Pedro Sánchez prepara su primer rifirrafe con Rajoy: temas sociales y Cataluña

Pedro_Sanchez
El líder del PSOE, Pedro Sánchez, atiende a los medios de comunicación el pasado martes. / P. Campos (Efe)

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, tiene claros los temas que tiene que abordar en su primera pregunta al presidente del gobierno, Mariano Rajoy, el próximo 10 de septiembre. Fuentes de la cúpula socialista han asegurado a cuartopoder.es que la primera pregunta que Sánchez formulará a Rajoy en el tramo de Control al Gobierno, en el primer pleno del presente periodo de sesiones, será un tema "eminentemente social, muy en sintonía con los problemas que preocupan a los ciudadanos". En todo caso, según estas mismas fuentes, la pregunta estará relacionada con la más estricta actualidad, por lo que el tema concreto no se decidirá hasta el último momento, para evitar que la pregunta pierda actualidad.

Los temas sobre los que trabaja el equipo de Sánchez tienen que ver con los efectos de la crisis económica y sus efectos en buena parte de la ciudadanía. Sin embargo, Sánchez tiene también en el punto de mira la situación política catalana, puesto que la pregunta se realizará el día antes del 11 de septiembre, fecha de la Diada, Día Nacional de Cataluña, fecha en la que la Asamblea Nacional Catalana ha convocado a los partidarios del proceso soberanista y de la consulta a formar un mosaico humano que emule la senyera (bandera oficial de Cataluña). Según fuentes de la propia ANC, la pasada semana había más de 220.000 ciudadanos catalanes inscritos para participar en ese evento y todavía tienen la presente semana para seguir inscribiéndose (el año pasado fueron 1,6 millones de personas los que participaron en la cadena humana que se extendió alrededor de 400 kilómetros, para reivindicar la celebración del referéndum en Cataluña).

Publicidad

Además, en esta ocasión, la pregunta de Sánchez coincidirá con la celebración de los actos institucionales, convocados por el presidente de la Generalitat, Artur Mas, que ha decidido adelantar los actos institucionales al 10 de septiembre, de modo que no coincidan con la festividad ciudadana. En esta ocasión, como añadido, Mas ha decidido trasladar la celebración oficial al Fossar de les Moreres, territorio reservado hasta ahora a los independentistas radicales. PP y Ciutadans ya han anunciado que no estarán presentes en ese acto y en el escenario elegido en esta ocasión.

Con todo ese mar de fondo catalán, lo que tienen claro en la nueva dirección del PSOE es que, sea cual sea la pregunta y el tema eminentemente ciudadano que se elija, en la intervención del secretario general del PSOE habrá una referencia expresa al conflicto catalán y una oferta de diálogo y trabajo conjunto a Rajoy, además de la recomendación de que el inmovilismo no es una opción de trabajo ante el conflicto catalán.