19-J, la segunda fiesta de la ‘indignación’

3

Cartel de la convocatoria de concentración del 19-J en Donostia. / democraciarealya.es

Publicidad

Recuerdo una de las escenas de La Jungla de Cristal III: la venganza, en la que el jefe de John McClane (Bruce Willis) se entera en plena calle, rodeado de docenas de policías, de que alguien ha activado una bomba en un colegio del centro de Nueva York y arenga a sus hombres con el objeto de reunir todos los efectivos posibles para peinar la zona. “Tenemos que llamar”, dice, “a los bomberos, a la policía, al FBI, al ejército… hasta a los putos bibliotecarios”. La escena se me vino a la cabeza ayer por la tarde cuando pinché en las páginas de los principales periódicos digitales para leer las crónicas previas a las manifestaciones del 19-J, que se celebran hoy en 66 ciudades españolas y otras 63 de Europa, Estambul, Buenos Aires, Quito, Nueva York y Japón .

Publicidad

“Inicialmente”, informaba elpais.com, “están preparados ocho grupos de las Unidades de Intervención Policial (UIP, antidisturbios), con 50 agentes cada uno (400 en total)… Los grupos de UIP de otras provincias cercanas están también prevenidos por si fuera necesaria su presencia y, además, todas las unidades policiales (patrulleros, los agente de los equipos Alazanes o Zodiaco, e incluso las unidades de caballería) de la Jefatura Superior de Madrid están en disposición de intervenir en el despliegue”. Afortunadamente para los bibliotecarios, Rubalcaba no les ha invitado al baile esta vez.

Siempre me he preguntado si el Ministerio del Interior filtra estos datos a la prensa para tranquilizar a los que no tienen previsto manifestarse o si, por el contrario, el objetivo es amedrentar a los que sí contemplan la posibilidad de hacerlo. En cualquier caso, sería injusto convertir esta nueva fiesta de los indignados, la fiesta de la libertad de expresión, de la participación ciudadana, del compromiso con una forma distinta de hacer las cosas, de la dignidad, en un problema de orden público, tal y como viene intentando la caverna mediática –y política- desde hace semanas. El movimiento del 15M ha sido pacífico desde su nacimiento  y sus organizadores  no se han aburrido de repetir que así esperan que se desarrollen las cosas también durante la jornada de lucha de hoy, segunda meta volante de un recorrido legítimo, hermoso, ambicioso y, por lo tanto, largo y salpicado de dificultades.

El lema escogido esta vez tiene como objetivo el Pacto del Euro, cuya ratificación por el Parlamento Europeo está prevista para el próximo 27 de junio y que, para decirlo en cinco palabras “es más de lo mismo”, esto es, un compromiso a nivel comunitario para fomentar la competitividad y afrontar la crisis de la deuda. El acuerdo propone moderación salarial, contención del gasto en pensiones y prestaciones sociales, flexiseguridad laboral para fomentar el empleo y coordinación de las políticas fiscales. Las recetas injustas e insolidarias que nos han hundido en este espeso fango en el que la ley está hecha a la medida de la desregulación financiera internacional y de la ambición enfermiza de los bancos de inversión, las agencias de calificación y, como diría el propio McClane, de los “malditos mercados”.

La manifestación emblemática debería ser la que se celebra hoy en Madrid , donde seis columnas de 'indignados' llegarán a la Plaza de Neptuno tras realizar otros tantos recorridos. Las convocatorias para la salida son las siguientes: 09.00 horas (Leganés), 09.30 (Parque de Santa María) , 10.00 (Plaza Castilla y Getafe), 10.30 (Villa de Vallecas), 11.00 (Templo de Debod). Según las previsiones, las marchas concurrirán en Neptuno-Congreso de los Diputados a las 14.00 horas, donde finalizará la concentración. A las 20.00 horas está convocada una asamblea en la Puerta del Sol.

Las concentraciones se reproducirán en otras 65 ciudades españolas, incluidas la práctica totalidad de las capitales de provincia y otras localidades. Y viajarán a otras 63 ciudades de Europa, además de a Estambul, Buenos Aires, Quito, Nueva York y Tokio.

La cobertura mediática a nivel internacional está garantizada (a pesar de que, según el pajarito del anuncio de 'Mixta', Telemadrid solo lo retransmitiría en directo en el caso de que se registraran incidentes de consideración) y el éxito de la convocatoria, también. Por cierto, y por si alguien se pregunta  a estas alturas de la crónica por qué insisto en lo de la  'fiesta'. Solo porque tengo la impresión de que el día que deje de serlo, será otra cosa. Buena jornada a todos.

3 Comments
  1. borja says

    Por favor pedir a amigos,conocidos,familiares que no voten ni al psoe ni al pp pasarlo por favor.Si nadie vota a estos dos partidos los que ganen tendran que cambiar las cosas sin posibilidad de no hacer nada.Estarian obligados a cambiar la justicia y la leyes electorales la clave es que psoe y pp no tengan ni un voto.GENERACION NI NI,NI PSOE NI PP PASARLO PORFAVOR,hablar de ello con familiares y amigos y que nadie les vote y TODOS A VOTAR.Que voten a quien sea menos psoe y pp gracias.

  2. Curro says

    NI A I.U

  3. Curro says

    PASALO: NI PSOE NI PP NI IU

Leave A Reply

Your email address will not be published.