37.742 ciudadanos por su cuenta

13

Imágenes facilitadas por la empresa Lynce donde se aprecia la técnica que aplica y que permite asignar un número a cada una de las personas que asistieron a la manifestación del domingo en Madrid. Efe/Lynce

La gran virtud de la empresa Lynce no es su infalibilidad, sino su independencia. Al no tener adscripción política, se pueden aceptar sus posibles errores como parte de una convención. Así hacen los publicistas con las audiencias televisivas de Sofres: puesto que cualquier error de método afectará a todas las cadenas por igual, todas lo aceptan. Justo al contrario que ciertos periódicos, como La Razón, que ven mareas humanas cuando están de acuerdo con ellas y hacen comparaciones irrisorias entre manifestantes y votos cuando discrepan. Lo que se llama rigor periodístico.

Ateniéndonos a los datos de Lynce -por desgracia, sólo existe desde 2009- la manifestación del 19J en Madrid tuvo 37.742 asistentes, lo que la convierte en la quinta más numerosa. La superan, según esta misma empresa, la protesta a favor del Estatut en Barcelona en julio de 2010 (60.000 personas); contra el aborto en octubre de 2009 (Madrid, 55.316 personas); la marcha del Orgullo Gay de 2010 (51.500 personas) y la de la legalización de Sortu en febrero de este año en Bilbao (40.960 personas).

Considerando los términos cualitativos, sin embargo, la importancia que reviste la manifestación del 19J es mucho mayor, pues tanto la del Estatut como la del aborto y la de Sortu contaron con un poderoso respaldo institucional: la Generalitat en el primer caso; el PP y la Iglesia en el segundo; y las organizaciones filoterroristas con su plus de persuasión en el tercero. Esos manifestantes no sólo tuvieron detrás organizaciones fuertes, sino que además contaron con dinero público. Lo mismo puede decirse del Orgullo Gay -pese a no estar promovido por ningún partido, aunque aledaño al PSOE-, cuya celebración recibe fondos del presupuesto municipal, además de ser quizá la fiesta popular de mayor arraigo en Madrid desde hace lustros.

En España, escasean las manifestaciones de la verdadera sociedad civil. El 19J ha sido la quinta en cifras, pero sería la primera en el ranking de protestas convocadas y nutridas sólo por ciudadanos, o mediante asociaciones constituidas por ellos mismos hace menos de un mes, las asambleas de barrios y pueblos. No ha contado con ningún tipo de subvención pública para hacer panfletos, pegar carteles, confeccionar pancartas, difundir su mensaje o agitar la convocatoria, sino que muchos lo hicieron a título individual en las redes sociales o en sus blogs. Si los partidos reflexionan sobre este ránking cualitativo, tendrán más motivos aún para no seguir despreciando el 15M.

13 Comments
  1. IGNACIO says

    Interesante análisis. Hay que buscar la verdad en los hechos.

  2. Maricarmen says

    Si yo fuera lector de la razón, me sentiría muy muy ofendido, los tratan como estúpidos utilizando argumentos tan sumamente simplistas, comparando manifestantes con votantes. A mí me parece una falta de respeto hacia sus lectores. No quiero ni pensar que sus lectores no sean capaces de llegar más allá intelectualmente hablando.

  3. celine says

    A la sociedad civil: o sea, los individuos que conforman una sociedad organizados, ya se encargó de liquidarla el primer gobierno felipista: aquellas asociaciones de vecinos y de amas de casa, tan combativas se fueron diluyendo en aire. El 15 M quizá logre reestructurar a los individuos para conformar la sociedad civil que se oponga a la que siguió funcionando siempre: empresas multinacionales, bancos, instituciones oficiosas tipo cámaras de comercio, sindicatos, patronal, asociaciones financieras, etc. Con que solamente se consiga eso, se habrá dado un gran paso en españa. Con una sociedad civil organizada se lucha mejor en democracia.

