Garzón: los debates “de los aliados” no han de parar el nuevo bloque político y social

Garzon-Coordinadora-Federal-IU
Alberto Garzón en un momento de su intervención en la reunión de la Coordinadora Federal de Izquierda Unida. / @iunida
Actualización de las 16:30 con el resultado de la votación del informe de Garzón

IU celebra esta mañana una reunión de la coordinadora federal, órgano intermedio de dirección que en la práctica sustituye a la antigua Presidencia Federal. En ella el coordinador federal Alberto Garzón ha realizado un informe de coyuntura política actual centrado en dos aspectos principales. Por un lado, la situación parlamentaria, con fuertes críticas a la labor del PSOE y C´s respecto al Gobierno del PP. Por otro, las tareas de construcción de un bloque político y social aprobadas por IU en su XI Asamblea Federal. Sobre la primera cuestión ha calificado a los dos partidos de “comparsas” y “fieles escuderos” de los populares. Garzón también ha tenido mención, aunque sin nombrarlos directamente, para Podemos y sus debates internos. “IU no puede, ni debe, esperar a los aliados, sino que, tal y como venimos haciendo en los últimos meses, debemos construir desde abajo y desde la izquierda este necesario bloque político y social. Aunque seguimos con atención los procesos internos de los aliados, respetamos sus debates y nos posicionamos al margen de los mismos”, ha destacado. El informe ha sido aprobado por 67 votos a favor, 4 en contra y 17 abstenciones.

Publicidad

En este sentido Garzón ha destacado que la construcción de un nuevo movimiento político y social es “aglutinar en un mismo espacio político a las víctimas de la crisis y del capitalismo a fin de construir una alternativa política y económica al régimen del 78”. Pero en ningún caso hablan “de caminar hacia una sopa de siglas”, puesto que ni siquiera se refieren “a la siempre fetichista esfera del derecho y de lo jurídico”. Garzón, en una reciente entrevista con este medio rechazaba que su objetivo fuera una fusión orgánica con Podemos. “Somos conscientes de que al mismo tiempo que se constituye el bloque político y social, tenemos que abordar de una forma colectiva su referencia electoral desde la aplicación de lo acordado en la XI Asamblea y lo plasmado en el Plan Estratégico de IU”, ha añadido. Hay que recordar que este plan de trabajo se marcó como objetivo crear ese nuevo espacio en 2019. Para todo esto IU “no puede, ni debe” esperar a “los aliados”. Ha recordado que la militancia del partido ya tuvo “debates similares” a los del partido morado y ha anunciado que para desplegar estos acuerdos durante los próximos meses mantendrán reuniones y contactos con otras organizaciones y movimientos sociales.

El líder de IU ha recordado que la tarea estratégica de su partido “se encuentra en la calle y en la movilización”, ampliando su base social “desde el trabajo práctico”. La labor de IU sería en estos momentos “volcarse en la calle” para que las víctimas de la crisis se movilicen y organicen como bloque político y social “capaz de romper con el régimen del 78 y con el sistema económico capitalista”. Para ello se han puesto en marcha diferentes programas que implican la participación de su militancia como la campaña contra la precariedad. “Desde el punto de vista de una política electoral y espectacularizada, son fundamentales para construir la base social de cualquier transformación real del país en el medio y largo plazo. La hoja de ruta neoliberal es insostenible en el tiempo, y está creando las condiciones para una movilización tanto espontánea como organizada, pero sin la construcción de un bloque político y social transformador estaremos en camino de una nueva derrota”, ha afirmado.

La intervención de Garzón también se ha centrado en criticar el papel del Gobierno y del PSOE y C´s. “El Gobierno del PP está continuando la hoja de ruta de recortes y consolidación fiscal que dictan las instituciones supranacionales”, ha afirmado. Concretamente, se ha referido al recorte de 5.000 millones de euros en el techo de gasto y una subida de los impuestos especiales, además del rescate a las autopistas privadas. “Es más de lo que hemos vivido en los últimos años y que ha tenido como consecuencia mayor desigualdad, desempleo, precariedad y pobreza”, ha explicado. Para Garzón, el PP necesita en su hoja de ruta el apoyo de PSOE y C´s. “De momento lo está consiguiendo mediante un equilibrado juego de chantaje y complicidad ideológica”, ha dicho. Considera el dirigente de IU que ninguno de los dos partidos cuestiona el fondo del proyecto político de los recortes, sino sólo la velocidad. “Quemarnos a fuego lento o a fuego rápido, ese es el dilema entre las distintas partes del régimen. En cualquier caso, chamuscado queda el pueblo”, ha señalado. La amenaza electoral, rechazada por los socialistas y el partido naranja, crearía incentivos también para el consenso.

El bloqueo que está llevando a cabo el Gobierno con “toda ley aprobada en el Parlamento que no esté en consonancia con su hoja de ruta” también ha sido criticado por Garzón. “El Parlamento se ha convertido con más motivo en un vaciado espacio político”, ha dicho. “Estamos asistiendo a un mezquino intercambio de cromos en el que el espectáculo y la realidad se entrecruzan y superponen”, ha destacado, explicando que “los subalternos, PSOE y Cs” aparecen “al nivel del espectáculo, como influyentes opositores del Gobierno mientras que, al nivel de la realidad, son tanto comparsas del Gobierno, cuando apoyan sus leyes, como fieles escuderos, cuando impiden propuestas alternativas”.

Como en otras ocasiones también ha alertado sobre la preparación de una reforma constitucional “que de una manera controlada maquille y adecue el actual entramado institucional, para dar salida a las actuales contradicciones del régimen sin poner en peligro las supremacías de la oligarquía”. En definitiva, Garzón considera que hay un Gobierno tripartito con los tres socios como “corresponsables de la hoja de ruta de los recortes y, por ende, de los efectos que esta política genera en nuestra sociedad”. La tarea parlamentaria de IU se debe centrar en demostrar que hay alternativa política y económica y en “denunciar el juego de trilerismo” de esos tres partidos. Por último, ha alertado de que hay indicios suficientes para pensar que durante los próximos meses el gobierno de Rajoy presentará una reforma de las pensiones, modificaciones en la regulación laboral, recortes presupuestarios en sanidad y educación y la citada reforma constitucional.

Aparte de Garzón también ha intervenido la secretaria de Estrategias para el Conflicto, Sira Rego, para informar del desarrollo que la campaña contra la precariedad ya mencionada que IU puso en marcha en el mes de noviembre.