La clave son los indecisos

1

José Luis Sanchis *

José_Luis_Sanchis“Me da la impresión de que va a haber una sorpresa. De que la intención de voto a PP y PSOE se va a demostrar más baja. Yo creo que ni van a llegar al 40%. Además, es verdad que el reparto de indecisos se está haciendo de forma equivocada en las encuestas. Están otra vez repartiendo esos votos indecisos entre el PP y el PSOE, de una forma muy alegre. Y yo pienso, y es solo una opinión, que en estas elecciones no va a ser así. El voto indeciso no se va a repartir entre los grandes partidos”. Así era como concluía a principios del pasado mes de mayo, en un artículo aquí publicado, mi impresión sobre la repartición de voto en las elecciones europeas, y parece ser que nuevamente el barómetro del CIS reparte de forma errónea los votos indecisos.

Si analizamos detenidamente el panorama político actual nos podemos percatar que existen tres espacios electorales: el centro derecha, el centro izquierda y la izquierda.

Publicidad

El centro derecha está claramente en un momento de debacle. El clima social no es favorable para el PP y todo apunta a que tanto los tribunales como el contexto económico no les van a ayudar. Pero de la encuesta se desprende que parte de su voto podría estar escondido y como consecuencia de un efecto bandwagon, los indecisos del centro derecha se decanten finalmente por seguir con su voto histórico para paliar el efecto Podemos. Además UPyD por su parte intentará jugar sus cartas anticorrupción para buscar al electorado de centro derecha descontento con el Partido Popular para posicionarse y ganar terreno, pero tendrá que encontrar su espacio frente al discurso regeneracionista y “anticasta” de Podemos.

Se abre una marisma en el centro izquierda. Tras el análisis de la intención de voto y del autoposicionamiento del electorado adivinamos que el centro será un terreno de juego determinante. Ya hemos podido ver cómo Pablo Iglesias ha moderado su discurso para acercarse al votante más centrista, y cómo Pedro Sánchez anuncia que no pactará con Pablo Iglesias. El votante indeciso de centro izquierda se va a tener que decantar por uno u otro.

Izquierda Unida, como representante del ala Izquierda junto con Podemos, se encuentra en una situación de incertidumbre, está sufriendo la moda de Podemos, un partido que ha conseguido avivar la ilusión pero que carece de track back. En las últimas elecciones, IU se impuso claramente a Podemos. Ahora desconocemos cómo va a ser el devenir político de Izquierda Unida, pero solamente manteniendo sus principios, su historia y su estructura podrán aguantar en un contexto de incertidumbre.

Los medios de comunicación están creando un clima de opinión favorable respecto a Podemos. Teniendo en cuenta que la opinión pública puede estar influenciada por los medios, el humor social existente, y porque el CIS, en mi opinión, sigue sin repartir de forma adecuada al votante indeciso, Podemos aún tendría espacio para continuar creciendo.

(*) José Luis Sanchis, consultor político y presidente de honor de Torres y Carrera, ha elaborado este artículo en colaboración con Carles Salom Ribera, también consultor político.

Leave A Reply

Your email address will not be published.