¿Qué líos internos hay en IU?

  • Enrique Santiago considera que los pasos dados por Actúa son un "anuncio de ruptura"
  • IU garantiza que la última decisión sobre la confluencia la tomarán los territorios

Los pasos que da la dirección de IU en relación a la confluencia con Podemos siempre levantan revuelo interno entre las minorías críticas de la coalición izquierdista liderada por Alberto Garzón. De esta manera, esta semana se conocían los resultados del referéndum interno impulsado desde la calle Olimpo para ratificar el acuerdo marco con Podemos y Equo, apoyado por un 76,62% de votantes, con una participación del un 42% del censo. Las críticas vienen por lo que los sectores críticos consideran que ha sido una baja participación.

Estos sectores son IU Sí Con Más Fuerza, grupo próximo al ex coordinador federal Cayo Lara que en la última Asamblea Federal de IU obtuvo un 21% de los apoyos para entrar en la dirección, e Izquierda Abierta, del anterior, Gaspar Llamazares, que tan sólo obtuvo menos del 5%. El equipo de Garzón consiguió un 75%, una amplísima mayoría en los órganos internos federales de IU. Además de las discrepancias manifestadas por los críticos sobre la consulta de la confluencia, otro problema se ha destapado esta semana al que tendrá que hacer frente Ismael González, el actual secretario de Organización: el riesgo de ruptura por parte de Izquierda Abierta que, cada vez más, funciona como un partido independiente a IU bajo la marca registrada de Actúa, nuevo partido en el que se encuentra el propio Llamazares, así como el juez Baltasar Garzón, entre otra gente.

Publicidad

La polémica con Actúa

Publicidad

El secretario general del PCE, Enrique Santiago, se muestra muy crítico ante cuartopoder.es con respecto a los nuevos movimientos de Actúa o Izquierda Abierta, distintos espacios que comparten buena parte de la militancia y tienen una estrategia común. Y más después de que eldiario.es publicara que “PSOE y Actúa abren negociaciones en Madrid para las elecciones de 2019”. Santiago acusa a los de Llamazares de “falta de claridad e, incluso, de lealtad”. “Llamazares lleva desde hace tiempo una campaña contundente en contra de la confluencia de IU con Podemos, pero luego nos enteramos de que Actúa está hablando con Podemos para establecer un acuerdo en la Comunidad de Madrid”, comenta el dirigente comunista, añadiendo: “Después nos enteramos de que se van a reunir con el PSM, creo que hay una enorme falta de coherencia política y claridad, no sé si también de lealtad”.

Arantza Rodríguez´, responsable de comunicación de Actúa e Izquierda Abierta, desmiente la información de eldiario.es. “Desmiento totalmente que vaya a haber negociaciones con el PSM, hay planificada una reunión con el PSM a petición de ellos y Actúa va a hablar, como hicimos con el sector de Errejón en Podemos y hablaremos con todo el mundo, a modo de presentación”, explica Rodríguez. “Diálogo y luego ya veremos qué surge, si surge algo, y con quién”, añade.

La doble apariencia de Actúa, por un lado, una formación que no está integrada en IU, e Izquierda Abierta, que sí lo está y, de hecho, tal y como recuerda Santiago, “recibe recursos económicos de IU”, es una situación difícil de gestionar. “Actúa es un proyecto en el que se ha integrado Izquierda Abierta como organización; la mayoría de la gente de Izquierda Abierta ya está fuera de IU, sobre todo en Madrid. Sólo siguen unas cuantas personas en IU de Izquierda Abierta, uno de ellos es Llamazares”, explica Rodríguez.

“Si Actúa va a competir electoralmente con IU, eso es, como en cualquier organización política, causa de incompatibilidad”, afirma Santiago que considera que, los pasos dados por Actúa e Izquierda Abierta son “un anuncio de ruptura”. “Hasta las rupturas deben ser consensuadas, Actúa es una fuerza de izquierdas y dentro de las políticas de convergencia no habrá ningún problema de hablar por parte de IU con esta fuerza, aunque sea una fuerza muy reducida, pero para esto, para facilitar el futuro, Llamazares tiene que actuar con claridad ahora y sin faltar a a lealtad de su propia Organización”, añade el secretario general del PCE.

