Pedro Sánchez continuará la guerra hasta el próximo Congreso Federal

3
pedro_sanchez_comite_federal_psoe_efe
Pedro Sánchez, durante la rueda de prensa tras el pasado Comité Federal del PSOE en la que anunció su división. / Fernando Villar (Efe)

Desatada la tormenta en el PSOE, nadie puede garantizar ahora que llegue la calma. De hecho, lo que ha sucedido al bochornoso espectáculo ofrecido ayer en la reunión del Comité Federal es la desolación y tristeza de sus dirigentes y militantes, en cualquiera de los dos bandos enfrentados. Lo que nadie descarta ya, especialmente después de que el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, anunciase en un programa de televisión que acababa de hablar con el exsecretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y que éste le manifestó su intención de presentarse a las elecciones primarias para volver a optar a la secretaria general, cuando corresponda, es que la batalla continuará en el próximo Congreso Federal.

Publicidad

Uno de los dirigentes que ayer votó contra Sánchez, aunque, según confiesa "hubiera preferido no tener que hacerlo y no haber llegado a una situación tan horrible", tiene claro el discurso que va a intentar abanderar Sánchez frente a los críticos que han acabado ganándole en el Comité Federal y obligándole, por tanto a presentar la dimisión: "Su discurso es: yo soy el representante de las bases, el que siempre les ha dado voz y voto y que llegó a liderar el PSOE gracias a esos votos, por eso voy a intentar devolverles esa fuerza que les han arrebatado". En todo caso, advierte a renglón seguido que "no dejan de ser argumentos falaces". Otra dirigente, miembro del Comité Federal, añade que "esas bases le nombraron secretario general porque muchos de esos barones que hoy son críticos trabajaron en sus respectivos territorios a su favor". Protesta esta dirigente porque "el 'pedrismo' (sic) dice tener todas las bases a su favor y eso habría que verlo... Y lo veremos en el Congreso Federal, porque todos dábamos y damos por hecho que Sánchez se va a presentar a las primarias. Por eso hace ese discurso, tan de bases... tan populista y tan de martirologio, que no ha sido".

No es la única abonada a esta tesis. Son muchos quienes aseguran que, además de restañar heridas, hay que prever los movimientos de Sánchez, quien, por cierto, tiene el mismo derecho que cualquier otro militante a presentarse, siempre que consiga los avales que exige el reglamento de primarias. Pero sin dejar de ser importante el "marcaje a Sánchez", lo urgente pasa por varios escenarios que se presentan de inmediato. En primer lugar, el Grupo Parlamentario y su organización interna, ya que el próximo martes se celebra sesión plenaria. Habrá que ver dónde se ubican Sánchez, César Luena y, en definitiva, los miembros de la ya antigua dirección socialista. Para asumir las funciones de portavoz del PSOE va de boca en boca entre los socialistas el nombre de Eduardo Madina, quien no tendrá tarea fácil, porque habrá de lidiar con un Grupo que está dividido casi al 50% entre los partidarios de Sánchez y sus críticos.

La difícil decisión sobre la investidura de Rajoy

También urgente, pero, sin duda, más importante que cualquier otro asunto es la posición del PSOE ante la hipotética investidura de Mariano Rajoy. Los partidarios de Sánchez dan por hecho que el PSOE se abstendrá para permitir que gobierne el PP y que "ese es el verdadero motivo del golpe que nos han dado", advierte uno de los más próximos colaboradores del ex secretario general. Los críticos admiten que "después del espectáculo del Comité Federal y de la fractura que se ha abierto en el PSOE, no podemos ir a elecciones, porque el batacazo sería morrocotudo". Son palabras de uno de los que estuvo ayer en Ferraz durante horas, esperando el momento de la votación contra Sánchez. Sin embargo, asumen que "el discurso de Sánchez sobre nuestra voluntad de colocar al PP en el gobierno es letal y está concebido para presentarse en el Congreso como el guardián de las esencias, el que cayó por defender al 'no' al PP y a Rajoy" como si los compañeros que no estuvimos de acuerdo con su gestión no fuésemos de izquierdas".

Justa o injustamente, todos los consultados aseguran que, de ir a terceras elecciones, el PSOE podría desangrase electoralmente hablando, perder unas decenas de escaños y ceder el primer puesto en la oposición y en la izquierda española a Podemos. Pero desbloquear la gobernabilidad y permitir que Rajoy acceda al poder (suponiendo que el PP no quiera sacar ventaja electoral de la debacle socialista y prefiera ir a la repetición de las elecciones, por tercera vez) coloca a la presidenta andaluza, Susana Díaz, en una posición muy difícil de cara al Congreso Federal, frente a un Sánchez que la acusaría de haber puesto a Rajoy "y al partido de la corrupción"en el gobierno, como subraya uno de los militantes de base que ayer estuvo a las puertas de la sede socialista en la Calle Ferraz, increpando a barones y críticos.

La solución para el PSOE pasa por no concurrir a terceras elecciones y, para sus críticos, por no tener que asumir, además, en clave interna, el coste de haber permitido gobernar al PP. En este punto, uno de los estrategas del PSOE advierte que "la clave puede estar en el PNV". Según su teoría, el PNV no necesita apoyos para la investidura, pero los necesitará para la gobernabilidad "salvo que apueste- precisa- por sacar sus presupuestos con Bildu o con Podemos". Y los 9 escaños del PSE en el Parlamento Vasco no son suficientes para obtener la mayoría absoluta. Las "ayudas" bien podrían llegar desde el PP. Según esta hipótesis, los 5 escaños del PNV en el Congreso de los Diputados bien podrían ser moneda de cambio. Si eso se produjera, Rajoy contaría con 175 escaños. "El voto que falta, se puede solucionar siempre... Perdiendo un avión, por ejemplo..." Parece un deseo, más que una estrategia real de actuación política, pero dada la situación crítica del PSOE, hay quienes prefieren asentir con la cabeza mientras murmuran "todo es posible".

3 Comments
  1. Miscelánea says

    Hola, como lectora de este diario digital me gustaría pedir encarecidamente que por favor «se apartatase el lenguaje y tono bélicos» por parte de la autora de este artículo y de otros relacionados con asuntos de la vida democrática.

  2. ramon_ says

    Tiene razón Miscelánea. Lo del PSOE no es una guerra, es lo siguiente.

  3. matusalen says

    logico, muchos desconectamos desde ya de la sarta de tonterias que nos empiezan a soltar los criticos….y nos quedamos en la rueda de prensa de sanchez del 26 de septiembre, lunes, despues de la reunion de la ejecutiva donde se decidio la convocatoria del comite del sabado y su contenido, votacion de congreso y primarias, incluyendo el turno de preguntas. argumentos, decision, coherencia, respeto, estrategia y jugada a los adversarios, dignidad y orgullo de partido, y serenidad y dominio del espacio, sanchez, demasiado pal body de muchos incompetentes. por eso te zumbaron. lo dicho, hasta que eso se reconstruya bye psoe de criticos mediocres, cobardes y traidores….a otro perro con ese hueso.

Leave A Reply

Your email address will not be published.