‘Coca-Cola en lucha’ vuelve por Navidad: nueva manifestación el 16 de diciembre

Una manifestación de Coca cola en lucha
Una de las manifestaciones de Coca Cola en Lucha. / @cocacolaenlucha (Twitter)

Coca-Cola tiene una marca internacional y un buen equipo publicitario que hace que sus anuncios enternezcan cada año al público, los trabajadores de Coca-Cola en lucha tienen tesón e ingenio para contrarrestar los eslóganes con reivindicaciones que creen no resueltas. El próximo sábado 16 de diciembre, marchará de nuevo la ‘marea roja’ de Coca Cola por las calles más céntricas de Madrid.

Publicidad

A pesar de que el conflicto tiene un largo recorrido- en 2014 se llevó a cabo el ERE que lo desencadenó- los ‘espartanos’ y ‘espartanas’ consideran que sigue vivo. Por eso, vuelven por Navidad con una serie de acciones. “Queremos denunciar públicamente que la sentencia de nulidad se ha modificado en una fase de ejecución, a pesar de que se podía cumplir en Fuenlabrada. Cuando se dictó en auto en septiembre de 2015 la planta tenía líneas de producción y las condiciones generales para su puesta en marcha”, explica Juan Carlos Asenjo, presidente del Comité de Empresa de Coca Cola en Fuenlabrada.

Publicidad

En 2014, Coca-Cola Iberian Partners (y su embotelladora) anunció un ERE que afectaba a 821 personas de las plantas de Alicante, Colloto (Asturias), Palma de Mallorca y Fuenlabrada (Madrid). La Audiencia Nacional (y después el Supremo) consideró nula esta acción, obligando a la empresa a readmitir a los trabajadores que lo deseasen en los mismos puestos y con las mismas condiciones. Sin embargo, la fábrica de Fuenlabrada, donde se enquistó el conflicto, abrió de nuevo, pero no como un centro de producción, sino como uno logístico, lo que hizo que los trabajadores no pudiesen incorporarse exactamente a los mismos puestos. Esta forma de llevar a cabo la sentencia, con la que no estaba de acuerdo este grupo, fue avalada también por ambos tribunales. “Nosotros entendemos que no se puede hacer. La sentencia del TS versa sobre derechos fundamentales”, explica Asenjo.

El presidente del comité de empresa de Coca-Cola en Fuenlabrada también hace referencia a el fallo del Juzgado de lo Social número 2 de Móstoles, que afirma que la empresa “no pretendió llegar a ningún acuerdo y la negociación sólo tuvo como objetivo imponer estas medidas y legalizar las modificaciones de las condiciones de trabajo”. Según informan fuentes de Coca-Cola, esta sentencia ha sido recurrida y afirman que las readmisiones cumplen escrupulosamente con lo avalado por los tribunales. Sin embargo, los miembros de Coca Cola en lucha alegan que “no se les pagan los salarios originales, ni se han establecido los mismos horarios y jornadas que teníamos antes del despido”. 

Nueva cita: el sábado en Montera

Por todo ello, Coca-Cola en lucha ha convocado una nueva manifestación en Madrid el sábado 16 a las 18.30, que partirá desde Montera y desembocará en Sol. Asenjo habla del “abandono” y el “mobbing colectivo” que sufren, a su juicio, los readmitidos en Fuenlabrada. “Tenemos muy poca carga de trabajo y la que tenemos es manual, precaria y residual”, explica este trabajador. A pesar de que Coca Cola afirma que hay abierto un “proceso negociador” para darle una “solución definitiva” al centro que sea buena para todas las partes, el presidente del comité de empresa afirma que en los contactos los interlocutores “solo están interesados en las reclamaciones de cantidad individuales por el salario que no nos pagan completamente”, pero no en “un futuro industrial real”.

La perseverancia es una de las características notables de los trabajadores de Coca-Cola en lucha. No permiten que su conflicto caiga en el olvido y organizan todo tipo de acciones y protestas para mantener viva su lucha. La última es un vídeo navideño en el que las ‘espartanas’, al son de la mítica canción ‘Un mensaje de paz’, ponen sobre la mesa navideña sus reivindicaciones. El spot comienza recordando los problemas a los que aún se enfrenta la sociedad española, como la pobreza energética, el número de desahucios que se siguen produciendo o los asesinatos machistas. Eso sí, al comenzar la sintonía, la letra cambia: “Empleados sin trabajar y mobbing laboral, autos de jueces sin cumplir… Basta de impunidad”. También hacen suyos algunos de los eslóganes míticos de la marca. “La chispa de la vida es Coca Cola en lucha”.

Un centro “fantasma”

El portavoz de los ‘espartanos’ afirma que los trabajadores están realizando labores tediosas en Fuenlabrada para mantenerles ocupados: “Nos tiene seleccionando botellas a mano, como se hacía hace 40 años”. También habla de otros trabajadores que se ocupan de labores de “jardinería” o de “ropero” y de la falta de equipos para cumplir a pleno rendimiento las labores de logística que se le presuponen al centro. Esto produce algunas situaciones “sin ningún sentido”: “Una botella de cristal de bar tiene una vida de 50 usos. Por tanto, tiene que viajar 50 veces al litoral para ser envasadas y volver a consumirse. Eso afecta también al medioambiente”. Tras varias jubilaciones y prejubilaciones, Asenjo afirma que hay 175 personas readmitidas en este momento.

Los trabajadores califican este centro como un “almacén fantasma” sin herramientas digitales adecuadas: “Es un proyecto virtual”. El pasado mayo, la Inspección de Trabajo certificó que había áreas de este centro “sin apenas actividad”. Sin embargo, fuentes de Coca Cola aseguran que estas carencias ya están subsanadas a día de hoy. 

Asenjo  se lamenta de que este largo proceso en los tribunales no solo haya afectado a la plantilla de Coca Cola, sino también a sus familias: “Son cuatro años de sufrimiento donde el artículo 24 de la Constitución, que habla de la tutela judicial, no la hemos recibido”. Han pedido amparo al Tribunal Constitucional y afirma que, si hace falta, acudirán a Estrasburgo.