Llamazares, además, es el portavoz parlamentario de IU en el Parlamento asturiano. Con la federación asturiana ha habido un reciente conflicto por la consulta sobre la confluencia, tal y como contamos en este medio. “¿Qué va a ocurrir con el proceso de primarias de IU en Asturias?”, se cuestiona Santiago, reclamando que “Izquierda Abierta o Actúa indique qué piensa a hacer en el proceso electoral para evitar situaciones lamentables como que se presentara candidato a la Presidencia del Principado alguien de este sector y luego rompieran con IU“. “Si hay que acordar las discrepancias e iniciar un proceso de ruptura, se puede hacer con toda normalidad, lo que no tiene sentido es seguir con esta ambigüedad”, añade.

Alberto Novoa es el secretario de Organización de Izquierda Abierta. Sobre la posibilidad de ruptura con IU, considera: “Igual que a IU le pedimos una reflexión sobre hacia dónde va la dirección, nos la pedimos a nosotros mismos, no tiene por qué existir solamente el universo de IU en la izquierda alternativa, puede haber otros”. En este sentido, se refiere a Actúa: “Actúa es un espacio de reflexión y de análisis, va más allá de un partido político aunque se registró la marca, con el que mucha gente de Izquierda Abierta simpatiza”. “Participar en este espacio forma parte de la autonomía que tiene Izquierda Abierta, está dentro de lo natural y del intento de apertura que hemos tenido siempre”, añade, recordando que hay miltantes de Izquierda Abierta que también lo son de IU y otros que no, igual que sucede con Actúa.

El secretario de Organización de IU Federal, Ismael González, habla con cuartopoder.es para explicar la posición oficial sobre esta polémica. “En IU siempre hemos tenido una pluralidad muy grande y cada partido tiene la capacidad de participar en ámbitos externos, pero hay un marco de convivencia conjunto que hay que cumplir y que dice que sus miembros están adscritos a IU y que no competirán electoralmente contra IU”, advierte González. “El caso de Actúa lo trataremos en el órgano competente, pero que quede claro que es incompatible que una organización que esté en IU compita electoralmente contra IU, no lo vamos a permitir ni vamos a ser impasibles contra eso”, asegura.

Valoraciones del referéndum interno

Desde los sectores de IU Sí Con más Fuerza e Izquierda Abierta, han criticado la participación en el referéndum celebrado esta semana. 12.449 personas dieron su opinión en esta consulta que suponen el 42,2% del censo de total tanto de militantes de IU como de simpatizantes. De ellos, cerca del 77% dijeron que sí al acuerdo marco de confluencia entre Podemos, IU y Equo. García Rubio, integrante de la actual dirección federal y de la corriente IU Sí Con Más Fuerza, considera al respecto que “ha habido solamente un respaldo de uno por cada tres afiliados y simpatizantes, a pesar de que en relación con el anterior referéndum sobre la confluencia, el censo electoral ha bajado enormemente, de 73.000 personas a prácticamente de 30.000″. “No creemos que esté suficientemente respaldado por la dirección”, añade.

Esto le preocupa a García Rubio: “Las bases tienen que estar ilusionadas de cara a la campaña, hay que pegar carteles, difundir las ideas y esta es una situación muy complicada”. “La mayor parte de la gente está de acuerdo con la confluencia, pero no con este modelo de confluencia, la dirección no explica a dónde se va con este acuerdo y el acuerdo no despierta ningún interés ni entusiasmo”, considera García Rubio, quien también es secretario federal de Empleo y Modelo Productivo de IU. “IU tiene una implantación local muy importante y en municipios de tamaño mediano y pequeño no hay gente de Podemos y no se ve bien la necesidad de un acuerdo de este tipo”, añade.

Por su parte, Novoa, de Izquierda Abierta, comenta: “Hay una evidente bajada del censo, eso es signififcativo. Se han perdido, en dos años, 40.000 personas en relación a la anterior consulta sbore la coalición con Podemos, es un síntoma de debilidad y hace falta reflexionar sobre si hay que redefinir la estrategia o alguna parte de la estrategia”. Este dirigente de la formación de Llamazares critica: “Llevamos ya bastante tiempo vaciando la organización de la capacidad de análisis y diálogo interno que ha tenido siempre, las tomas de decisiones se hacen en la consulta, sin el análisis suficiente que requiere este tipo de temas”. “Ha habido una paulatina desaparición de IU a partir de Unidos Podemos. Incluso el mismo Alberto Garzón lo manifestó hace un tiempo así”, prosigue.

