'La Roja' hace el ridículo y su afición es humillada

7
Aficionado_La_Roja_Madrid
Un aficionado de 'La Roja', con un gesto entre el asombro y la dececpción, ayer, mientras veía en directo el partido España-Holanda en una pantalla gigante instalada cerca del Santiago Bernabeú. / Alberto Martín (Efe)

SALVADOR DE BAHÍA (BRASIL).– "He visto a un equipo cansado", nos comenta al llegar al hotel el presidente de la UEFA, Michel Platini, a la derrotada expedición que regresa del Estadio Arena Fonte Nova, a lamer sus heridas. Se refiere, por supuesto, a la seleccion española. La selección holandesa nos acaba de propinar una de las mayores palizas que se recuerdan durante el paso de la selección española por los Campeonatos Mundiales. Pero , sin duda, Platini es mucho más delicado con su lenguaje que el que se emplea en esta deprimida y cabreada delegación de aficionados de La Roja.

Esther_Jaén_Michel_Platini
Esther Jaén con Michel Platini, ayer, tras el partido. / CP

Publicidad

Las cantadas de Iker Casillas, la escasa pericia de Gerard Piqué y Sergio Ramos o hasta la torpeza final de Fernando Torres, incapaz de encontrar el balón que solamente tenía que empujar hasta el fondo de la red para tratar de maquillar el 5-1 con un segundo gol de España, fueron comentadas ampliamente entre maldiciones y lamentos durante la más de una hora que duró el triste regreso al hotel de la expedición de españoles que soñaron con volver a ver gestas y recitales de La Roja. En el mismo hotel, en la localidad costera de Praia do Forte, se hospedan, además de Platini, también la selección croata que el día anterior era vapuleada por los anfitriones, Brasil. A ellos, al menos, les consuela el tufillo a tongo arbitral con el penalti que recibieron en contra. A los seguidores de La Roja se nos tiñen las mejillas del color de la camiseta. Incluso sabemos que pudo ser peor.

En el Estadio, todo fue bien, en principio. Llegó la alegría y el júbilo, con el penalti señalado a favor de España. La víctima del penalti, el hispano brasileño Diego Costa, que fue intensamente abucheado por los seguidores de la canarinha en cada una de las ocasiones que tocó el balón. Incluso le coreaban insultos del estilo de "traidor" para matar el aburrimiento. A partir del primer gol, marcado por Xabi Alonso, de penalti, todo parecía tener menos importancia: los abucheos a Costa, el hecho de que numéricamente, los holandeses fuesen más y se hiciesen notar más, o que hubiese un batallón de brasileños, enfundados en la camiseta de la selección española, pero animando con toda su energía (que no parece tener límites) a nuestros rivales, a Holanda.

Paseo_Praia_do_Forte
Aficionados de 'La Roja', en Praia do Forte, localidad costera próxima a Salvador de Bahía. / Esther Jaén

A partir del minuto 44, justo después de que España pudiese marcar su segundo gol, llegó el primero de Holanda. Y el partido cambió. Las caras de los españoles en la grada, también. Y lo peor estaba por llegar.

Empezaron a caernos goles hasta completar la manita, con Van Persie y Robben haciendo dobletes de dianas y De Vrij apuntándose también a la fiesta. Sólo el larguero evitó que el marcador hubiese acabado con un 6-1 y Van Persie con un hat trick en su haber.La todavía campeona del mundo no se hallaba, no corría, no resolvía y no sabía qué demonios hacer cuando acertaba a hacerse con el balón. Holanda y su afición, a lo suyo: los jugadores a buscar más goles y la venganza, por aquel mundial de 2010 que les arrebató el chut certero de Andrés Iniesta y un paradón de Casillas, y su afición a corear “ooooolé, ooooolé”.

