Gobierno y PP tachan de ‘torpeza’ el desliz de la ministra con el copago farmacéutico

Imagen subida por la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, a su cuenta de Twitter para desmentir su afirmación anterior sobre el copado farmacéutico. / @DolorsMM
Imagen subida por la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, a su cuenta de Twitter para desmentir su afirmación anterior sobre el copado farmacéutico. / @DolorsMM

Gobierno y PP reaccionaban ayer con contundencia ante la confusión sembrada por las palabras de Dolors Montserrat, ministra de Sanidad, que el lunes planteó que habría que instituir el copago farmacéutico para aquellos pensionistas que perciben entre 18.000 y 100.000 euros al año. El Ministerio de Sanidad se negó a aclarar o matizar lo planteado por su titular, quien al día siguiente tuvo que desmentir, a través de su cuenta personal de Twitter, que se fuese a incrementar el mencionado copago. Esto incrementó el nerviosismo ambiente, del que acabaron contangiándose su propio partido e, incluso, algunos de sus compañeros de gobierno. ¿Se trataba pues de un globo sonda? Ayer, miembros del Gobierno y del PP respondían de forma unánime: «Nada de globos sonda… Es una torpeza de la ministra».

Uno de los compañeros de gabinete de Dolors Montserrat explica que «sería absurdo lanzar un globo sonda y mucho menos un anuncio de este calibre, cuando es evidente que no tenemos mayoría suficiente en el Parlamento para acometer este tipo de reformas… ¿Qué sentido tendría cabrear a los posibles socios gratuitamente?»

Publicidad

Otras fuentes, en este caso de la dirección del PP, admiten que «en el partido hemos manejado algún documento en el que se señala, entre otras opciones, una posible revisión de los copagos farmacéuticos como solución al creciente gasto farmacéutico que tenemos, pero es uno más de los documentos de trabajo que nos llegan todos los días». Sin embargo, estas mismas fuentes advierten que «no hay que confundir documentos de trabajo con nuestro programa de gobierno y queda claro que esa propuesta no aparece en nuestro programa electoral, ni en ninguno de nuestros documentos de estudio de elaboración propia».

La conclusión de otro miembro de la dirección del PP consultado por cuartopoder.es es que «la ministra metió la pata, se tiró a la piscina y dijo algo que quizás piense,  o que le hayan comentado, pero que ni es voluntad del partido, ni del Gobierno, ni debería haberlo comentado, precisamente porque es la ministra de Sanidad».

En privado, algunos apuntan a la » falta de experiencia» de la titular de Sanidad, otros a «un exceso de imprudencia», la cuestión es que ninguno de los consultados por este diario aprueba el «patinazo» de Dolors Montserrat; la desmienten, subrayan que se ha visto obligada a enmendarse a sí misma, la acusan de haber «alarmado» innecesariamente al colectivo de pensionistas y recuerdan que «ya tenemos suficientes problemas en esta legislatura, como para andar creándonos gratuitamente otros nuevos».