Zapata recibe apoyo vecinal en los primeros encuentros de Ahora Madrid en los barrios

Ahora
Jorge García Castaño, de Ahora Madrid, concejal presidente de los Distritos Centro y Chamberí, en el encuentro realizado ayer con los vecinos. / Miguel Muñoz

“Ya han llegado los soviets”, bromea un joven en Las Vistillas. Los simpatizantes de Ahora Madrid han utilizado este término usado por Esperanza Aguirre con ironía durante estas últimas semanas. La escena de un caluroso sábado en este parque del centro de Madrid tiene como protagonistas a un grupo de cerca de 100 personas arremolinadas frente a una pequeña mesa flanqueada por carteles de Manuela Carmena y del partido instrumental que gobierna la capital. En la mesa, con un micrófono y un altavoz poco potente, Jorge García Castaño, nuevo concejal del Distrito Centro. Tras una breve intervención, el concejal escucha las intervenciones de los presentes. “Llevo 35 años negociando con el Ayuntamiento y nunca había tenido el teléfono del concejal”, comenta un comerciante, agradeciendo la cercanía. Una escena parecida, aunque con un carácter más festivo, tiene lugar por la tarde en el Parque de la Vaguada, al norte, en el Distrito de Fuencarral-El Pardo. Guillermo Zapata, Mauricio Valiente y Rommy Arce son esta vez, junto a otro centenar de personas, los protagonistas. Zapata, el concejal protagonista de la última semana, recibe en ambos foros el apoyo de los presentes.

Publicidad

Las preocupaciones de los vecinos en el centro son variadas. “Hay casi 60 manos levantadas, no vais a poder hablar todos”, comenta el moderador. Se notan ganas de participar aunque un hombre recuerda que están “los de siempre” y que lo más difícil es llegar a todas las personas y hacerlas participar. La conexión entre el Ayuntamiento y la ciudadanía, es decir, las formas concretas de participación ciudadana, es uno de los temas más comentados. García Castaño destaca que espera crear Mesas de Convivencia con asociaciones, empresarios, policía, etc, para el mes de septiembre. Harán también cambios en el reglamento de participación y en el Consejo de Participación, órgano “que no vale para nada”, según un vecino que formaba parte de él. Reclama diálogo fluido entre la Junta Municipal de Distrito y los colectivos y asociaciones. El concejal toma nota.

Una integrante de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca pone sobre la mesa los desahucios. “Hay urgencia para crear mesas sobre vivienda en el distrito. Así llegaremos más rápido a resolver situaciones”, señala. Comenta también que hay que abordar la situación de la Empresa Municipal de la Vivienda Social (EMVS) para saber cuántos edificios tienen. “Puedo entender la imagen de legalidad que se quiere dar desde el Ayuntamiento, pero no hay que olvidar las acciones desde abajo”, continúa. La activista recuerda que hay un desahucio previsto para el día 30. “Tú ya lo sabes Jorge”, dice al tiempo que propone reunirse con las sucursales bancarias de los barrios y no sólo con las cúpulas como hizo esta semana Carmena. García Castaño comparte la necesidad de esas mesas y destaca también la creación próxima de la Oficina Antidesahucios. Dicen que siguen sin tener datos de la EMVS. Pide también que todo el mundo abra los ojos y contacte con los trabajadores de servicios sociales cuando se detecten casos de desahucios.

“El centro no es un parque temático”, señala un vecino haciendo referencia a la limpieza y ocio nocturno. Otro señala que ante la cantidad de personas que orinan en la calle se podía estudiar poner baños públicos en la calle como en otras ciudades europeas. Las terrazas de bares, su ruido y el incumplimiento de horarios es otra preocupación de un grupo de personas. “La limpieza sé que es urgente, todas las quejas que estoy recibiendo estos primeros días son sobre eso”, destaca García Castaño. Añade que sería interesante hacer un recorrido por los “puntos negros” en este aspecto. Sobre las terraza, recurre a un trabajador municipal presente en el acto. Éste explica que intensificarán el esfuerzo. Precisamente un vecino destaca que las dos “palancas” de fuerza que tienen que usar desde la ciudadanía son la presión social y el apoyo a los trabajadores municipales.

