Ética y política, un binomio necesario y difícil

4
Pujol_Ética_y_política
Pujol, durante la conferencia que pronunció el 10 de diciembre de 2012, organizada por la cátedra Ethos de la Universidad Ramon Llull. / captura de vídeo de la Fundación Jordi Pujol (Vimeo)

El Centro de Estudios Jordi Pujol es una fundación privada que se dedica al fomento de la ética y los valores. Que se dice pronto. El último editorial incluido en su web, Orgullosos, pero no arrogantes, está escrito por el mismísimo Jordi Pujol. No habla de su familia, cuidado, sino de Alemania y la victoria que consiguieron en el mundial de fútbol. Pero de todas las reflexiones del ex president en su propio centro de estudios destacaría un texto escrito el 22 de enero de 2013 con el título Ètica i política. Un binomi necessari i difícil. Se trata de la transcripción de la conferencia organizada por la Càtedra Ethos de la Universitat Ramon Llull el 10 de diciembre de 2012 con motivo de la publicación del Codi ètic per a professionals de la política. Ahí es nada. Si tiene un poco de tiempo, y se defiende con el catalán, le recomiendo que le dedique un rato. Ahora que sabemos que Interior estima en más de 1.800 millones de euros la fortuna de los Pujol, ese texto resulta tan tronchante como el especial de verano de Mongolia. O más.

Fundado en 2005, el Centro de Estudios Jordi Pujol se creó para difundir la obra política de Jordi Pujol. Es decir, para poner en marcha proyectos relacionados con el estado del bienestar, los valores y la ética, teniendo siempre como referente a la figura de Jordi Pujol. Pero eso era antes. Cuentan los medios que el Centro se encuentra estos días… digamos que viviendo un periodo de reflexión o paréntesis: no cogen el teléfono, no retiran el correo, la puerta permanece cerrada a cal y canto… Me temo que han dejado de fomentar la ética y los valores durante un tiempo. Permanece vacío y sin actividad desde que su molt honorable inspirador cantó la traviata.

El Centro de Estudios Jordi Pujol. No se veía semejante acumulación de ego desde que Felipe González, quien por cierto no ha abierto la boca sobre el fiasco de su colega Pujol, creó una fundación para estudiar su propia figura. La pena es que el Centro de Estudios del patriarca de los Pujol no incluya en sus estatutos, como sí lo hace la fundación de González, la vocación de recopilar archivos y documentos sobre el político inspirador del centro/fundación. Hubiese facilitado enormemente el trabajo de la Fiscalía Anticorrupción y de la juez encargada de instruir el Caso Pujol.

A estas alturas, conceder becas para estudiar la vida de los Pujol no tiene sentido. Suena a recochineo: ya lo están haciendo todos los medios de comunicación. Y el juzgado al que le corresponde. Y la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal. Y... La fortuna opaca de los Pujol en el extranjero, un asunto lleno de sombras, de recodos, de misterios, ya es de interés público. Cualquiera puede hablar del tema, con el mismo gracejo con que lo hace de las borracheras de Ortega Cano o los líos de la familia de Jesulín de Ubrique.

“La confesión (de Pujol) ayuda a desmontar el España nos roba, ha dicho María Dolores de Cospedal, presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del Partido Popular. La sartén poniendo en su sitio al cazo. ¿Imagina usted el Centro de Estudios del PP, una fundación privada que se dedicase al fomento de la ética y los valores? Los populares necesitarían no ya un Centro de Estudios, sino toda una Ciudad Universitaria, para poder dar cabida a sus descomunales conocimientos sobre conducta y comportamiento, y a los ejemplos sobre deontología política y moral que ha acumulado a lo largo de los últimos tiempos el partido que se fundara, allá por 1989, bajo la inspiración de humanismo cristiano.

Resumen de la conferencia sobre ética y política pronunciada por Pujol el 10 de diciembre de 2012. / Fundació Jordi Pujol (Vimeo)
4 Comments
  1. Selito says

    ‘Manual de comportamiento de la oveja perfecta ‘

    Fdo: El Lobo

Leave A Reply

Your email address will not be published.