El ‘noviete’ de Tania Sánchez y otros asuntos del ‘cuore’

Tania_Sánchez_RTVE
Captura de vídeo de TVE con el rótulo en el que se identifica a Tania Sánchez como "compañera sentimental de Pablo Iglesias". / rtve.es

En España se suicidan diez personas al día, según el Instituto Nacional de Estadística. Y, según dicen algunos médicos y otras personas informadas, los 3.559 suicidas que hubo en 2012 en España no están solos: hay una considerable cantidad de suicidios que se siguen ocultando y disfrazando de muertes más o menos naturales o antinaturales.

Esta semana la hemos vivido los españoles muy pendientes del cadáver de Jimmy, el hooligan del Deportivo de A Coruña muerto a palos a orilla del río Manzanares en una reyerta entre ultras altéticos y herculinos. Una reyerta es como un suicidio con posibilidades de victoria. Jimmy perdió. De los otros 70 y tantos suicidas de la semana se ha dicho poco en los periódicos y en las teles. Quizá no quisieron asistir a su desahucio, o eran personas mayores mal atendidas, o chavales acosados en sus colegios por ser homosexuales o flacos o bajos o narigudos. No lo vamos a saber nunca. De Jimmy, lo sabremos todo. En el fútbol hasta la muerte es espectáculo. Incluso para la Policía. He leído y visto pocas cosas sensatas al respecto durante la semana. Una de ellas apareció ayer en El Mundo bajo la firma de Orfeo Suárez, que entrevista al especialista en Derecho Deportivo Javier Rodríguez Ten para explicarnos que grupos ultra ligados al deporte --en virtud del artículo 38 de la Ley de Asociación, del 22 de la Constitución, y del 515 del Código Penal-- pueden ser ilegalizados en plan Egunkaria: o sea, por lo intuitivo. "Alguien debe instar judicialmente su ilegalización. Se supone que podría ser la Fiscalía, a instancias de los clubes o de la policía", dice Rodríguez Ten.

Publicidad

La otra cosa sensata que se dijo al respecto se la escuché en no sé qué tele al Cholo Simeone: "Este es un problema social, no del fútbol". Los problemas del fútbol se dirimen en los campos y los problemas sociales se resuelven a orilla del Manzanares y en los despachos: ¿por qué ni la Fiscalía ni los clubes ni la Policía instan jamás la ilegalización de estos grupos de salvajes, si los tienen perfectamente fichados con sus hembras y sus hombres, sus apellidos, sus nombres, y su carnet de identidad? (Serrat dixit).

Quizá porque los que causan estos "problemas sociales" a orilla del Manzanares y en los despachos --fiscalía, clubes, policía-- son los mismos salvajes. Aunque nos asesinen con distintos tipos de bate de béisbol.

El noviete de Tania Sánchez

Me he enterado de que Tania Sánchez, diputada madrileña y candidata por IU a la CAM, tiene un noviete que se llama Pablo Iglesias, y doy aquí la noticia en exclusiva y con mucho morbo. Es más. El tal noviete ha montado un partido muy parecido a IU, lo que con objetividad periodística nos hace pensar que la relación sentimental no debe de ir muy bien. De hecho, ella vive en la calle Pablo Iglesias de Madrid, a sabiendas de que esa calle homenajea a otro Pablo Iglesias que no es su Pablo Iglesias. La izquierda se escinde, se rompe y se divorcia.

Redacto estas estúpidas vaginalidades o analidades en el mismo tono en que he leído multitud de informaciones presuntamente serias tratando a Tania Sánchez como la barragana política de Pablo Iglesias, cuando ella tiene una carrera mucho más dilatada que él. No es solo puro machismo. Es falta de respeto. Ni siquiera a la inigualable Ana Botella se la ha denigrado así, cuando lo merece aznarinamente, que es mucho merecer (malo).

