La economía va bien… para TVE

jose-antonio-alvarez-gudin-director-informativos-tve
José Antonio Álvarez Gundín, director de los informativos de TVE, en una imagen de archivo. / RTVE

Uno de los mantras favoritos del Partido Popular es “La economía va bien”. Es un mantra madre, o un mantra semilla. O si lo prefiere, un mantra de mantras. Una de las columnas vertebrales de la propaganda popular. Un eslogan perfecto que ha generado otras frases promocionales subsidiarias, pero no menos brillantes, como la inolvidable “somos especialistas en la creación de empleo” de González Pons. O esta otra del mismísimo Mariano Rajoy, presidente del Gobierno por obra y gracia del PSOE: "¿Quién habla hoy del rescate, la recesión o el paro? La crisis ya es historia". Ideas que intentan convertir en éxito político lo que en realidad es un estrepitoso fracaso, la nefasta gestión de una crisis, la económica.

Publicidad

¿Paro? ¿Pobreza? ¿Desigualdad? ¿Explotación laboral? No se preocupe lo más mínimo: La economía va bien. “Somos el motor de Europa”, llegó a decir hace unos días el diario ABC. Hoy hemos sabido que, según un reciente informe de la OCDE, en España hay más de tres millones de trabajadores pobres (cobran menos de 9.615 euros anuales). En nuestro país, seis millones de personas viven en hogares donde no se trabaja los meses suficientes al año. El lector más perspicaz e inquieto se hará la pregunta adecuada: ¿En qué quedamos? Pues en lo de siempre: nos están engañando.

Y lo están haciendo con nuestro dinero. Con nuestro patrimonio como ciudadanos, a través de nuestra televisión pública. "No nos dejan tratar temas sensibles para el PP", denuncian los periodistas de la sección de Economía de TVE. Y como nadie de la casa lo ha negado, como el director de informativos, José Antonio Álvarez Gundín, calla, pues suponemos que es verdad. “Queremos informar sobre el paro, las pensiones o las tarjetas black”, exigen unos periodistas que se niegan a aceptar el “ninguneo sistemático” que sufren con la actual dirección de informativos.

“La economía va bien”, insiste el Gobierno. Y no contentos con la propaganda de los medios de comunicación privados a su servicio, utilizan los públicos. Porque la crisis es, además de económica, moral. O no, depende que como lo mire usted: ahí tiene a Martínez-Pujalte, el miembro del PP que ingresó 3,5 millones de euros en su último año como diputado. “¿Le parece ético?”, le preguntaron un día. “Me parece legal”, respondió todo digno.