Compromís apoyará la moción de censura de Podemos a pesar de sus discrepancias

Confluencias. Compromís
Alexandra Fernández, portavoz de En Marea, Joan Baldoví, portavoz de Compromís, Xavier Domènech, de En Comú Podem, y Pablo Iglesias, secretario general de Podemos en una foto de archivo. / EFE

El órdago que ha lanzado Compromís a Unidos Podemos para pedirle aplazar la moción de censura registrada contra Mariano Rajoy hasta que el PSOE celebre su congreso no ha sentado bien en el seno de la formación morada, pero no está en peligro el apoyo de la coalición a la iniciativa. Así lo ha confirmado a este diario el portavoz de los valencianos en el Congreso, Joan Baldoví. “La moción era absolutamente necesaria, se tenía que presentar. Votaremos a favor y, aunque no lleguemos a los 176 diputados necesarios para que prospere el día 13 de junio, hay que seguir intentándolo”, ha explicado. De igual manera, el partido respaldaría a los socialistas si estos finalmente se decidieran a presentar su propia moción, posición que mantienen desde antes de que  Pablo Iglesias animara a esto mismo al recién electo secretario general, Pedro Sánchez.

La vicepresidenta de la Generalitat valenciana, Mónica Oltra, fijó el jueves la postura de Compromís, aliado electoral de los morados, respecto a la moción de censura. En una entrevista a Onda Cero, reclamó que se retirara la iniciativa hasta que el PSOE configure su nueva dirección, en el congreso que celebra del 16 al 18 de junio, para recabar los apoyos necesarios y así garantizar su “viabilidad”. Los valencianos son el único partido que desde el primer momento dio su apoyo incondicional a la iniciativa y estas declaraciones hicieron mella en Unidos Podemos, que ha seguido la estrategia de presionar a Sánchez con la oferta de retirar la moción si éste presentaba una propia antes de la celebración del congreso socialista. Las reacciones evidenciaron el malestar. El nuevo secretario de Podem en Valencia, Antonio Estañ, apuntó a “la cierta necesidad de Compromís de proteger al PSOE y a la figura de Ximo Puig que está debilitada”. De hecho, una de las primeras medidas de Estañ será revisar el ‘pacto del Botánico’ que mantiene en el Gobierno de la región a PSOE y Compromís.

Publicidad

Este sábado Estañ y Baldoví han podido conversar en Valencia. El portavoz de Compromís le ha transmitido al secretario general que la intención de su partido “no es proteger a nadie” sino procurar que “la moción salga adelante”. La iniciativa actualmente solo cuenta con el apoyo de los valencianos y ERC, que se ha sumado al ‘sí’ esta semana. “Si queremos es denunciar es una cosa, pero si queremos que la moción de censura salga adelante hay que conseguir acercarnos a los 176 votos”, ha indicado Baldoví, que ha precisado que la polémica entre ambos partidos carece de sentido porque Pablo Iglesias ha sostenido prácticamente “lo mismo” en sus últimas declaraciones. “Yo lo que decía es que intentáramos parar un poco para ver si este PSOE es el que propició la abstención para que gobernara Rajoy o es el que algunos habían prometido en las primarias”, ha aclarado.

Más allá de estrategias, las cuentas no salen, pero el grupo parlamentario de Unidos Podemos ha defendido a ultranza que la moción de censura es “un imperativo ético” y que la oleada de casos de corrupción del PP que han salido a la luz en las últimas semanas ponen de manifiesto “la urgencia” de expulsar al partido del Gobierno. Según indican fuentes de Podemos, hay escasas posibilidades de que el partido retire la iniciativa aunque todo continúe como hasta ahora y no sumen nuevos apoyos. “Ha llegado a un punto en que retirarla es peor que mantenerla, aunque mantenerla suponga un desgaste”, explican, al tiempo que afirman que dentro de la formación son conscientes de que la estrategia es “arriesgada”, pero que no hay un debate de posturas enfrentadas al respecto.