El borrador ético de Pablo Iglesias excluiría a Izquierda Anticapitalista de los órganos de dirección

Miguel_Urbán
Miguel Urbán,de Izquierda Anticapitalista, durante la presentación del nuevo partido, en enero de este año. Tras él, Pablo Iglesias. / Podemos (YouTube)

El borrador de principios éticos del equipo fundacional de Podemos, liderado por Pablo Iglesias, ha incluido una nueva cláusula en su articulado que prohibe a afiliados o miembros de otros partidos políticos de ámbito estatal presentarse a elecciones internas para ocupar cargos de dirección en Podemos. La nueva norma, que ha sido transaccionada con un círculo de Granada, supondría en la práctica que Izquierda Anticapitalista, partido que participó en la fundación de Podemos y al que pertenece la eurodiputada Teresa Rodríguez, tendría que disolverse, cambiar su definición o buscar un resquicio legal para salvar esta nueva cláusula para que sus miembros puedan ocupar puestos de decisión en Podemos.

Anuncio

Publicidad

Así lo ha reconocido Luis Alegre, portavoz de Podemos y miembro del equipo de Pablo Iglesias en la redacción de los documentos organizativos, éticos y políticos de Podemos. Alegre ha señalado a cuartopoder.es que esta nueva norma sí que tendría efectos en Izquierda Anticapitalista ya que la organización tendría que “redefinirse” si desea ocupar cargos en el Consejo Ciudadano de Podemos o aspirar a la secretaría general, por ejemplo. No obstante, Alegre señala que la norma, a pesar de tener esta posible consecuencia, no está pensada contra Izquierda Anticapitalista sino que responde a un intento de “evitar que Podemos se convierta en nido de arribistas u oportunistas de otros partidos a la deriva”.

“Un partido político suele exigir disciplina de voto a sus afiliados. Nosotros queremos evitar esa doble lógica de toma de decisiones de nuestros cargos internos y que las decisiones que tomen sean lo mejor para Podemos y que no se tomen decisiones según la lógica interna de otros partidos,”, ha explicado Luis Alegre. La norma incluida en el borrador ético del equipo de Pablo Iglesias señala literalmente que el régimen de incompatibilidades que tiene que desarrollar el Consejo Ciudadano recogerá “la restricción del derecho al sufragio pasivo a cargos orgánicos internos o afiliados de organizaciones políticas de ámbito estatal”.

ticketea

En Izquierda Anticapitalista, sin embargo, no hay dudas de que la nueva norma va dirigida contra ellos y que busca más hacer una purga interna que evitar el oportunismo de tránsfugas de miembros de PSOE, IU u otros partidos. Así, Jaime Pastor, miembro fundador de Izquierda Anticapitalista, reconoce en declaraciones a cuartopoder.es que la nueva norma está dirigida contra su partido a pesar de que el equipo de Pablo Iglesias pueda “disimular” y “decir que va por arribistas u otros partidos”.

“Esta decisión es grave porque somos partido cofundador de Podemos y nadie puede ignorar que a quienes han contribuido al nacimiento de Podemos ahora se les impide seguir dentro de la organización como partido”, señala Jaime Pastor, que asegura que en caso de aprobarse finalmente este borrador en la Asamblea Ciudadana, IA tendrá que valorar cómo se define en sus estatutos y buscar el resquicio legal para pasar esta cláusula sin tener que disolverse como partido. “Hecha la ley, hecha la trampa”, explica Pastor. En este sentido, IA considera que ellos no son un partido estatal y sí uno confederal con implantación en diferentes territorios del Estado. No obstante, será clave para el futuro de la formación el Congreso que IA celebrará el próximo mes de febrero.

Por su parte, Miguel Urbán, miembro de Izquierda Anticapitalista y número siete en la lista de Podemos para las elecciones europeas, considera que si la intención del equipo de Pablo Iglesias es ir “contra los arribistas” esta nueva cláusula “no es la mejor forma”. “Los arribistas lo primero que hacen es la C del converso. Dejan una organización para meterse en otra y trepar rápidamente. Con lo cual esta norma no sirve”, explica.

Asimismo, Urbán denuncia que la norma ataca a los principios fundamentales de Podemos al minar la pluralidad interna y contradice los mensajes lanzados desde el partido de que no se iba a pedir el carné a nadie para ver donde militaba ni tampoco se iban a pedir “carné de pureza ideológica”. “Si queremos acabar con las incompatibilidades, esta la cláusula debe recoger la incompatibilidad de presentarse a elecciones a personas afiliadas a otros partidos que compitan con Podemos en esas elecciones”, apunta Miguel Urbán.

Divorcio anunciado

El paso dado por el equipo fundacional de Podemos es una muestra más del divorcio existente entre el equipo formado de Pablo Iglesias e Izquierda Anticapitalista, un partido político minoritario que participó activamente en la fundación de Podemos y cuyos activistas (alrededor de 500 en todo el Estado) fueron los primeros en poner en marcha los Círculos y en ayudar a los actos de campaña del partido.

Sin embargo, poco a poco la relación entre el equipo de Pablo Iglesias e Izquierda Anticapitalista se ha ido debilitando y prueba de ellos fueron las acusaciones lanzadas por Juan Carlos Monedero de que se estaba preparando un golpe de Estado en Podemos en una clara referencia contra IA. Atrás quedaron otros tiempos mejores como cuando Iglesias en el año 2009 reconocía ante el público asistente a un acto de Izquierda Unida que su voto iría a Izquierda Anticapitalista o cuando la firma de Jaime Pastor sirvió para impulsar el manifiesto Mover ficha, precedente de la presentación de Podemos.

Publicidad