Puigdemont estudia hacer coincidir el referéndum con las elecciones catalanas

1
Mariano-Rajoy-y-Carles-Puigdemont-en-El-Prat-marzo-2016-homenaje-víctimas-Germanwings
Mariano Rajoy escucha las explicaciones de Carles Puigdemont durante el acto de homenaje a las víctimas del accidente de Germanwings, celebrado en El Prat, el 23 de marzo de 2016. / Efe

El presidente de la Generalitat tiene claro que convocará el referéndum "sí o sí", pero cada vez tiene más dudas de que esta vez se pueda celebrar. Ante la posibilidad de que, en cumplimiento de la ley, los tribunales prohíban el referéndum y las fuerzas de seguridad actúen en consecuencia, impidiendo la apertura de los colegios electorales, por ejemplo, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, baraja varios escenarios, pero, según han confirmado fuentes del nacionalismo catalán a cuartopoder.es, una de ellas sería la convocatoria simultánea de elecciones autonómicas y del referéndum.

De optar por ello y convocar en la misma fecha elecciones autonómicas y referéndum, el gobierno de la Generalitat conseguiría evitar el precinto de los colegios electorales, obligando así a precintar y/o requisar exclusivamente las urnas y las papeletas relativas al referéndum en cada una de las mesas electorales. En las últimas elecciones catalanas, celebradas el 27 de septiembre de 2015, se abrieron un total de 2.702 colegios electorales y se constituyeron 8.177 mesas electorales.

Publicidad

Por tanto, la opción de convocar simultáneamente unas elecciones que entran dentro de la legalidad y las competencias de la Generalitat y un referéndum que, de acuerdo con la legalidad vigente, no lo es, precisaría, según fuentes soberanistas,  de un mayor despliegue de las fuerzas de seguridad del Estado, además de provocar un cierto caos en los colegios electorales y proporcionaría una imagen "favorable" a la causa independentista. Esa imagen, en opinión de las fuentes consultadas, podría incluso atraer a un mayor número de votantes pro independentistas a las urnas. Eso es, al menos, lo que está valorando el presidente catalán.

Puigdemont, por otra parte, baraja otra posibilidad, sin llegar a provocar el posible precinto de los colegios electorales y la intervención de las fuerzas de seguridad del Estado: en este caso, su plan pasaría por  convocar el referéndum y, ante la imposibilidad de celebrarlo, tras la prohibición del Tribunal Constitucional, convocar de inmediato las elecciones autonómicas, con un marcado carácter plebiscitario y, según asegura un exconseller del gobierno de la Generalitat, "usar el argumento, que tiene bastante predicamento en la sociedad catalana, de que el Estado español ha impedido el ejercicio democrático de un pueblo".

El efecto buscado, en todo caso, sería el mismo: movilizar al máximo al independentismo catalán para concurrir a lo que las fuentes consultadas, admiten con pesar que "tiene toda la pinta de quedarse en elecciones autonómicas, pero con un marcadísimo carácter plebiscitario". Una prohibición y unas  elecciones, apuntan, que, "pase lo que pase, no acabarán con las ansias independentistas de los catalanes".

1 Comment
  1. Javi_Charly says

    Cualquier experimento vale con tal de quedar de mártir.

Leave A Reply

Your email address will not be published.