Escrito de rectificación de PROMAN Servicios Generales SL

1

PROMAN

«El pasado 11 de mayo de 2016, este mismo medio publicó un artículo titulado “Defensa paga 11 millones a una empresa condenada por delitos sociales” en el que, sin el menor contraste de fuentes, se manifestaron hechos rotundamente falsos, e inexactos. Tampoco es cierto que sean 11 millones anuales. El contrato es de aproximadamente 5 millones anuales.

En el primer párrafo del artículo mencionado se alude a la supuesta circunstancia de que la entidad Proman se encuentra “condenada por varios delitos sociales y contra la libertad sindical”, así como a presuntos “beneficios a empresarios condenados como delincuentes sociales”. En ningún caso, la entidad PROMAN ha sido condenada por delito alguno, ni sociales ni contra la libertad sindical, ni de otra índole. Los procedimientos a los que el artículo se refiere se enmarcan en la jurisdicción social, y no penal, no pudiéndose, en consecuencia, enjuiciar delito alguno.

Publicidad

A continuación, el tercer párrafo, relata unos hechos que, directamente, son falsos cuando señala que los trabajadores “recibieron la ejecución de la orden de readmisión en diciembre pasado, se limitaron a darles de alta en la Seguridad social para que evitar que cobrasen el subsidio de desempleo y a no pagarles el sueldo, manteniendo en la calle, fuera del Museo y sin cometido concreto a diez de ellos.”. La realidad, a cuyo contraste informativo este medio no procedió, fue que se dio de alta de forma inmediata a todos los trabajadores afectados al día siguiente de la recepción de sentencia, si bien el procedimiento se encuentra recurrido ante el TSJ de castilla la mancha. En tanto en cuanto se habilitaban los puestos de trabajo, ya que hay que extinguir los contratos de los trabajadores activos para proceder a la reincorporación de los demandantes, estos han percibido su salario en las mismas cuantías reconocidas en sentencia. Posteriormente, al realizar los ajustes en la plantilla, se han incorporado progresivamente a su puesto de trabajo con el mantenimiento de las condiciones de trabajo que tenían.

El párrafo siguiente continúa incidiendo en acusaciones calumniosas, al señalar que “los titulares de Proman han sido reiteradamente condenados por delitos contra los derechos sindicales”. Como se ha señalado anteriormente, no existe ni condena ni procedimiento penal alguno por delito de ningún tipo.

La información falsa e inexacta se reitera en el quinto párrafo, donde se señala que Lázaro Bernal Moya es apoderado de la entidad, cuando no lo es. Del mismo modo se señala que la entidad se constituyó en 2013, cuando lo fue en el año 2000, siendo por tanto también falsa la afirmación de que “se constituye para beneficiarse contratos de varios ministerios” cuando la realidad es que solo hay un contrato con el Mº de Defensa adjudicado en 2014 mediante subasta electrónica.

Finalmente, en el último párrafo se señala que la entidad “concurrió con la oferta más baja, 5,49 euros la hora por empleado, y dejó fuera de juego a sus competidores”, obviando la circunstancia de que el procedimiento de licitación fue por subasta electrónica y que dicho procedimiento se basa en el precio como criterio de adjudicación. Del mismo modo, se señala que los salarios reales “no superan los tres euros a la hora, lo que, en el mejor de los casos, supone una retribución mensual de 800 euros”, afirmación errónea, pues los salarios que se abonan son los que marca la legislación aplicable por centro de trabajo, en función de la existencia o no de convenio colectivo de aplicación y que asimismo coinciden, e incluso son superiores por las actualizaciones del IPC, con los que abonaban las contratas anteriores».

Respuesta de cuartopoder.es al escrito de rectificación de Proman.

Leave A Reply

Your email address will not be published.