HACIA EL 10-N

Sánchez agita el discurso del miedo para conseguir un “gobierno fuerte”

  • "Necesitamos un gobierno fuerte porque las amenazas que tenemos son muy fuertes", aseguraba el presidente del Gobierno en funciones en La Sexta 
  

1

El PSOE va ganando en las encuestas. Ir a la cabeza suele hacer que los partidos tengan posiciones conservadoras en las campañas y que la máxima sea, por tanto, no estropearlo. Pero en el caso de los socialistas, se juegan el gobierno a la repetición electoral. Las tendencia de las últimas encuestas apunta a un PSOE sin avances definitivos. Por eso, el secretario general socialista, Pedro Sánchez, ha subido los decibelios y ha enarbolado el discurso de miedo para que los españoles no arriesguen y apuesten por lo seguro: "Necesitamos un gobierno fuerte porque las amenazas que tenemos son muy fuertes".

Desde hace semanas, Sánchez espolvorea tres grandes miedos en sus mítines: las consecuencias del Brexit, el "enfriamiento" económico y la deriva catalana. Pero este viernes, ante el periodista Antonio García Ferreras en La Sexta, el presidente del Gobierno en funciones subió el tono: "Sumirse en el bloqueo es demoledor". Igualar a abril en escaños o perder unos pocos será leído como un fracaso, especialmente, si no logra conservar Moncloa.

Aunque los socialistas siguen pidiendo esa "mayoría amplia" que les permita formar ese gobierno "cohesionado", es decir, monocolor, ya empiezan a admitir nuevos elementos en el discurso que no les condicionen tanto los pactos poselectorales que, a la luz de las encuestas, tendrán que buscar seguro: "Yo nunca he rechazado el apoyo de ninguna fuerza política a la izquierda del PSOE", le confesaba a Ferreras.

Publicidad

Entre las filas socialistas son conscientes de que, si no hay alternativa de gobierno tras las elecciones de noviembre, la presión se extenderá también hacia las derechas, PP y Ciudadanos, para que no haya unas terceras elecciones.

Queda menos de una semana para que comience oficialmente la campaña electoral, que durará solo una semana y en la que no habrá cartelería. La desafección puede aumentar la tasa de abstencionistas e indecisos y, por tanto, los partidos tendrán solo una semana para convencer. El PSOE parte como favorito, tiene a su favor haber colocado en la precampaña la memoria histórica, con la exhumación de Franco, y en el campo adverso, la evolución imprevisible de Catalunya.

Los 'comuns' como excusa

Aún así, una colaboración poselectoral no es sinónimo de gobierno de coalición. Si el PSOE crece, tendrá más comodidad para presionar con su ejecutivo"coherente" y monocolor. Por si acaso, refuerzan las excusas. "¿Se imagina una parte del gobierno defendiendo la constitución y la otra defendiendo que existen presos políticos en Catalunya y poniendo en cuestión la labor del Tribunal Supremo?", se excusaba Sánchez para ejemplificar cómo hubiera sido ese gobierno bicéfalo de PSOE y Unidas Podemos.

A Sánchez siempre le ha preocupado la influencia de los 'comuns' sobre Podemos y su posición sobre Catalunya, un escollo para un futuro gobierno que podría resolverse si la colaboración se quedase solo en el Congreso: "¿De qué hablaron ayer el señor Iglesias y la señora Colau? De referéndum y votaron en el Parlament resoluciones en contra del Tribunal Supremo", afirmaba en La Sexta. El presidente en funciones también se quejó de que los comunes hubieran cuestionado las cargas policiales.

La reacción al fallo era esperado, pero con el alargamiento de la tensión empieza a cundir la preocupación en el partido. Por si acaso, tanto El PSC y el PSOE estarán representados en la manifestación de este domingo de Sociedad Civil Catalana, por si aún a alguien no le ha quedado claro de qué lado están los socialistas.

1 Comment
  1. Florentino says

    … ¡ Del lado que han estado siempre !. Incluso, cuando volaba el helicóptero hacia Mingorrubio, para hacer una declaración institucional partidaria… Certificando que no han sacado al dictador gratis, que detrás hay mucho que explicar, pero se queda para dentro de algún tiempo cuando se necesite tirar del comodín; de momento se hace un «Rajoy indecente»… Consciente de no reunir ningún apoyo dentro de una leve izquierda, que le enseñó cómo se hace una moción de censura, apoyando, reuniendo voluntades dispares; para terminar excluyendo al SG de Podemos… Y pidiendo árnica a las derechas ultras en manera de apoyos ( esas que no han condenado el franquismo fascista), y lo cómodo que está con ellos !. Mañana los veremos desfilar con las fuerzas «vivas españolas» por Barcelona, mostrandose con la misma connivencia de siempre «marca España»: Ladrones, prevaricadores, fundaciones fácticas que son lo que verdaderamente quieren ocultar… ¡ Otro apéndice más de «su» unidad de la Patria en lo Universal !, con una muda de piel como la serpiente, desde el 78 hasta nuestros días… ¡ Un constante apoyo a la pata neofranquista y su vigilancia Constitucional por la vía de las fuerzas armadas y con artículos diseñados (155) por Fraga Iribarne !.
    Sánchez busca una mayoría, para ofrecersela a la Gran Coalición, conteniendo por entregas los episodios nacionales de esas izquierdas que desean dar la palabra al Pueblo pudiendo decidir otros modelos de convivencia en la pluralidad de un Estado anclado en los años del «Nacionalcatolicismoespañolista». Es hora, de desatar lo atado, liberando las voluntades de querer compartir de otra forma un camino con doble vía. También es hora de no mancillar los sentimientos de pertenencia, de ciertos ideales que tod@s soñamos con la Patria propia… Y sus asesinados por defender la otra Patria solidaria, de progreso, laica, en libertad y la igualdad.

Leave A Reply

Your email address will not be published.