Otras cuestiones abordadas son las próximas fiestas de barrio en el distrito. Los contratos ya están cerrados aunque esperan, eso sí, poder ofrecer más actividades y gestionarlas de otra manera el próximo año. “Que Carlos Sánchez Mato sea el concejal de Economía es una garantía de que se hará la auditoría ciudadana de la deuda”, responde García Castaño sobre esta cuestión, uno de los pilares del programa de Ahora Madrid.

Apoyo para Guillermo Zapata

Ahora2
Guillermo Zapata, Mauricio Valiente y Rommy Arce, concejales de Ahora Madrid, en el encuentro del Distrito Fuencarral-El Pardo celbrado en la tarde de ayer. / M.M

El nombre de Zapata ha saltado a la luz pública durante toda la semana. El pasado lunes anunció en rueda de prensa que no sería concejal de Cultura tras la polémica por unos tuits antiguos. Sin embargo, sigue con su acta de concejal y se encargará de los Distritos de Fuencarral-El Pardo y Villaverde. Fue recibido con aplausos cuando llegó al acto organizado en La Vaguada. Por la mañana, García Castaño también tuvo palabras de apoyo igualmente correspondidos por los asistentes. “Es un honor compartir proyecto y Gobierno con Guillermo”, señaló por su parte Valiente. El que será de nuevo militante de IU destacó la importancia de volver a replicar el modelo de la campaña electoral con encuentros por distritos de este tipo. “Pedimos que seáis impacientes, es algo positivo y nos lo vamos a exigir. Pedidnos explicaciones, exigidnos información con paciente impaciencia”, exclamó Valiente ante un centenar de personas.

Las medidas para “abrir” las Juntas Municipales a la participación fueron de nuevo uno de los puntos destacados. Valiente sintetizó lo más inmediato como llevar a cabo plenos abiertos de presentación en las instituciones o un cambio de horario para que sean por las tardes, algo que fue muy aplaudido. Zapata llamó a que los vecinos ayudaran a la labor municipal y explicó que durante estos días se había dedicado a “aterrizar” en la junta y reunirse con los trabajadores. Se les preguntó sobre cómo se iban a articular Foros de Participación, algo a lo que Arce, concejal en Arganzuela, contestó que intentarían dar legitimidad a esos espacios vecinales construidos desde abajo.

Destacó Zapata que es muy importante para Ahora Madrid la coordinación entre Distritos para llevar a cabo un modelo de ciudad común. “Nos tenéis que controlar”, señaló al tiempo que añadía que notaba una “energía e incertidumbre” que le recordaba al 15M. Entre las prioridades del Distrito estudiadas ya esta semana se explicaron, entre otras, la recuperación del teatro del barrio, un plan de limpieza general y la presión que puede ejercer el Ayuntamiento hacia la Comunidad respecto al funcionamiento de los ambulatorios.

Entre el público, varios representantes de la asociaciones vecinales de los barrios. Aprovecharon para presentarse y emplazar a Zapata a una reunión. “El proyecto nos resulta muy ilusionante e interesante”, comentó el presidente de la AAVV Montecarmelo. “No he participado en la campaña y no os conocía. Ahora que ya os conozco más me siento orgulloso de vosotros por todo lo que ha pasado”, destacó un vecino. “Tendremos reuniones con todas las asociaciones”, contestó el concejal. Otro asunto puesto encima de la mesa por un vecino fue el de las barreras arquitectónicas para personas con discapacidad. “Te pido un cubo de cemento”, le dijo un vecino a Zapata. Éste explicó que tienen que recuperar las competencias de distrito para los técnicos de obra para poder actuar más rápidamente ante demandas concretas. Otros asuntos como la defensa del patrimonio industrial del barrio, concretado en la fábrica de Clesa y los Estudios Buñuel, fueron objeto de mención en un acto que acabó con una batucada y con la sensación de que se había hecho corto.