solo puede estar escrito por alguien que ha tenido que coger sus prejuicios por los cuernos y que además se ha atrevido a contarlo. El aborto, a pesar de ser gratuito en España, se enfrenta aún a muchos estereotipos y "estigmas".

A pesar de que en España hay casi 96.000 abortos al año, hay pocos productos culturales que hablen de este proceso, sobre todo, comparado con los libros, películas y otras obras que reflexionan sobre el hecho de ser padre o madre.

El aborto es gratuito, pero la mayor parte de intervenciones se derivan a clínicas privadas. Francisca García, presidenta de la Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (ACAI), cree que sigue estando "estigmatizado", tanto para las mujeres que lo solicitan como para los médicos que lo practican. Algo ha cambiad durante los 30 años en los que ella ha ejercido su profesión. La vergüenza o la culpa han dado paso a "ideas tendenciosas", que a veces internet  alimenta. "A veces hay una falta de conocimiento y además no está bien visto socialmente", reconoce.

Publicidad

Una ley menos restrictiva no dispara los abortos

El Ministerio de Sanidad ha publicado este noviembre los datos definitivos de 2018 sobre la Interrupción Voluntaria del Embarazo en España. Las cifras apuntan a un aumento del 1,91% respecto a 2017, lo que el organismo interpreta como una estabilización. En total, se practicaron 95.917 intervenciones.

Es el segundo año en el que el aborto crece discretamente, después de que en 2011 comenzase una tendencia de descenso. Desde que en 2010 se aprobó  la ley de plazos, las interrupciones han disminuido. En ese año alcanzaron las 113.031, mientras que en 2018 fueron 95.917, un poco más que el año anterior, que se quedaron en 94.123 abortos. La única consecuencia de implementar leyes menos restrictivas contra el aborto es que las intervenciones son más seguras.

Mujeres adultas y diversas

Aunque la creencia asocia los abortos voluntarios a mujeres más jóvenes, lo cierto es que el grueso no está en las menores franjas de edad. En 2018 abortaron 9.518 mujeres de entre 15 a 19 años, menos que los 19.856 abortos de la franja de 30 a 34 años o los 16.953 pacientes que abortaron cuando tenían de 35 a 39 años.

En medio, las edades donde las cifras son más altas. Es el caso de la horquilla que va desde los 20 a los 24 (20.595 casos) y de 25 a 29 (20.876). "Se piensa que el amor más loco tiene lugar en edades muy tempranas, pero la falta de educación sexual es transversal. En ningún momento de nuestra historia se ha implementado una asignatura de educación sexual. Es una debilidad importante que afecta a la acción sexual y reproductiva", explica Francisca García.

Las mujeres que acuden a las clínicas son diversas y cada una tiene una circunstancia familiar, así lo demuestran los datos. De los 95.917 abortos, 46.108 se practicaron a mujeres que convivían con sus parejas, 23.319 lo hacían solas y 21.704 vivían con familiares.

Muchas de ellas también han experimentado ya la maternidad. Del total de mujeres que acudieron a una clínica, el 46,08% (44.199) no tenía hijos vivos. Es decir, más de la mitad había experimentado la maternidad en otras ocasiones. El 25,69% (24.644) de ellas tenían un hijo en el momento de la intervención, mientras el 20,08% (19.263) tenía dos y el 5,88% tres.

El 90,4% (86.749) de abortos se hacen a petición de la mujer. Solo 5.711 se realizan por "grave riesgo para la vida o la salud de la embarazada" y 3.187 por "graves anomalías en el feto. "Es una decisión difícil, pero como tantas otras que tomamos en la vida", explica García. Es decir, la mayoría de mujeres no son madres porque deciden, simplemente, no serlo en ese momento concreto.

Leave A Reply

Your email address will not be published.