Rajoy y el Gobierno huyen del Parlamento

1
Mariano Rajoy, a su llegada, el lunes, a la cumbre del G-20 que se celebra en Los Cabos, México. / Roberto Escobar (Efe)

El Gobierno no está ni se le espera. Son palabras de la portavoz socialista en el Congreso, Soraya Rodríguez, ante el rechazo del PP en la Mesa del Congreso, por tercera vez consecutiva, a que comparezca el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, para explicar el impacto del rescate bancario sobre los españoles. Rajoy y la mayor parte de los miembros de su Ejecutivo están de viaje. "Los que quedamos en casa -dijo el portavoz del Grupo Popular, Alfonso Alonso- deberíamos formar una piña para defender España y votar a favor del tratado de estabilidad fiscal de la Unión Europea". Sus palabras sonaron más patrióticas que las de Agustina de Aragón, pero los de Izquierda Unida-La Izquierda Plural, anunciaron por boca de José Luis Centella y de Joan Coscubiela que votarán en contra, porque "esto es una nueva estafa y nos van a sangrar", al tiempo que exigieron una consulta popular.

Pero a lo que iba. La socialista Rodríguez pidió al jefe del Gobierno que "haga escala en Madrid" entre los Cabos de Florida (México), donde disfruta de la reunión del G-20 y el viaje a Roma para reunirse con los jefes de la UE, y explique al soberano sus contradicciones. "Sólo nueve días ha durado su mentira (la de Rajoy) sobre el éxito de su presión para conseguir el rescate de 100.000 millones de euros de la banca en condiciones tan ventajosas que ni incrementaría la deuda del Estado ni el déficit, y la realidad, según la cual, la UE exige unas condiciones draconianas". El propio Rajoy se ha desmentido a sí mismo y ha reconocido que el rescate es "francamente dañino".

Publicidad

Las palabras de la portavoz socialista fueron reforzadas por los nacionistas del PNV y CiU. Hasta UPyD reconoció que lo de Rajoy no tiene nombre. Pero fue Coscubiela quien, después de que su compañero Centella tildara de "mentiroso y patético" al jefe del Ejecutivo, diseccionó la fuga del presidente en tres o cuatro opciones, según las cuales, "primero calla, después miente y finalmente huye". "No sé cuál es la postura más dañina, lo único cierto es que Rajoy es un peligro para este país".

Con la prima de riesgo española por las nubes, la disculpa de Grecia anulada por los resultados eurísticos del domingo, las exigencias del Ecofín para el rescate bancario ya blanco sobre negro -subida del IVA, supresión de las desgravaciones por vivienda, jubilación a los 67 años e intervención de los fondos de la Seguridad Social (pensiones)-, los miembros del Gobierno huyen del Parlamento y dejan solo a Cristóbal Montoro como si fuera el saco de los golpes. Es cierto, como dice el portavoz Alonso, que "los ausentes están defendiendo los intereses de España", pero la burla al soberano queda más fea que pegar al padre con un calcetín sudado. Y la comparación no va sólo por el ministro de Industrial, José Manuel Soria, que sigue sin dar la cara ante los mineros, sino por otros colegas.

Para que conozcan sus ausencias parlamentarias e itinerarios de interés nacional, reproduzco lo que dijo el representante de "los que nos quedamos en casa". Rajoy y su ministro de Economía vienen de México el jueves por la noche, duermen en Madrid, van a la reunión del Consejo de Ministros y se largan a Roma a la reunión con los jefes de la UE; el ministro de Industria, que debería hablar con los mineros, no puede porque está en Marruecos y hoy acompaña a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría en Tenerife, donde el presidente de China hace una escala técnica y debe ser agasajado. Tampoco podrán asistir a la sesión parlamentaria de control al Gobierno -aparte el presidente, la vicepresidenta, el titular de Industria-, la ministra de Fomento, Ana Pastor, que está vendiendo ingeniería española en Brasil, ni, por supuesto, el titular de Interior, Jorge Fernández Díaz, que acompaña al Rey en un acto en Algeciras de apoyo a los pescadores. Dicho todo lo cual, nadie sabe nada y el más listo es Montoro.

1 Comment
  1. José says

    No sé de qué te extrñas; es lo que suelen hacer todos los regímenes fascistas. Convenceos La PPecracia no es democracia.

Leave A Reply

Your email address will not be published.