Y Bolt amplía la leyenda

0

Pablo Villalobos *

Usain Bolt, ayer, en el estadio olímpico, en el momento que cruza la meta ya gana la carrera de los 100 metros. / Hannibal (Efe)

Tercer día de atletismo en los Juegos Olímpicos de Londres y el protagonismo se lo llevaba una prueba, bueno, se lo llevaba un atleta, para bien o para mal, hiciese lo que hiciese. La prueba que cumple el paradigma del olimpismo, bueno, un tercio del mismo: “Citius”. Diez segundos, o menos, en los que el ser humano desarrolla su máximo potencial físico, los 100m. Una prueba que tiene un nombre desde hace unos años, el jamaicano Usain Bolt, el rayo. Las dudas de este año, lesiones de última hora, rivales en un gran estado de forma, incluso en las semifinales, si uno se fijaba sólo en los resultados de las series, parecía que habría mucha pelea y que otro atleta podría quitar, en vano, el protagonismo a Bolt, pero no ha sido así.

Publicidad

A las 21:50, hora de Londres, el estadio, Gran Bretaña, el mundo, contuvieron la respiración durante unos segundos cuando Bolt, y siete más, estaban tensos y colocados en los tacos de de salida. Esta vez el guión no tuvo sobresaltos, ni giros dramáticos, ni flash backs a Daegu, una salida explosiva, una aceleración impresionante y una capacidad de mantener esa velocidad punta, algo más alta que el resto, para dar la impresión en los últimos 30 metros de que es capaz de cambiar de ritmo y escaparse. 41 prodigiosas zancadas para un, a la vez, prodigio de la naturaleza.

9.65, ese fue el crono de la que pudo ser la mejor carrera de 100m de la historia, la más rápida, sino fuera por la lesión de Asafa Powel, que acabó renqueando la prueba en un tiempo de casi 12 segundos y echó al traste con la estadística. Los 7 atletas, los 7 primeros, corrieron por debajo de los 10 segundos, su promedio de marcas cercano a los 9.82, desde el tercer puesto al séptimo de la final, nunca nadie había tenido que correr tan rápido… para acabar en esos puesto: 9.75 Blake, doblete jamaicano; 9.79 Gatlin y cuarto, con 9.80, Tyson Gay (comentaban en Twitter que hace unos años si le dijeran a algún velocista que correría en 9.80 y ni siquiera subiría al podio, no lo creería).

¿Y ahora qué? ¿Alguien duda de la victoria de Bolt en los 200m el próximo jueves 9 de agosto? Quizás no, hoy lo ha dejado claro, quizás no esté parta records, pero está para ganar. Otro cantar serán los relevos, si hay lesión de Powel habrá que sustituirle y el relevo USA con los puestos 3º, 4º y 5º en la final ha demostrado que lo va a poner muy difícil. Otra final a no perderse el sábado 11 de agosto.

(*) Pablo Villalobos es atleta. Fue 5º en el campeonato de Europa de maratón de 2010 y campeón de España de maratón en 2011.

Leave A Reply

Your email address will not be published.