PASCUAL GARCÍA | Publicado: - Actualizado: 20/2/2017 14:50

Grafico de distribución de riqueza en Epaña (2016) por deciles (cada una representa una décima parte de la población) de niveles de renta. / Intermon Oxfam

Pese al crecimiento experimentado por la economía española durante los años 2014 (4%) y 2015 (3,2), las desigualdades entre los más ricos y los más pobres han seguido creciendo con la misa intensidad que durante la crisis. Así, según un informe difundido por Intermon Oxfam, en 2016 el 10% de los españoles más ricos concentraron más riqueza (56,2%) que el resto de la población. Es decir, 4,7 millones de personas tienen lo mismo que más de 42,6 millones, lo que es lo mismo, el 1% más rico (473 mil personas) acumula más de una cuarta parte de la riqueza total (un 27,4% del total).

Además, respecto al año anterior, la desigualdad de riqueza se estira y alarga por arriba, es decir, que la riqueza se concentra más también en el selecto grupo de los que más tienen. Ya son tan sólo 3 personas (Amancio Ortega, su hija Sandra Ortega Mera y Juan Roig) quienes acumulan la misma riqueza que el 30% más pobre en España, es decir, que 14,2 millones de personas: la población total de Cataluña y la Comunidad de Madrid juntas.

De hecho, en el último año, a pesar de las enormes carencias que padecen millones de españoles, 7.000 nuevas personas han pasado a engrosar la lista de millonarios. Aproximadamente, 20 nuevos millonarios cada día. Así, mientras el 30% más pobre en España vio reducida su riqueza en más de una tercera parte (-33,41%), las tres personas más ricas vieron aumentar su riqueza un 3%.

Según Intermon Oxfam, estas cifras ponen de manifiesto la creciente vulnerabilidad de un tercio de la población española y la importancia de los mecanismos de redistribución para evitar que esta parte de la población quede fuera del sistema. El exhaustivo estudio subraya que en el bienio 2014-2015 más de uno de cada cuatro españoles se encontrase en riesgo de pobreza y exclusión.

Una de las conclusiones es, por tanto, que la desigualdad en España continúa aumentando como resultado de una economía que promueve una distribución injusta de las rentas y las oportunidades que se generan. Así, se apunta, algunas estimaciones para 2016 señalan que el peso de los beneficios empresariales sobre la renta nacional superará el valor de 2008, mientras los salarios seguirán estando 6 puntos por debajo del aquel año.

Evolución de las personas trabajadoras pobres (2007-2015). / Intermon Oxfam

Intermon Oxfam se detiene también en el análisis de la situación laboral y subraya que una de las principales causas de la desigualdad es la alarmante precarización del empleo y el incremento del número de personas que, teniendo un empleo, son pobres. De hecho, el estudio subraya que el porcentaje de trabajadoras pobres en España (12,2%) sólo es superado, en la UE, por el registrado en Rumanía (15,3%).

Desigualdad global

La situación tampoco es mucho más alentadora a nivel internacional. Ocho personas, empresarios y hombres todos ellos, acumulan la misma riqueza que la mitad más pobre de la población mundial, es decir 3.600 millones de personas, denuncia el informe “Una economía para el 99 %” que ha sido presentado por Oxfam con motivo del Foro Económico Mundial de Davos, informa Efe.

Se trata de Bill Gates, de Microsoft; Amancio Ortega, de Inditex; Warren Buffett, mayor accionista de Berkshire Hathaway; Carlos Slim, propietario del Grupo Carso; Jeff Bezos, de Amazon; Mark Zuckerberg, de Facebook; Larry Ellison, de Oracle; y Michael Bloomberg, de la agencia de información económica y financiera Bloomberg.

La directora ejecutiva de Oxfam Internacional, Winnie Byanyima, señaló durante la presentación del informe que “cuando una de cada diez personas en el mundo sobrevive con menos de 2 dólares al día, la inmensa riqueza que acumulan tan sólo unos pocos resulta obscena”.

Añadió que muchos salarios “se estancan mientras las remuneraciones de los presidentes y altos directivos de grandes empresas se disparan, se recorta la inversión en servicios básicos como la sanidad o la educación mientras grandes corporaciones y grandes fortunas logran reducir al mínimo su contribución fiscal”.

De acuerdo con la organización, el ritmo al que los más ricos acumulan cada vez más riqueza podría dar lugar al primer “billonario” del mundo en tan sólo 25 años. Frente a ello, siete de cada diez personas vive en un país en el que la desigualdad ha aumentado en los últimos 30 años.

Según el informe, entre 1988 y 2011, los ingresos del 10 % más pobre de la población mundial aumentaron en promedio sólo 3 dólares al año, mientras que los del 1 % más rico crecieron 182 veces más, a un ritmo de 11.800 dólares al año.

Gráfico por paísés de la brecha de género en el mercado laboral en las economías avanzadas. / Intermon Oxfam

Las mujeres sufren mayores niveles de discriminación en el ámbito laboral y asumen la mayor parte del trabajo de cuidados no remunerado. Según Oxfam, al ritmo actual, llevará 170 años alcanzar la igualdad salarial entre hombres y mujeres.

La organización propone que los gobiernos incrementen los impuestos tanto a las grandes fortunas como a las rentas más altas; que trabajen juntos para garantizar que los trabajadores reciban un salario digno y que pongan freno a la elusión, la evasión y a las artimañas fiscales para reducir al mínimo el impuesto de sociedades.

Asimismo, recomienda que los gobiernos apoyen a las empresas que operan en beneficio de sus trabajadores y de la sociedad y no solo en el interés de los accionistas; y que aseguren que las economías sirvan de manera equitativa a mujeres y hombres.

Artículos Relacionados

  • Y más

    Nada nuevo bajo el sol, pero se agradecen los detalles. Cientos de años para que las mujeres alcancen el nivel de igualdad con los varones. O no. O nunca. Así en la tierra como en el cielo. Ya se sabe. La cosa está bien atada.

- Publicidad -
icono cuartopoder  Lo más reciente
 
- Publicidad -
- Publicidad -

- Publicidad -
Volver Arriba

Send this to a friend