Visibilidad para un colectivo en penumbra

1

Dolores García-Hierro *

Dolores_García_HierroEl pasado 27 de febrero el Parlamento Europeo aprobó el informe que presenté sobre el papel socioeconómico de las mujeres en el sector de la pesca y la acuicultura, en el contexto de la reforma de la Política Pesquera Común. Culminaba así un esfuerzo de dos años, un intenso trabajo de estudio y reuniones con las organizaciones de mujeres europeas del sector pesquero, con expertos, con europarlamentari@s. La falta de estadísticas con datos homogéneos y fiables dificultaba elaborar este informe, cuyo objetivo es que los Estados miembros de la UE hagan visible a un colectivo en penumbra, el de las mujeres del sector pesquero, y reconozcan sus derechos jurídicos, laborales y sociales, así como su contribución económica, social, cultural y de sostenibilidad ambiental en localidades y regiones europeas cuyo principal ingreso es la pesca costera artesanal, el marisqueo.

Publicidad

En pleno siglo XXI, estas mujeres –se estima que unas cien mil en toda Europa– seguían sin derechos, una enorme injusticia para pescadoras, mariscadoras, redeiras, empaquetadora que, además de contribuir a que centenares de localidades europeas sobrevivan económicamente, son fuente de turismo cultural, paisajístico y gastronómico.

Publicidad

En el informe también se reconocen los derechos a seguridad social, sanidad gratuita, subsidio de desempleo, bajas parentales, jubilación, pensión, ayuda a la formación profesional y ocupacional o acceso a instrumentos financieros como créditos baratos para crear su propia empresa. Otro aspecto muy reivindicado y finalmente reconocido es el de las enfermedades profesionales o lesiones específicas como consecuencia de las condiciones adversas en las que tienen que hacer su trabajo, por ejemplo las mariscadoras y las redeiras.

Las mujeres , a través de sus organizaciones, principalmente la red de mujeres AKTEA, podrán acceder a más información y tendrán más capacidad de acceso a las ayudas que prevé la UE.

La Eurocámara ha aprobado el informe por abrumadora mayoría (533 votos a favor). Ahora, la Comisión y el Consejo tienen que tomar las medidas para cumplirlo. Su coste es pequeño y se debe incluir en el Fondo Económico y Marítimo para 2014-2020, que se está negociando ahora, porque los recursos no pueden ir solo a la pesca industrial, que declara beneficios, a la gran industria transformadora de la acuicultura o al desguace de grandes buques.

Precisamente en estas fechas en las que recordamos el sacrificio de las trabajadoras de Boston, que murieron abrasadas como consecuencia de un incendio en la fábrica textil donde permanecían encerradas luchando por sus derechos, es necesario recordar a los colectivos de mujeres más discriminados, como es el de las mujeres del sector pesquero, cuyas reivindicaciones se hacen más presentes cuando llega el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer.

La decisión del Parlamento Europeo al aprobar el informe hace justicia a estas trabajadoras. Ojalá que los gobiernos de la UE lo asuman y no sigan marginándolas y condenándolas a la invisibilidad.

(*) Dolores García-Hierro es eurodiputada del PSOE.
1 Comment
  1. María Pía says

    Te agradecemos el gran trabajo hecho para nosotras que merece un reconocimiento y por lo menos el mio lo tendras el 25 de mayo.

Leave A Reply

Your email address will not be published.