La afición de La Roja no podía sino esperar que se cumpliese el tiempo reglamentario cuanto antes. Y se cumplió y, derrotados como estábamos, tuvimos que enfrentarnos a la humillación. Muy superiores en número, los holandeses hacían pasillo a los aficionados españoles y entre gritos y chuflas exhibían su mano, con los cinco dedos extendidos: la manita de goles que nos acababan de meter.

Arena_Fonte_Nova
Aficionados de las dos selecciones, a su llegada al Estadio. / E. J.

No fueron los únicos que decidieron entregarse al choteo y la burla: el público brasileño, muchos de ellos con camisetas de España, del Barça o, en menor medida, del Real Madrid, gritaban "España, España", mientras señalaban con su pulgar hacia abajo. El más locuaz del grupo no se resistió a darnos un consejo entre mofas y befas: "España - nos gritó con una amplia sonrisa en los labios- tened cuidado con el canguro (en alusión a la selección australiana, considerada la más floja del grupo de España y de las más flojas de los 32 países participantes) que son muy buenos y os pueden ganar... jajajaja".

Fue una tarde para olvidar, pero las humillaciones, como la vivida ayer, no se olvidan fácilmente. Si los jugadores hicieron el más absoluto de los ridículos, las aficiones rivales se emplearon a fondo para ridiculizar también a la afición de La Roja, por si fuera poca la amargura de sus seguidores. ¿Y ahora, qué? Apretar los dientes y ganar a Chile el miércoles y, posteriormente, golear a Australia. Si somos capaces de hacerlo, tal vez pasemos a la siguiente fase para disputar los cuartos de final previsiblemente contra Brasil, la anfitriona, el equipo que ya nos pulverizó hace tan solo un año en la Copa Confederaciones. La cosa pinta mal, muy mal. Pero en el fútbol no hay imposibles.

"En el estadio todo fue bien al principio...". / E. J. (cuartopodervideos)
Grupo_B_Mundial_Brasil
Resultados y clasificación del Grupo B. / Gráfico: Wikipedia
7 Comments
  1. tpkshark says

    Eso les pasa por ser tan avariciosos con las primas,más del doble que la prima que cobrarían los seleccionados de países que no están en crisis (alemania,inglaterra).
    Ojalá no pasen de la primera fase,y que de paso se acabe la tontería esta de «la roja».

  2. Piedra says

    El señor Aznar le dijo a la presidenta de Argentina que ZP era gafe, pero los resultados de «la roja» fueron los mejores de la historia. ¿Qué pensará el tontolaba del bigote del de Pontevedra?

  3. mal nacido says

    joder !! cuanta inquina larvada, confundis churras con merinas, y mezclais el odio a una idea de españa con una media alegria por la derrota….no podeis olvidar que tenemos que convivir, exterminarse ya se intento y no fue posible.

  4. mal nacido says

    yo aportaria otra interpretacion de lo que paso, con una retrospectiva argumentada: lloran los españolazos (que no los españoles) porque no pudieron sacar la banderona, pero no se acuerdan del acoso y derribo a casillas por parte de mou con el aval de florentimo, ni se acuerdan del acoso y derribo del modelo barsa desde la capitalona y sus satelites….con el intimo deseo de que los madridistas lideraran a españa, pero pasaron por alto que el madrid no tiene casi españoles, y los que tiene estan tocados como casillas, viejos como xabi, o les falta mesura como ramos.

  5. mal nacido says

    por final, espero de buen corazon que los cristales rotos se puedan recomponer de cara a los proximos partidos.

  6. Viva la 'coja'... says

    Después de este infame artículo (y la impagable foto ataviada de hooligan hispánica cañí), ahora se entiende el ataque inmisericorde de esta periodista al proceso soberanista catalán así como el ensalzamiento desmedido hacia un partido absolutamente lerrouxista como Ciudadanos. Sólo espero que deba volver pronto de su ‘misión’ y nos dejen de dar la paliza con su roja. Visca Catalunya lliure!!!

Leave A Reply

Your email address will not be published.