Yo, de mayor, no quiero ser español

20

El dúo Gomaespuma, Juan Luis Cano y Guillermo Fesser, ha regresado a la televisión pública con un programa de entrevistas. Se llama “Yo, de mayor, quiero ser español” (TVE), dura apenas 25 minutos, e incluye una charla “con un personaje puntero”, en un intento por demostrar que “España está a la altura de las primeras potencias mundiales en casi todo”.

Una paletada. Todo, desde el título del programa hasta el concepto que utilizan para elegir a los invitados (que sean “exitosos”), pasando por la idea y desarrollo de entrevista “cachonda”. Plano de los entrevistadores, planos de los entrevistados. Una sucesión de preguntas supuestamente graciosillas de los entrevistadores y las correspondientes respuestas de los entrevistados, que en el mejor de los casos no intentan ser aún más graciosillos que los entrevistadores. Monólogo final de los entrevistadores, repleto de chascarrillos y juegos de palabras supuestamente divertidos. Y se acabó. Barato, sin duda, pero poco televisivo y bastante  pueblerino. ¿Yo, de mayor, quiero ser español?

No. La vida es cuestión de geografía, pero no siempre, pero no tanto. Me niego a creer que nacer en un lado o en otro te haga mejor o peor persona. No quiero colgar del retrovisor del coche una cinta con la banderita de España. Estoy cansado de ver “Españoles por el mundo”, quiero ver “Gente interesante por el mundo”.

No veo motivos para estar orgulloso de pertenecer a un país cainita y vocinglero donde la tortura se considera fiesta nacional. Un lugar que justifica la picaresca, donde reinan la envidia y la corrupción, la violencia machista es una plaga y el alcohol forma parte del proceso de socialización. Un sitio donde a la barbarie se le llama tradición y tener un coche grande y caro es motivo de orgullo. Un país donde Sánchez Dragó y Salvador Sostres tienen editores y lectores, donde el Consejo de la televisión pública pretende restaurar la censura, donde el aspirante socialista a la presidencia del Gobierno promete aquello que ha despreciado cuando gobernaba.

No puedo estar satisfecho de un país donde el legado de Miguel Hernández, más de 5.000 manuscritos y objetos personales, termina depositado en cajas de cartón. Es difícil estar satisfecho de un país con 4.226.744 millones de parados, construido a golpe de ladrillo, desprestigiado políticamente, ecológicamente machacado, con el Estado de bienestar en entredicho y la sanidad y la educación públicas acosadas. Un país a punto de entregarse a la derecha más rancia.

Con un paro que afecta al 20,89% de la población activa, y al 46% de los menores de 25 años, España se está convirtiendo de nuevo en un país de emigrantes: 70.000 residentes abandonaron España en el primer semestre del año. Algunos son inmigrantes que, sacudidos por la crisis, han regresado a sus lugares de origen, pero otros muchos son jóvenes españoles que buscan una oportunidad. “La generación perdida de licenciados españoles”, tituló The Guardian.

Yo, de mayor, ¿quiero ser español? Pues no lo sé. No estaría mal ser sueco, uruguayo, neozelandés, canadiense, brasileño, costaricense, australiano...

20 Comments
  1. Mecacholo says

    p
    A Gomaespuma se le pasó el arroz hace tiempo. La pena es que no acaban de darse cuenta de que su momento ya pasó.
    Hace años me despertaba con ellos y me hacían sonreir, pero no pocas veces me asustaba su filia por el pensamiento único. Algo parecido a lo que me pasa ahora con «En días como hoy», pero ahora no me río.
    Se ve que es un programa (otro más) que está diseñado con el único objetivo de tener a gente pegada a la pantalla. En una televisión privada podría estar justificado. En un televisión pública es vergonzoso. ¿Qué carácter de servicio público tiene? Para tener a la gente riendo ya tenemos a las teles privadas, a la mayoría de nuestros políticos y a la mayoría de nuestros compatriotas.
    Reír por no llorar.

  2. Mecacholo says

    sp
    Selito: no te quejarás de mi discreción de hoy aquí…

  3. birubao says

    La puesta en escena y el montaje son bastante malos. Un montón de planos de los gomaespumos juntos que parecen siameses para que quepan los dos en primer plano poniendo cara de que escuchan al invitado. Chupan cámara que no veas, al final no sabes si el programa va sobre el entrevistado o sobre ellos.

  4. Quins dallonses says

    Cuando empecé a tener consciencia social, allá por mi adolescencia, que la situación de aquel presente como los hechos del pasado, hicieron planteármelo. Así que para muchos, la pregunta no es nueva. La respuesta fué un NO rotundo entonces y lo sigue siendo ahora, puesto que no ha mejorado NADA.

