Se desata la guerra de los avales en el PSOE

4
avales-PSOE-militantes-y-simpatizantes-socialistas-en-el-mitin-de-pedro-sanchez-en-valladolid-18-02-2017
Militantes y simpatizantes socialistas exhiben carteles con las siglas del partido, durante el mitin de Pedro Sánchez en Valladolid, ayer sábado. / Nacho Gallego (Efe)

Oficialmente, el Congreso del PSOE no se convocará hasta la celebración del Comité Federal del PSOE, el próximo 11 de marzo, momento en el que también se convocarán las elecciones primarias para elegir al próximo secretario general y se dará a conocer el censo oficial del PSOE: todos aquellos militantes que estén al corriente de pago y que, por tanto, tienen derecho a voto, además de los militantes de Juventudes Socialistas y del PSC, que sigan con el procedimiento establecido. Pero los cargos intermedios del PSOE se han lanzado ya a la captación de los avales ya que, de acuerdo con los Estatutos socialistas, todo aquel aspirante a presentarse a las primarias, tiene que aportar al menos el equivalente al 5% del número de militantes en forma de avales.

En las primarias que enfrentaron a Pedro Sánchez, Eduardo Madina y José Antonio Pérez Tapias, el censo era de alrededor de 198.000 militantes, por lo que el número de avales mínimo que cada aspirante tuvo que aportar fue de 9.874. Para las primarias, que se celebrarán en mayo, se calcula que el listón será más bajo, porque ha disminuido sensiblemente la militancia, pero, por si acaso, los partidarios de unos y otros andan ya comprometiendo avales dentro de la organización del partido.

Publicidad

Esos avales, que se pueden presentar física o telemáticamente, se comprometen en estos días en todos los territorios. En Madrid, por ejemplo, donde la militancia está muy fragmentada, ciertos cargos agrupan avales con la esperanza de ser los que más aporten. En esta federación, por ejemplo, parece que los grupos organizados de recolección apuestan por Susana Díaz como ganadora de la contienda, pese a que ella aún no ha manifestado públicamente su intención de concurrir a las primarias, y aspiran a ser los que más avales le presenten, para, en su día, ser más tenidos en cuenta que otros grupos dentro del socialismo madrileño.

En otras federaciones, donde hay una mayoría nítida aglutinada bajo un líder o un sector mayoritario, los avales se van recogiendo desde las agrupaciones. Es el secretario general, el de Organización o algún otro miembro de la dirección el encargado de pedir a los militantes su aval. Es también una forma de indicar quién es el preferido del "aparato" para cuando llegue el momento de la votación.

En Andalucía, no hay duda: los más activos recolectores están dentro del propio aparato del PSOE-A. "Solamente con los avales de Andalucía", asegura uno de los más activos recolectores dentro del partido, "Susana Díaz tendría muchos más de los avales necesarios, pero esa no es la idea. Es todo lo contrario: cuanto más territorios abarque, mejor". Los avales son una expresión inicial de fuerza de los candidatos, aunque no siempre el más avalado haya sido el vencedor de un Congreso. Por ejemplo, el exministro y expresidente de Castilla-La Mancha, José Bono, fue el aspirante que presentó, con diferencia, más avales en el Congreso de 2000, pero fue José Luis Rodríguez Zapatero quien, por nueve votos de diferencia con Bono, logró hacerse con la Secretaría General del PSOE.

Hay también quienes, como Eduardo Madina, claramente alineado con Susana Díaz y destinado a ocupar un puesto de responsabilidad, en caso de que la andaluza salga vencedora en estas primarias, han tanteado sus apoyos, han organizado reuniones y tratado de rescatar los mismos avales de que dispusieron hace cuatro años. Entonces, Pedro Sánchez obtuvo 41.338 avales, frente a los 25.238 obtenidos por Madina y los 9.912 que consiguió Pérez Tapias, quien alcanzó "por los pelos" el número de avales requeridos. Quien no lo logró fue el socialista madrileño Eduardo Sotillos. En esta ocasión, no parece que ninguno de los dos aspirantes declarados, Sánchez y Patxi López, vaya a tener problemas para reunir los correspondientes avales. Mucho menos, con la organización del partido en Andalucía de su lado, Susana Díaz, quien, según sus más fieles colaboradores, "va a poner sobre la mesa muchos más avales de los que se le piden, en una demostración más de fuerza y de músculo".

4 Comments
  1. SuperVisor says

    ¿De verdad que hay mas de 10.000 militantes socialistas que están de acuerdo con que el PP sea el que gobierne en España, con el aval de Susana?
    ¡¡Que pena!!¡Animo Pedro! ¡Limpia las cuadras, aunque tengas que desviar el Guadalquivir!

    ¡¡NO ES NO!!

  2. matusalen says

    no solo estan con el pp, estan tambien con podemos, podemos le interesa mucho que en el psoe no salga sanchez. en consecuencia connivencia total entre el pais y los de la nueva politica, preferimos la gestora…

  3. JB.Jesús Berenguer-desde (Lel-Pinoso-Alicante) says

    Don Pedro, después de dejar el Congreso del Diputados ¿todavía tiene usted ganas de plantar cara a quienes la echaron?
    Teniendo un trabajo como el suyo, deje que se muerdan y apártese. Vaya a ser, que de rebote, le llegue algún bocado y se le infecte.
    Aunque en el fondo le entiendo, Usted ha luchado por lo que cree. Pero las viejas glorias que no han hecho otra cosa que aparentar y vivir, apoyándose en las siglas PSOE, no le van a permitir que coja las riendas del partido…saludos y al tiempo. JB.

  4. neike says

    Aunque los avales no son lo importante, me parece muy aventurado decir que Susana Diaz va a tener más que el resto. Creo que la autora del artículo desconoce como es el proceso de recogida de avales.

Leave A Reply

Your email address will not be published.