Oliart & Oliart

14
Alberto Oliart, en una imagen de marzo de este año. / Juanjo Martín (Efe)

Alberto Oliart ha presentado su dimisión como  presidente de la Corporación RTVE. Alguien podría pensar que de esta manera reconoce no haber conseguido ajustar el nuevo modelo de financiación: la televisión pública española cierra el año con un déficit de 50 millones de euros. O que, en un ejemplo de elegancia, se quita de en medio justo antes de las elecciones. De ninguna manera. Estamos en España, y aquí nadie levanta el culo del asiento hasta que no le huelen a quemado los pelos del trasero: TVE adjudicó a Telefónica Broadcast Service S.L., una empresa dirigida por Pablo Oliart, hijo de Alberto, la cobertura de medios técnicos del programa “La mañana de La 1” (TVE). Según los sindicatos, Oliart también “ha colocado a su sobrina” (Silvia Delgado, directora de Coordinación de Contenidos).

Cogérsela con papel de fumar. Eso es lo que deben hacer los cargos públicos en un país como este, corrupto hasta las entrañas. Cuando en la SGAE se está hablando de que el fraude consiste en “contratarse a sí mismo”, resulta que el máximo responsable de TVE contrataba a su hijo. Oliart & Oliart. Cuesta trabajo creer que todavía sucedan estas cosas…Con Oliart (82 años) al frente, RTVE no ha sido un prodigio de modernidad, pero sería tremendamente injusto no reconocer sus méritos al frente de la televisión pública: el chiringuito no se ha desmoronado sin publicidad y, pese a las absurdas acusaciones de la derecha, es la televisión más plural e independiente que hemos disfrutado en décadas. Y esto se dice muy pronto, pero tiene un mérito enorme, descomunal.

Y tendría aún mucho más si en los informativos de TVE (o en su web) hubieran ofrecido la noticia completa. Es decir, no solo contar la dimisión “de carácter personal, efecto inmediato y tras una profunda reflexión”, sino también que TVE adjudicó un contrato a una empresa dirigida por el hijo del presidente de la Corporación. De Pablo Oliart y de Telefónica Broadcast Service S.L. no se ha dicho ni una palabra, ni en los mejores informativos de la televisión actual ni en su flamante página web.

El futuro no pinta bien. Con Oliart dimitido es muy poco probable que el PP acepte pactar con el PSOE un nuevo presidente de RTVE antes de las elecciones. Los de Rajoy querrán un esbirro al frente de la mayor máquina de manipular información del país. Así las cosas, los aspirantes al trono de la televisión pública deben estar frotándose las manos. ¿Regresará Alfredo Urdaci, el Goebbels del PP, o seguirá trabajando el ladrillo junto al Pocero en Guinea Ecuatorial? ¿Le interesará el puesto a Miguel Ángel Rodríguez, ex portavoz y mamporrero de Aznar? ¿Y a Ernesto Sáenz de Buruaga, showman sin patria? ¿Y qué tal Curri Valenzuela, que se convertiría en la primera mujer al frente del Ente?

Me temo que vamos a echar de menos a Oliart…

14 Comments
  1. Selito says

    «Otros vendrán, que bueno te harán», diríase.
    Yo no veo tanto problema en lo del hijo y la sobrina. La familia es la familia y a los hijos, pobrecicos, hay que ayudarlos, al fin y al cabo… ;-P

    Nene, esta si te la dedico

  2. elnene says

    Que no vuelva Urdaci, que siga deiletándonos con sus monólogos. Hay que ver qué gracia que tiene el jodío.

    Respecto al tema del hijo de Oliart, yo nocreo que deba ser incompatible el que los familiares de algún cargo público trabajen para este, si la adjudicación se hace de forma regular. Como sobre esto último no hay noticia alguna, dejaré el beneficio de la duda.

    Perrito, madrugador pejiguera.

  3. davidgal says

    Toni Garrido, que va de luchador contra el sistema, también omitió el dato de la contratación con el hijo de Oliart. Eso sí, RTVE ahora es plural, mérito de mucha gente.

  4. Osue says

    Cuánta razón tienes. Como gane Rajoy, volvemos a los tiempos de la tele para tontos. Mira Canal 9 o Telemadrid, da pena verlas.

  5. Andres Q. says

    Hasta que no sea el partido en el gobierno el que critique a RTVE (como pasa a menudo en la BBC) no creo que podamos hablar de verdadera independencia en RTVE.

  6. Selito says

    En Medicina suelen usarse escalas visuales para valorar cosas subjetivas, por ejemplo el dolor. Son escalas muy sencillas, útiles en casi cualquier paciente por bajo que sea de nivel cultural y/o de neuronas normofuncionantes, tan sólo dar un valor de 0 a 10. Repetidas en el tiempo sirven para ver si un tto., por ejemplo, ha sido efectivo o no.
    Os propongo hacer algo similar con la evolución de la calidad y/o independencia de la TVE en las últimas dos décadas. Para cada uno de los siguientes items, indicad un valor de 0 a 10, donde 0 = mierda pincha en 30 palos y 10 = perfectisimamente ferpecto.

    – TVE durante ultimos años de Felipe González
    – Idem durante era Aznar
    – Idem durante era ZP

    (se pueden hacer subgrupos de los anteriores si teneís ganas)

  7. Beatriz V. Valenzuela says

    Al parecer la empresa del hijo ganó un concurso público porque hizo la oferta más barata. Hemos visto cosas muchísimo peores

  8. tatooine says

    ¿Cuando Pilar Miró fue directora de RTVE aún no era un «ente»?

  9. Manolico says

    ¿No fue Pilar Miró la primera jefa de RTVE?

  10. A says

    Beatriz, justifica en parte que haya sido a través de la oferta más barata? Peor me lo pones, los que ofrecen más barato es porque sus currantes están en un régimen de esclavitud más exagerado.

  11. pipiolo says

    Querido Albéniz, si Curry ascendiera a Directora de RTVE no sería la primera. Te recuerdo que la primera fue, en tiempos de Aznar, Mónica Ridruejo y más tarde también estuvo, ya con el PSOE, Carmen Caffarel. No es tan complicado saber de lo que se habla, verdad? Para eso tienes a Google.

  12. Jonatan says

    A mí, Alberto Oliart me cae bien. Un hombre culto y honrado. Lo demás me parece ruido mediático.

Leave A Reply

Your email address will not be published.