Las amenazas de seguridad para Android se disparan

0
shutterstock_67734397
Las amenazas a dispositivos Android han crecido un 180% en los últimos meses / Foto: Shutterstock

La popularización de los teléfonos móviles inteligentes, aquellos que tienen capacidad de conectarse a Internet, ha despertado la perspicacia de muchos ciberdelincuentes, que han visto en ellos un arma potencial para aprovecharse de los usuarios mediante la obtención de sus datos personales o la instalación de malware en sus dispositivos, siempre de manera fraudulenta.

Sin embargo, la garra de los hackers se va a extender a lo largo de 2014 más allá de los teléfonos. Con el auge del llamado “Internet de las cosas”, es decir, la capacidad de conectarse a la red no sólo de móviles, sino también de tabletas y todo tipo de dispositivos (coches, televisores e incluso frigoríficos), se multiplican los dispositivos y también el número de víctimas potenciales para los criminales.

Instalar un antivirus en el ordenador es algo que hace ya la gran mayoría de los usuarios, pero si pocos son los que se preocupan de proteger su teléfono móvil, prácticamente nadie repara en garantizar la seguridad de otros dispositivos que se conectan a Internet.

No tomar precauciones, ya sea por comodidad o por desconocimiento, puede causar más de un disgusto, y no sólo infectar al aparato conectado, sino que desde él se puede propagar la amenaza a otros dispositivos en el hogar.

Por ejemplo, un archivo podría infectar un aparato, pero si este está en contacto y sincronización directa con el ordenador, ya sea a través de la nube o de un cable, el virus puede pasarse directamente al PC, y de ahí, a otros dispositivos. Las consecuencias pueden ser nefastas.

Android es el sistema operativo más utilizado en el mundo, tanto en teléfonos móviles como en todo tipo de dispositivos que puedan conectarse  a Internet. Se calcula que hay 900 millones de aparatos activados en todo el planeta –no solo teléfonos- que funcionan con el sistema operativo de Google.

Este boom de Android ha provocado que los ciberdelincuentes se froten las manos. Según un informe de la firma de seguridad G Data, durante el primer semestre del año pasado aumentaron un 180% las amenazas creadas para estos dispositivos. Según los datos de la firma alemana de seguridad, casi 520.000 nuevos programas maliciosos se registraron en los seis primeros meses del año contra el sistema operativo Android.

Android se ha convertido en el objetivo número uno de los hackers a la hora de atacar sistemas operativos móviles, según el informe elaborado por G Data. En su estudio se establece que los troyanos son las armas preferidas por los ciberdelincuentes a la hora de engañar a sus víctimas a través de dispositivos móviles.

Sin embargo, se están desarrollando otras funciones maliciosas más sofisticadas e incluso se populariza la venta de los llamados “kits de malware” en Internet, que no son más que  herramientas que convierten a personas con pocos conocimientos técnicos en eficaces ladrones de datos, dispuestos a ganar dinero con la información sensible que recopilen de los usuarios más desprotegidos.

Además, algunos de los nuevos programas maliciosos tratan de evadir el análisis automático de los antivirus a través de códigos cuidadosamente ocultos. Sin un análisis manual sobre dichos códigos es muy difícil de detectar el peligro. En consecuencia, las aplicaciones fraudulentas permanecen más tiempo instaladas en móviles, televisores y otros dispositivos, y ofrecen más posibilidades de lucro a los estafadores.

El problema es que la situación, en lugar de mejorar, parece que empeorará según avance el año.  Como  según las previsiones de los analistas Android mantendrá su posición dominante en el segmento de smartphones, tablets y otros dispositivos conectados, las amenazas cotizarán al alza. Si atendemos a los patrones actuales, en el segundo trimestre del año se habrá triplicado el ritmo de producción de programas maliciosos para la plataforma de Google.

Otra compañía de seguridad, Panda, ratifica esta teoría, y señala que los equipos que funcionan con Android serán los que acapararán la mayor atención de los ciberdelincuentes de aquí a final de año.

Leave A Reply

Your email address will not be published.