Rajoy rompe su silencio para decir que ya no tiene "ninguna autoridad" sobre Barberá

1
Europa Press (YouTube)

El jefe del Ejecutivo en funciones, Mariano Rajoy, ha roto hoy su silencio de tres días sobre el caso de Rita Barberá para asegurar que la exalcaldesa de Valencia "ya no es militante del Partido Popular", por lo que él,  como presidente del PP, no tiene "ninguna autoridad" para pedirle que renuncie a su escaño en el Senado. Rajoy ha hecho estas declaraciones ante la prensa tras la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la UE celebrada en Bratislava.

"Barberá ha abandonado el PP. Nosotros le pedimos en su día que renunciara a la militancia. Ella lo ha hecho y a partir de ahí el presidente del PP ya no tiene ninguna autoridad para con ella", ha afirmado rotundo Rajoy al ser preguntado si cree que debería dejar su escaño en la Cámara Alta como piden otros cargos del partido.

Publicidad

Este comentario se produce tres días después de que se conociera la decisión del Tribunal Supremo de abrir causa contra Barberá por un presunto delito de blanqueo de capitales en el PP del Ayuntamiento de Valencia, en el marco de la Operación Taula derivada del 'caso Imelsa'.

Al ser preguntado sobre los ERE que afectan al PSOE andaluz, ha aprovechado para resaltar que la corrupción "no es algo de un partido" ni es "algo de una organización concreta" sino que va "unida a la condición humana". Por eso, ha insistido en que él no va a "calificar" el tema de los ERE sino que serán los tribunales los que "tengan que decidir lo que ha ocurrido".

 

1 Comment
  1. Kaleidoscope says

    Sería interesantísimo conocer qué es lo que piensan el resto de gobernantes europeos y la prensa europea sobre «el personaje éste del que usted me habla»…
    Impresionante es el daño que está haciendo el «capo genovés» a la imagen internacional de la Monarquía Bananera de esPPañistan (y sobre todo a sus súbditos).
    El deterioro producido por pasear a éste «presunto» delincuente por esos foros es tan grande que probablemente habría que plantearse seriamente cambiar el nombre al país (y no me refiero al periódico… aunque probablemente también le haga mucha falta)

Leave A Reply

Your email address will not be published.