  5. Álvaro says

    Bueno, en la cabecera vemos bastante bien lo que es ser español y el espíritu del programa. Menciones a los «inventos de fuera», a «los perfumes franceses» y, del otro lado de la balanza, una moto, un balón de fútbol y Alonso en el Ferrari. Uaoh, yo de mayor quiero ser español.

    Hablando de lo del orgullo patrio de tener el coche más grande que nadie, te ha salido una mención involuntaria al descapotable de Juan Luis Cano.

    Somos lo que comemos.

  6. chapulin says

    Pues prefiero este programa al de Pablo Motos. a ese le odio con toda mi alma.

  7. alter_ego says

    Jefe, anda que n te has pasau ni ná con la cifra de parados. Si esribes 4.226.744 ya no hace falta poner despues el «millones», porque entonces ya estarías hablando no se si de billones o de qué otra cifra ultraestratosférica.

  8. Mikel says

    La televisión, esa bestia insidiosa, esa medusa que convierte en piedra a millones de personas todas las noches mirándola fijamente, esa sirena que llama y canta, que promete mucho y que en realidad da muy poco.
    Ray Bradbury.

    Saludos indignados!!!
    http://15mikel.blogspot.com/

  9. Aleve Sicofante says

    ¿Qué tendrá que ver «Españoles por el mundo» con esto? Vale, no te gusta el programa de Gomaespuma. Lo pillamos. Pero la comparación no resiste el menor análisis. «Españoles por el mundo» es una excusa para «viajar» y tener una idea de cómo ve una persona de nuestra cultura e idiosincrasia otros lugares y otras culturas. Pataleta.

  10. Jaja says

    Esto..pensaba que ibas a hablar de un programa de tv pero ya veo que te has liado..aunque tu mala baba y ganas de criticar sí que son muy española eh?

  11. Luismi says

    ¿Pero qué se puede esperar de un programa hecho por esa gente? Los de Gomaespuma son los típicos «humoristas» españoles. Gente sin gracia, con «chistes» que causan vergüenza ajena. España es un país sin sentido del humor, un país de bastos y ceporros.

    Claro que para tener un poco de autocrítica se necesita que el país no haya sido históricamente un desastre absoluto. Ahí está el ejemplo del Reino Unido y de los Monty Python.

  12. krollian says

    Gomaespuma es un dúo de humoristas peculiar. Te pueden gustar poco, mucho o nada.
    Recuerdo sus gloriosos tiempos en Antena 3 con el triunvirato acompañados de José María García y Carlos Pumares.
    Hay que tener en cuenta que el programa lo forma un equipo y tal vez el enfoque no sea el adecuado.
    Solo lo he visto una vez y no me disgustó. Tampoco me entusiamó. Me pareció adecuado.
    Los Pasando Olímpicamente durante las olimpiadas de China sí que tenían mucha miga y originalidad.
    En el fondo es un programa de entrevistas y eso se refleja en la perspectiva del entrevistador.
    No son Jesús Quintero, desde luego. No tiene nada que ver.

  13. SOTANA ROJA says

    Este articulo critico con Gomaespuma y el programa paleto español,es muy bueno, yo lo firmaría al 100%.
    Detrás de este programa como detrás del ser español hay un complejo de inferioridad a lo de fuera de nuestras fronteras que se intenta paliar con los éxitos deportivos internacionales.
    En 1980 ante los Campeonatos del Mundo de Karate a celebrarse en Madrid, el seleccionador Nacional Antonio Oliva contrato a un Sofrologo(estudio del miedo) haciendo entrevista a todos los miembros de la selección nacional española del momento, el resultado fue apabullante «todos los karatecas miembros de la selección española, tenían complejo de inferioridad a todo lo que estuviera fuera de nuestras fronteras».
    La selección española fue en Madrid 1980 ,campeona del Mundo por equipos por primera vez.
    Excelente el reportaje.

  14. miguel says

    no tiene desperdicio

  15. Snorkel says

    Joder, macho… pues si no quieres ser español ya sabes donde está la puerta o, más bien, la frontera

  16. Beyey says

    Muy español es lanzar la piedra y después liarse a decir estupideces sin sentido.
    Utilizar un programa de televisión hecho con buena voluntad,lejos de la telebasura y siendo novedoso y original,para acabar hablando de todo un país…eso si que es una paletada.
    Descuide,nunca llegará usted a la suela de los zapatos de los «paletos de Gomaespuma».

  17. juansolsona60 says

    Me parece perfecto el artículo inicial. Realmente creen ustedes que hay muchos motivos para sentirse orgullosos de ser españoles?? pues les aseguro que por mi parte ninguno. La realidad es tozuda y el nuestro es un país donde los chorizos y sinverguenzas reciben reconocimientro social. Nos parecemos a los italianos pero sin su potencial económico

Leave A Reply

Your email address will not be published.