Barones del PP temen que Rajoy no tenga un plan para frenar el referéndum catalán

Soraya-Saenz-de-Santamaria-y-Francesc-Homs-en-el-Congreso
Francesc Homs y Soraya Sáenz de Santamaría se cruzan al pie de la tribuna de oradores en el Congreso de los Diputados, en noviembre de 2016. / Efe

Varios barones del PP consultados por cuartopoder.es expresan su temor a que el gobierno que preside Mariano Rajoy no tenga un plan para evitar la celebración del anunciado referéndum que el gobierno de la Generalitat de Cataluña y su presidente, Carles Puigdemont, aseguran que se celebrará "sí o sí" el próximo mes de septiembre. "Si lo tienen", asegura uno de esos barones, "ni yo, ni creo que el resto de compañeros de las autonomías tenemos conocimiento".

Algunos de los consultados recuerdan la consulta del 9 de noviembre de 2015 y cómo entonces el gobierno dijo, en primer lugar que no se iba a celebrar, después habló de su nula legitimidad y, por tanto, validez y, una vez celebrada, acabó con sus presuntos impulsores políticos y administrativos en los tribunales, con imputaciones de delitos de desobediencia, malversación, prevaricación administrativa obstrucción a la justicia o usurpación de funciones. Ninguna de las causas, ni la que se dirime en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña y que afecta al expresidente catalán, Artur Mas; la entonces vicepresidenta, Joanna Ortega, y la que fuera consellera de Educación, Irene Rigau, ni a la que se refiere Francesc Homs --hoy portavoz de PDECat en el Congreso y entonces conseller de Presidencia-- que lleva su curso en el Tribunal Supremo, ha llegado a su fin y, probablemente, esos juicios sean la antesala de la nueva convocatoria de otro referéndum catalán.

Publicidad

Barones, presidentes autonómicos y otros dirigentes no quieren que la historia se vuelva a repetir. Un presidente autonómico confiesa "no entiendo muy bien a qué viene el mea culpa que entonó la vicepresidenta". Se refiere a las palabras de Soraya Sáenz de Santamaría, en las que admitía que el PP se equivocó al no pactar con el PSOE y llevar ante el Tribunal Constitucional el Estatuto de Cataluña. Otra dirigente territorial recuerda que "yo misma recogí firmas contra el Estatut... y lo hice convencida de que era lo correcto y lo que había que hacer... No entiendo qué pretende ahora el gobierno, asumiéndolo como un error".

No entienden el 'giro' del partido

De la incomprensión ante el giro dado por el PP, al menos en las declaraciones oficiales, pasan a la preocupación por el giro que puedan dar los acontecimientos. Desde el resto de autonomías, los dirigentes populares quieren lo que uno de los interpelados define como "parar los pies a los que quieren saltarse la ley a la torera, sea porque quieren ser independientes, o porque quieren sacar beneficios y privilegios con respecto a otros territorios". La opinión casi unánime es que hay que impedir que se celebre el mencionado referéndum, pero lo cierto es que ninguno de los consultados sabe cuál es el plan, si el gobierno tiene un plan y si, finalmente, se paralizará el referéndum.

"Nadie sabe si el gobierno está dispuesto a aplicar el artículo 155 de la Constitución Española (que permite suspender competencias de una comunidad autónoma que esté incumpliendo la ley), si van a dar órdenes a los Mossos d'Esquadra para que impidan la apertura de los colegios o para que retiren las papeletas", asegura un líder territorial. "La cuestión", continúa este dirigente, "es que, cualquiera de nuestros interlocutores en Génova o en La Moncloa se limitan a decirnos que "el referéndum no se celebrará, porque es ilegal, pero, según parece, también lo era la consulta del 9-N y se celebró".

En los diversos territorios donde gobierna el PP, o donde ejerce de oposición, sus dirigentes saben de sobra que el referéndum es ilegal, pero no les parece que ese motivo sea suficiente para hacer desistir al gobierno catalán y a quienes le apoyan. Por eso, ansían saber si Rajoy tiene un plan y cuál es. Pero hasta el momento se sienten al margen de cualquier estrategia que pudiera estar construyéndose tanto en la dirección nacional del PP, como en el gobierno.