El paroxismo de este machismo o descerebramiento nos llegó esta semana de la mano de TVE, la que pagamos entre todos. Tras su victoria del domingo en las primarias de la IU madrileña, Tania Sánchez fue rotulada como la "compañera sentimental de Pablo Iglesias". Regresando al argumento anterior, jamás la TVE se hubiera atrevido a rotular a Ana Botella como la "compañera sentimental de José María Aznar". Quizá para que el resto de mujeres del mundo no se muera de envidia.

Pero el caso es que la confusión del tándem Sánchez/Iglesias con Albano/Romina no se limita a los compañeros de Mariló Montero y la TVE. Quedeme asombrado el martes cuando escuché a Javier Sardá en Al Rojo Vivo (La Sexta) recitarle cara a cara a Tania Sánchez esta joya del pensamiento político profundo. Espero transmitirla bien, pues es muy honda la idea: "Tu vida política y tu vida sentimental es una buena película francesa". Perdonad que me ponga pesado, ¿pero se hubiera atrevido Sardá a decirle eso a Ana Botella?

El director del programa, Antonio García Ferreras, se puso como un jabalí herido contra Sardá y contra todos los que morbosean en las sábanas de la pareja política de moda. Con perdón, porque de pareja política creo que no tienen nada. Ferreras  se indignó y vociferó muy bien, pero a las pocas horas volvió a sentar a Sardá a su lado en el programa. Sardá no se disculpó. Ni siquiera nos aclaró por qué la vida política y sentimental de Tania Sánchez es digna de una película francesa, y no de una película de cualquier otra nacionalidad. Son misterios que solo a los más grandes opinadores se les alcanzan.

Federico, sus indignaciones y sus indignidades

Parece mentira que Federico Jiménez Losantos no salga más en televisión, con la cara que tiene. Como dicen las abuelas, tiene más cara que espalda. Muchas y sesudas opiniones ha inspirado la presentación esta semana de la ponencia económica de Podemos. El partido ese del compañero sentimental de Tania Sánchez, que diría Sardá en francés. Que si es un sueño, que si irrealizable, que si un programa económico duro, que si blando, que si socialdemócrata, que si comunista, que si pactista, que si indeterminado, que si alienígena...

Pero quien la clava, como siempre, es Federico. Con su habitual verbo sosegado, bautiza la ponencia como "sarta de ocurrencias ridículas" en su columna O crédito o descrédito del miércoles en El Mundo. Lo que más le cabrea a Federico de la ponencia elevada a discusión por estos "contables de la caspilla universitaria" es que no quieran pagar la deuda española a los fondos.

Escribe nuestro dilecto vate: "Lo más serio sobre las economicositas de Podemos lo ha dicho el resucitador de Bankia, Ignacio Goirigolzarri, recordando que el derecho al crédito que pretende Podemos es inseparable de la obligación de devolverlo, porque no hay un derecho que no suponga obligación. No es fácil que lo entienda uno de esos profes complutócratas que se distinguen por llevar coderas en la chaqueta de tweed y una pipa por encender colgando en la comisura del académico belfo; pero cualquiera que se haya ganado la vida creando una empresa y pagando la nómina y la seguridad social de uno o veintiuno o veintiunmil empleados sabe que un crédito es, en lo fundamental, la obligación de devolverlo".

En el aspecto económico, por lo de la deuda, no me meto. Aunque creo recordar que Libertad Digital fue fundada por Federico Jiménez Losantos, y tenía tantas deudas y se hundía a tales profundidades que el Partido Popular, presuntamente, autorizó la compra de acciones de este grupo por valor de 450.000 euros en B. O sea, en dinero Bárcenas. El secretario general del PP de entonces, Ángel Acebes, fue imputado por Pablo Ruz a causa de este asunto. Releamos a Federico: "Cualquiera que se haya ganado la vida creando una empresa y pagando la nómina y la seguridad social de uno o veintiuno o veintiunmil empleados sabe que un crédito es, en lo fundamental, la obligación de devolverlo". ¿En A o en B?

PS: Como Federico no se cansa de acertar, este amanecer cacarean los gallos que "el resucitador de Bankia", Ignacio Goirigolzarri, falseó las cuentas de Bankia siguiendo el patrón descuidero de su antecesor en la entidad, el elegante Rodrigo Rato.