CONGRESO / Ratificación del Tratado de Libre Comercio Unión Europea-Canadá

Sánchez anuncia al comisario Moscovici que el PSOE se abstendrá en la votación del CETA

2

 

La nueva Ejecutiva en Ferraz.
Pedro Sánchez en la reunión con la nueva Ejecutiva en Ferraz. / PSOE (Flickr)

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha anunciado hoy a Pierre Moscovici, comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, que el PSOE se abstendrá cuando se vote en el Parlamento español la ratificación del CETA, el Tratado de Libre Comercio entre la Unión Europea y Canadá. El político francés había pedido previamente a Sánchez que reconsiderase la postura de su formación, abanderada por la recién elegida presidenta Cristina Narbona, que propugnaba no respaldar el proyecto, a pesar de que el pasado mes de febrero los socialistas españoles lo respaldaron en el Parlamento Europeo.

Publicidad

Moscovici, que se ha definido como "favorable a la ratificación" del CETA porque es "el tratado más progresista de la historia de los firmados por la UE", porque Canadá comparte muchos valores con Europa, como la protección del medio ambiente y de la diversidad cultural, tiene una buena sanidad pública y defiende la agricultura y que, por todo ello, el cree que el PSOE debería apoyar el tratado y que, de no hacerlo, estará en desacuerdo con la Comisión Europea que fue quien negoció el CETA.

Sánchez había defendido su postura arguyendo que "en 1.600 páginas del Tratado, sólo hay 4 sobre nuestros derechos medioambientales", que también existen diferencias en el modo de resolver los conflictos, en la protección de los derechos laborales frente a los inversores y que, además, no se contemplan "penalizaciones en la violación al Tratado".

La visita de Moscovici se producía horas después de que el martes los socialistas votaron a favor de la retificación del CETA en la Comisión de Asuntos Exteriores del Congreso, entonces  la nueva presidenta, Cristina Narbona, rectificaba a los propios miembros de su partido, asegurando en las redes sociales que no lo apoyarían. Todo quedaba pendiente de la primera reunión del nueva Ejecutiva, prevista para el lunes, donde se decidiría si el PSOE sedecantaba por el 'no' o por la abstención. Esta última era la postura más plausible, pero Sánchez ha despejado este extremo durante la reunión con el comisario francés.

Narbona comunicó este cambio de postura en Twitter en respuesta a un usuario que opinaba que "apoyar el CETA no es de izquierdas pero a Ciudadanos le encantará". En su réplica, la presidenta del partido era clara: "No lo vamos a apoyar". Esta desautorización al grupo parlamentario se produce unas horas después de que el portavoz socialista en la Comisión de Asuntos Exteriores de la cámara baja, Ignacio Sánchez Amor, asegurara que el partido no cambiaría de postura. De hecho, en la votación posterior el CETA se aprobó por 28 votos a favor y 8 en contra.

Ahora el tratado tendrá que seguir su cauce y se votará en el pleno del Congreso y, de resultar aprobado, continuará hasta el Senado. En principio, es probable que salga adelante con el apoyo del PP, Ciudadanos y PNV o PDCat. Tras ser aprobado en la Eurocámara el pasado febrero, el CETA debe ser ratificado también en los Parlamentos de los 28 miembros de la UE.

En los últimos días, algunos diputados socialistas, cuya voz más visible es Rocío de Frutos, habían pedido que, al menos, hubiera un debate interno en el partido. De hecho, importantes nombres de la nueva Ejecutiva, como la propia Narbona o Núria Parlon, alcaldesa de Santa Coloma de Gramenet (Barcelona) y ahora responsable de Cohesión Social e Integración, están abiertamente en contra de este tratado multilateral, que podría poner en peligro los derechos laborales, medioambientales y el trabajo de los productores locales en favor de las grandes empresas.

Un paso más hacia los acuerdos con Podemos

El apoyo o rechazo al CETA era una prueba de fuego para el nuevo PSOE que pretende resituarse en la izquierda y que aspira a ser una formación "coherente", en palabras del propio Pedro Sánchez. De hecho, en las enmiendas que su equipo planteó a la ponencia marco que guiará las posiciones políticas del PSOE en los últimos años, se declaraban dos adversarios: "uno ideológico, el neoliberalismo, y otro político, el Partido Popular". El juego de rivalidades parece incompatible con el apoyo a este tipo de acuerdos de libre comercio.

De esta forma, la nueva dirección del PSOE comienza a acercarse más en algunas materias a Podemos para alejarse del PP y de Ciudadanos. Mientras hace unas semanas la diputada Soraya Rodríguez defendía en este diario algunas ventajas del CETA, como que el consumidor se beneficiará de la bajada de precios por la reducción máxima de los aranceles, la nueva dirección ha cambiado de rumbo y ha decidido escuchar a las 350 organizaciones que han protestado contra este tipo de tratados en la campaña No al TTIP, CETA y TiSA.

2 Comments
  1. Frisco says

    Si este es el tratado más progresista de la Unión Europea, ¡cómo serán los otros! El Psoe ha dado un paso importante para que su declaración identitaria de izquierdas no sea mero palabreo. A ver hasta donde llegan.

  2. LDMuras says

    Bruselas presume ahora de permitir una iniciativa contra el CETA que debió admitir hace meses

    El
    Tribunal General de la UE emitió una sentencia que tumbaba la decisión
    de la Comisión Europea de rechazar una Iniciativa Ciudadana con el apoyo
    de tres millones y medio de europeos contra los tratados de libre
    comercio CETA y TTIP. Marina Albiol, portavoz de IU en la Eurocámara,
    denuncia que es «una estafa» a los europeos, ya que el acuerdo comercial
    con Canadá fue ratificado hace seis meses, y sólo ahora se permite que
    prospere esta iniciativa. Y en España lo mismo ..

Leave A Reply

Your email address will not be published.