El periodista visionario

6

Parece un tipo vulgar, uno de esos taxidermistas o filatélicos que tras ordenar por su valor cinegético unas pieles de gamusino, o después de limpiar meticulosamente las manchas de mayonesa de un sello de Alfonso XIII, se quita el guardapolvos, se pone la chaqueta de pata de gallo, enciende un Ducados y se va a tomar una copa y a cantar un bolero a un piano bar. Pero no, no es un tipo vulgar. Es justo lo contrario a un tipo vulgar. Es un superhombre. Me refiero a Hermann Tertsch, el periodista del siglo XXI, el informador perfecto, el talento en estado puro. El visionario.

Apaleado por Wyoming y sus gansters, el gran Tertsch ya hizo historia informando desde el lecho del dolor: grabó una crónica para Telemadrid desde el hospital donde yacía. Una hazaña que parecía insuperable, y que marcaba un antes y un después en la historia del periodismo comprometido. Pero todo es posible cuando hablamos de superhombres… Nuestro tertuliano favorito acaba de derribar una nueva barrera grabando la crónica de la huelga general horas antes incluso de que comenzase. Concretamente la tarde del día 13 registró la crónica que se iba a emitir la madrugada del 15. Con dos cojones. “España tiene los mismos problemas que hace 24 horas” y “la huelga estaba condenada al fracaso”, dijo Tertsch horas antes de que se iniciase la jornada de paro.

Tertsch justifica su actitud en un 'tuit' de respuesta a @Ecoteuve.

El problema no es que un periodista pierda la cabeza, se dé a la bebida, se deje arrastrar por odios internos o sea capaz de cualquier cosa por ganarse unas perrillas. El problema es que alguien financie sus tropelías. Un problema especialmente grave cuando se trata de una televisión pública: Telemadrid.

No sabemos cuánto paga Telemadrid, es decir, cuánto pagan los madrileños, a Hermann Tertsch por estos delirios. Pero espero que en la cadena pública estén a la altura de las circunstancias: no se trata de periodismo normal, sino de periodismo ficción, una rama exclusiva, exótica y me temo que muy cara del periodismo. Solo algunos elegidos, como Rappel o Pedro J, bordan el periodismo ficción. Por tanto, si gracias a El Intermedio (La Sexta) sabemos que en abril de 2010 Tertsch pasó una factura a Telemadrid que ascendía a 8.430 euros por 15 colaboraciones, 562 euros por colaboración, imagino que ahora la dolorosa cuando menos se duplicará.

¿A cómo valoramos los dos minutos de mentiras y sandeces? Alguien debería dimitir en Telemadrid, la tele pública que financia el periodismo ficción.

P.D.

Imagino que por esto, y por muchas cosas parecidas, el 95% de los técnicos de telemadrid y onda madrid han secundado la huelga.

Imagen fija que se vio durante todo el día de ayer, 14N, en el canal de Telemadrid.
6 Comments
  1. qq says

    Definitivamente, Tertsch ha perdido el poco juicio que le pudiera quedar. Me temo que está realmente enfermo. Lo triste es, como dices, que con mis impuestos esté financiando sus desbarres, y por extensión el periodismo mafioso y repugnante que asola Telemadrid. Por esta y por muchas otras razones, huelgas como la de ayer tienen sentido y no podemos parar de luchar y protestar, porque si ya el expolio es así de brutal, mejor no imaginar hasta dónde puede llegar si encima les damos nuestra aquiescencia en forma de inactividad.

  2. Mecacholo says

    ¡Qué sería de nosotros sin Internet!

  3. Pepa says

    Jo,jo,jo…Tertsch-Jeta-Blindada!

  4. Neo says

    Este tío se lo está llevando calentito a pachas con Anne Germain … XDDD … la única diferencia es que este nos roba de lo público.

  5. Hinojosas2004 says

    ¿Mamandurria?

  6. COHAL says

    Tertsch es todo lo grande que Telemandril, Wyoming (y tu mismo Boss :-)) quieran hacerle

Leave A Reply

Your email address will not be published.