Los inscritos de Podemos deberán ratificar cualquier pacto postelectoral

8
Iglesias_Moncloa
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, durante la rueda de prensa que ofreció ayer tras la reunión con el presidente del Gobierno español en funciones, Mariano Rajoy./ Juan Carlos Hidalgo (Efe)

Una semana después de la celebración de las elecciones generales, el futuro Gobierno del país sigue en el aire. Ayer fue un día intenso para los 4 partidos más votados. El PSOE celebró un Comité Federal en el que los barones regionales presionaron a Pedro Sánchez para que el próximo Congreso sea en febrero. Por su parte, Mariano Rajoy recibió en Moncloa tanto al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, como al líder de Ciudadanos, Albert Rivera. El primero de ellos volvió a reiterar las líneas rojas marcadas por la formación para cualquier entendimiento con el PSOE. Además, durante su rueda de prensa, reafirmó un asunto que está pasando más desapercibido durante estos días: la posición de los inscritos en Podemos. El líder del partido morado contestó a preguntas de los periodistas que cualquier pacto postelectoral deberá ser ratificado en votación como ya ha hecho Podemos en otras ocasiones.

Publicidad

Publicidad

“Respecto a los procedimientos democráticos en Podemos, nosotros somos estrictos en eso y lo vamos a seguir siendo”, destacó Iglesias ayer. El partido siempre ha defendido la participación como una de las bases de su funcionamiento. La obligación de realizar esta consulta para cualquier acuerdo o decisión postelectoral no está explicitada en los documentos oficiales aprobados en la Asamblea Ciudadana de Vistalegre. En cualquier caso, el partido ha llevado a cabo iniciativas similares tras las pasadas elecciones autonómicas, primeras tras las europeas en las que se presentó con su marca.

Fueron hasta cuatro las consultas que se realizaron entonces. En todos los casos para preguntar si los diputados autonómicos de Podemos debían apoyar la investidura del Gobierno del PSOE. Sucedió en Extremadura, Castilla-La Mancha, Aragón y Baleares. En el primero de los casos, el presidente Guillermo Fernández Vara recibió los votos de los diputados de Podemos tras una serie de negociaciones bilaterales y una consulta a la militancia. Votaron 1.207 personas y el resultado estuvo reñido con un 44,19% a favor, 29, 24% marcó “abstención” y un 26,57 rechazaba apoyar la investidura. Emiliano García-Page fue también investido presidente en Castilla-La Mancha con los votos de los diputados morados. Las medidas acordadas para este apoyo fueron, entre otras, incrementar las ayudas de emergencia social, rescatar a 27.000 dependientes, no hacer desahucios sin una alternativa habitacional o contratar a 1.000 nuevos profesionales sanitarios o educativos. Este tipo de medidas fueron negociadas, con matices, en todas las comunidades. En la consulta se incluyeron dos preguntas, una referida al apoyo al PSOE y otra que señalaba la posibilidad de que Podemos se abstuviera y diera el Gobierno a María Dolores de Cospedal. Participaron 1.888 personas y la mayoría, un 96,31% apoyó el "sí" a García-Page.

“¿Apoyarías un voto puntual de investidura de los diputados y diputadas de Podemos a un presidente del gobierno del PSOE para evitar que el PP vuelva a gobernar la Comunidad Autónoma de Aragón?”, fue la pregunta realizada para investir a Javier Lambán. Votaron 2.237 personas de las que el 90,36% dijo que sí. En el caso de Baleares se realizaron hasta 6 preguntas referidas a la investidura y a posibilidades de entrar en el Gobierno junto a PSOE y MES. Francina Armengol fue investida presidenta balear con los votos de Podemos. No entraron en el Gobierno pero las bases también ratificaron el acuerdo programático para la investidura y el organizativo que dio a Podemos la Presidencia de la cámara. Participaron en la consulta 761 personas. Destaca el denominador común: en ninguna de la cuatro participó ni siquiera el 20% del censo de cada comunidad. Podemos también consultó a sus bases si Cádiz Sí Puede, candidatura municipal encabezada por José María González “Kichi” debía realizar un pacto de Gobierno con Cádiz en Común (integrada por IU y otros colectivos). Votaron 354 personas de las cuales el 94,03% dijo "sí".

Las consultas más recientes realizadas por el partido de Iglesias han sido sobre los acuerdos de confluencia y sobre el programa electoral. En la primera se ratificó buscar acuerdos territoriales con otros actores políticos para las generales y participaron 44.792 personas, un 11,9% del total de inscritos en aquellas fechas. En la segunda se registraron 15.264 votos, cerca del 4%. Actualmente, el partido cuenta con 389.952 personas inscritas y que tendrían derecho a votar en una hipotética consulta.

8 Comments
  1. @carlosmagaro says

    Ratificar= hacer que los inscritos desfilen alegres tras la flauta del líder

  2. Piedra says

    ¿Y por qué no preelectoral?

  3. Lucifried says

    No a los pactos con mafiosos, yo me quedo con 69 escaños y hago lo que pueda

  4. santaklaus says

    Cuando el PP anunción que nos subía en 2016 el sueldo un 1% Montoro se echó unas risitas. ¿sabes por donde te puede meter esa subida? Espera, mejor: Voy a donar ese dinero a Podemos. Ríete ahora, Montoro.

Leave A Reply

Your email address will not be published.