Para Enrique Santiago, estas críticas de los sectores críticos, valga la redundancia, son “un escenario de confusión interesada, quejarse por quejarse”. “La participación es superior a cualquier proceso de toma de decisiones que se haga en los órganos. En segundo lugar, cuando esta gente ha realizado tareas de dirección, no se ha preocupado de que hubiera más y mejor participación. En tercer lugar, la participación es la normal en cualquier organización que está comenzando a abrir procesos participativos”, continúa el secretario general del PCE. “Hay un problema de protagonismo, no hay un debate en clave constructiva en los órganos, se sacan manifiestos y se lleva el debate interno a los medios de comunicación”, concluye.

González también aclara la posición oficial sobre este asunto. El responsable de Organización de IU cree que “la participación ha sido muy buena”. “Ha bajado la participación de la consulta sobre la confluencia del 26-J, pero se ha subido con respecto a la última consulta, la de los documentos de la última Asamblea Federal”, asegura. En la Asamblea Federal participaron casi 10.000 personas y en esta consulta unas 12.000. En la consulta sobre la confluencia estatal de Unidos Podemos participaron unas 20.000 personas. “En aquel momento estábamos a pocos días de las elecciones y eso motivaba la participación”, explica González.

Además, este dirigente de IU asegura que el volumen entre los simpatizantes de gente que está vinculada a los procesos de primarias municipales, pero que no participan en las decisiones estatales, es amplio. “La potencia de IU es municipalista, principalmente”, añade. “Los simpatizantes tienen que validar antes de los procesos su voluntad de participar, de esta manera actualizamos el censo, eso no quiere decir que los simpatizantes aue no validan dejen de existir, pero tienen que validarse para participar. Los simpatizantes han sido 8.800 personas, los afiliados siguen siendo 21.000. La participación ha sido muy buena”, valora. Si se ha bajado con respecto a la consulta de la confluencia ha sido, según González, porque “este preacuerdo daba mucha tranquilidad, es un preacuerdo que preserva la decisión de los ámbitos territoriales en todo momento”. “Que participe un 42% del censo actualizado es un buen dato y que el 76% del voto haya sido favorable es, también, un muy buen dato”, prosigue.

La última decisión la tienen los territorios

Una vez la dirección de IU ha obtenido un respaldo generalizado entre las bases sobre el modelo de confluencia, el documento marco elaborado desde la calle Olimpo reconoce que cada territorio, región o municipio, tendrá la última palabra sobre si en ese lugar determinado concurren en confluencia o no. Una vez negociados los programas y las listas entre las distintas fuerzas que participen en las confluencias, las bases volverán a decidir si le dan el visto bueno o no a cada acuerdo concreto. Sin embargo, García Rubio encuentra algunos problemas en el acuerdo de relevancia según la Ley Electoral.

“Si en un municipio no hay acuerdo y nos presentamos como IU, IU Federal tiene que nombrar un representante de esa candidatura, no el mismo de la coalición, en la Junta Electoral Provincial, central y de zona”, explica. “Eso no se dice claro en este acuerdo y, si no se hace, esa candidatura no tiene validez”, dice García Rubio, que prosigue: “Otro problema es que si en un lugar no hay acuerdo, ¿quién se queda con la marca de la coalición, IU o Podemos? Si se la queda Podemos, no se podrá presentar IU, un integrante de la coalición no se puede presentar frente a la candidatura de la coalición”.

Sobre estas dudas planteadas por García Rubio, González se muestra tajante: “Hay gente en IU que está utilizando de forma instrumental y falsa algunas informaciones de cara a los medios de comunicación, todo se ha debatido en los órganos y saben cómo se articula el acuerdo, saben que los territorios pueden elegir entre ir juntos o separados”. “Hace unos días, el coordinador de Zamora nos reclamaba a través de los medios de comunicación que les confirmáramos que podrían presentarse solos a las municipales, lo hemos repetido varias veces ya en los órganos”, lamenta el secretario de Organización.

“Lo que deberían decir y no dicen es que no quieren confluencia, es algo legítimo, que lo digan, pero IU no ha aprobado eso. Están falseando los datos que saben cuáles son”, advierte González, que aclara las cuestiones planteadas por García Rubio: “El hecho de que IU haya decidido ir en coalición significa que IU Federal ampara a todos los municipios que vayan en coalición. Al que no vaya en coalición, IU le amparará igualmente y le registraremos como IU. Si IU, Podemos y Equo van por separado en algún municipio, no pueden utilizar el nombre de la coalición ni IU ni Podemos ni Equo”.