PP y C's, pelea por el voto de derecha

Sémper abre la puerta a las «cesiones políticas» al PNV con tal de aprobar los PGE

0
Borja Sémper, en una imagen de archivo. / EFE

El presidente del PP de Gipuzkoa, Borja Sémper, ha abierto la puerta a una negociación entre PP y PNV para asegurar el apoyo de los nacionalistas vascos en la aprobación de los PGE para 2018. La relación entre la formación nacionalista y los populares está en la cuerda floja después de la aprobación del artículo 155 y su aplicación en Cataluña después del 1-O. Desde la formación vasca plantearon una línea roja ante el posible apoyo de la formación jeltzale a los presupuestos presentados por Montoro: si el 155 seguía vigente, el soporte del PNV se caía. El PP está dispuesto, por lo que parece, a ceder parcelas del terreno con tal de aprobar sus presupuestos. Sémper, en una entrevista en Onda Vasca, aseguró que "en próximos meses también habrá otro tipo de acuerdos de carácter más político relacionados con las transferencias que puedan existir pendientes".

El PNV tiene hasta el día 20 para presentar las enmiendas a la totalidad y durante el 25 y 26 se debatirá si el proyecto de PGE sigue adelante o si vuelve al Consejo de Minitros para rehacerse. Está previsto que PSOE, Unidos Podemos, ERC, PDeCAT, Compromís y EH Bildu presenten enmiendas a la totalidad. Si PNV finalmente se sitúa en el lado del 'sí', se genera un empate a 175 diputados que permite el paso a las votaciones, hasta en tres ocasiones. Si en la tercera votación el empate se repite, las enmiendas a la totalidad presentadas por los seis grupos de la oposición caen y el proyecto sigue adelante; aunque aún faltaría la votación final, la de la aprobación de los presupuestos, momento en el que el 'sí' de los nacionalistas vascos es fundamental y que quieren asegurarse desde Génova.

Publicidad

Las posibles condiciones del PNV

"Ahora abordamos los PGE que tienen incidencia importante para Euskadi. La relación entre PP y PNV no es tanto un cortejo como conversaciones que se vienen produciendo desde hace meses". Sacar adelante los presupuestos sin entrar a negociar con la oposición parece ser la principal preocupación del PP cediendo, incluso, en materia política. Así lo ha afirmado Sémper: "En próximos meses va a haber también otro tipo de acuerdos de carácter más político relacionados con las transferencias que puedan existir pendientes".

A finales de 2017 los jeltzales ya propusieron una lista de transferencias del Estado a la autonomía. Entre ellas, la gestión de las prisiones o del régimen económico de la Seguridad Social, que aparecen en el Estatuto de Gernika, firmado en 1979. En la lista, de 37 transferencias que el PNV reclama, también destacan las autopistas en régimen de concesión, la administración de los aeropuertos de Loiu (Bilbao), Hondarribia y Foronda. En materia social, el gobierno vasco ha reclamado la gestión de la inmigración con el fin de garantizar "condiciones dignas a los que vienen y a los que deciden regresar a sus lugares de origen".

El PP, en la pinza PNV-C's

El Partido Popular se encuentra encajado en la negociación de los PGE. Por un lado, la falta de apoyos suficientes garantizados para sacarlos adelante, los sumiría en un debate en el que tener que ceder parcelas del proyecto presentado por Montoro. El Partido Popular, al carecer de mayoría absoluta, depende de sus colegas de formaciones minoritarias, regionalistas o nacionalistas para poder sacar sus presupuestos adelante.

El otro escollo que quiere superar el PP con estas prebendas al PNV es la pinza a la que le está sometiendo Ciudadadanos. El partido de Rivera mantiene en asfixia al Partido Popular, lo que se ve reflejado en las últimas encuestas electorales, donde los naranjas adelantan al PP por la derecha. La batalla por los votantes en el ala conservador se está librando a varias bandas y C's aprovecha cada ocasión para dejar en evidencia a los populares.

Sobre el acuerdo PNV-PP de cara a los PGE, Albert Rivera ya se pronunció a finales del mes de marzo. "A nadie se le ocurriría que Rajoy hubiera concedido el 'cuponazo' al PNV sin tener atados los Presupuestos. Lo doy por hecho, y espero que en los próximos días el compromiso esté encima de la mesa". Sin embargo, un mes más tarde, parece ser que las condiciones del PNV para un "sí" se han extendido y hay puntos que abordar que, incluso, pueden generar tensiones internas en el PP con otras regiones.

Leave A Reply

Your email address will not be published.