  4. remosqueto says

    Celine ya era hora de que alguien nos contara la verdad, aunque la desestructuración no fue una estrategia del psoe, si no de todos los partidos, sólo que el Psoe se encargó de ejecutarla, como siempre, hacen el trabajo sucio contra las clases desfavorecidas, como son de izquierdas(para algo le pagan). Muy de acuerdo

  5. JC says

    Irene, ¿oíste la respuesta de La Razón a infamias como la tuya o del periódico en el que escribes? ¿Algo que decir al respecto? De sabios es rectificar, veo que no es tu caso, un saludo.

  6. remosqueto says

    En los últimos días los medios me están dejando perplejo, rectifican!! después de que le pillen las burdas mentiras a las que nos tienen acostumbrados. Luego nos darán clases de ética pamplinera..

  7. Irene Lozano says

    JC, antes de acusar a la gente de escribir «infamias», tómate una tila y lee bien. Verás que mi texto no hace alusión a los indignados sin cabeza, que es lo que se criticó como manipulación ayer y La Razon rectificó, sino al titular principal, en el que se comparaban votos con manifestantes. Y te aplico tu receta: rectificar es de sabios.

  8. borja says

    Por favor pedir a amigos,conocidos,familiares que no voten ni al psoe ni al pp pasarlo por favor.Si nadie vota a estos dos partidos los que ganen tendran que cambiar las cosas sin posibilidad de no hacer nada.Estarian obligados a cambiar la justicia y la leyes electorales la clave es que psoe y pp no tengan ni un voto.GENERACION NI NI,NI PSOE NI PP PASARLO PORFAVOR,hablar de ello con familiares y amigos y que nadie les vote y TODOS A VOTAR.Que voten a quien sea menos psoe y pp gracias.

  9. Ricardo says

    Hombre yo no voy a ser políticamente correcto al hablar de La Razón, periódico de carácter sectario, fabricante de libelos y donde trabajan los columnistas mas reaccionarios y venenosos de España. Si la razón según el diccionario es la facultad de discurrir, este periódico discurre poco, si razón es justicia, rectitud en las operaciones, o derecho para ejecutarlas, nada más lejos de la justicia que este periódico. Es curioso que alguien salga en defensa de La Razón con el argumento que lo han difamado, cuando precisamente es La Razón el que continuamente está difamando, injuriando y envenenando la convivencia. En relación a actitud y (falta) de ética de este periódico debería titularse “La Sinrazón”.

  10. JC says

    Cada uno tiene sus principios y los periódicos, su línea editorial. Lo mismo que rajáis aquí de la Razón puedo rajar yo del País. Pero no lo hago porque ya sé qué esperar de él, no me sorprende lo que haga. Lo que sí me sorprende es que personas como Irene critiquen a otro medio cuando en el suyo hacen exactamente lo mismo con las manifestaciones que no son de su cuerda como las católicas o las de las víctimas del terrorismo. Y si no, ya lo comprobaremos con la JMJ (ya lo estamos comprobando y aún no ha sido). Por cierto, Irene, ¿has terminado ya de digerir el repaso que te metió Rodríguez Braun o se te ha atragantado?

  11. dinerospublicos says

    Pienso que estamos equivocando el debate. Creo que nunca he leído tanta prensa y visto tanta televisión estos meses,…pero las manifestaciones celebradas en España los pasados 15M y 19J, a las que asistí, piden una regeneración y una cambio completo acerca de la forma de hacer política. Por primera vez, salvo contadas excepciones en democracia, gente de derecha y de izquierda piden lo mismo. Ver las propuestas en la web de Democracia Real YA. http://www.dinerospublicos.es

  12. IGNACIO says

    Cuando entras en casa de alguien te comportas de forma correcta y educada. Y entrar en el blog de alguien es como entrar en una casa que te abre las puertas. No estas obligado a decir a todo que sí. Puedes, y seguramente te lo agradecerán, criticar lo que te parezca necesario, pero siempre guardando unas normas de respeto y deferencia, especialmente con el anfitrión que te abre las puertas de su casa. Alguno debería «repasar» a fondo estas elementales normas de urbanidad.

Leave A Reply

Your email address will not be published.