PSOE: el Gobierno desprotege el medio ambiente para favorecer el negocio privado

Hugo_Moran_PSOE
Hugo Morán, secretario de Ordenación del Territorio y Sostenibilidad de la Ejecutiva socialista. / psoe.es

Aprovechando la celebración, el pasado 5 de junio, del Día Mundial del Medio Ambiente, la secretaría de Ordenación del Territorio y Sostenibilidad del PSOE, que dirige Hugo Morán, ha elaborado un documento en el que arremete contra la desastrosa política medioambiental que ha realizado el Gobierno en el poco tiempo que lleva en ejercicio. “En tan solo un año y medio, aseguran, las decisiones políticas que ha tomado el Gobierno del PP han hecho retroceder a España cuatro décadas en materia medioambiental”. Y rematan: “Es sabido que el cuidado del medio ambiente nunca ha sido una prioridad para la derecha española, pero sí es prioritario en sus políticas privatizar bienes públicos para convertirlos en negocios privados”.

El documento analiza los retrocesos llevados a cabo por Mariano Rajoy en la materia:

Publicidad

1.- Agua. Ha sacado el agua de la esfera de la protección pública, para ponerla en manos de un mercado privado que busca nuevos nichos de negocio, tras el tsunami del ladrillo. Lo aprobó en el  Real Decreto de Medidas Urgentes en materia de Medio Ambiente publicado en el BOE el 5 de mayo de 2012.

2.- Costa. Ha cambiado la Ley que protegía las costas españolas tanto del mal uso como de la voracidad urbanística y la ha puesto en venta al mejor postor, entregando una costa que ha dejado de ser un bien público protegido a los mismos agentes especulativos que estuvieron en el origen de la burbuja inmobiliaria. Lo aprobó en la Reforma de la Ley de Costas de 1988 publicada en el BOE el 27 de mayo de 2013.

3.- Impacto ambiental. Ha decidido renunciar al control público de los objetivos de impacto ambiental que deben cumplir las actividades industriales ¿Cómo? Dándoles a las propias empresas las competencias de inspección que hasta ahora estaban reservadas a la administración. Lo ha acordado en el Proyecto de Ley de modificación de la Ley de residuos y suelos contaminados que está en trámite parlamentario.

4.- Contaminación y residuos. Por decisión del actual Gobierno, España renuncia a seguir la hoja de ruta de la Unión Europea en la reducción de residuos y en los objetivos de reducción de la contaminación atmosférica. Decidido en el Real Decreto de Medidas Urgentes en materia de Medio Ambiente publicado en el BOE el 5 de mayo de 2012.

5.- Medio rural. Con un recorte presupuestario sin precedentes, el Gobierno ha abandonado a su suerte al medio rural, privando a más del 80% del territorio y con él a sus habitantes de cualquier compromiso público. Esta política de abandono y de negación de recursos se ha saldado ya en 2012 con más de 200.000 hectáreas de masa forestal arrasadas por el fuego. Acordado en la ley de Desarrollo Rural, que ha pasado de tener una partida de 200 millones de euros en 2011 a 20,8 en 2013.

6.- Energías renovables. En este ámbito, el Gobierno de Rajoy ha decretado un parón en seco. En las 2 últimas legislaturas, con el Gobierno del PSOE, España se convirtió en un país puntero y de referencia internacional en tecnologías y desarrollo de energías renovables. Una innegable fuente de riqueza y crecimiento sostenible. Nada más llegar al Gobierno, el PP frenó sine die el desarrollo de las energías renovables en España, hundiendo al sector en una ruinosa situación económica y a España en una lamentable postración estratégica. Lo aprobó en el Real Decreto de moratoria de incentivos a renovables publicado en BOE el 28 de enero de 2012.

7.- Apuesta por las nucleares. Cuando países tradicionalmente partidarios de la energía nuclear como Estados Unidos y Alemania, viran en su futuro energético hacia las energías renovables, Rajoy está obligando a España a hacer lo contrario. Ha dado un  frenazo a las renovables con pérdida de todo su potencial en este ámbito y vuelta a potenciar las centrales nucleares. El primer paso ha sido decretar la continuidad de la central de Garoña, cuyo cierre estaba previsto este año. Además, e incomprensiblemente, el Gobierno está manteniendo una posición de rebeldía frente a la estrategia europea de ahorro y eficiencia energética.

En vista de todo lo anterior, añaden los socialistas, no resulta extraño que el Gobierno haya decidido también eliminar testigos incómodos como el Observatorio Español de la Sostenibilidad (OSE), el organismo independiente encargado de hacer el seguimiento de todas las políticas con consecuencias ambientales. Terminó su actividad por falta de financiación el 31 de mayo de 2013.

El PSOE concluye que el Gobierno del PP está aplicando esta política de abandono y desprotección del medio ambiente, como suelen decir los dirigentes del PP, “sin complejos”, mostrando “un enorme desprecio hacia la comunidad científica, frente a cualquier cauce de participación ciudadana y en contra de las iniciativas parlamentarias de los partidos de la oposición.

La conclusión es básica: “El Gobierno del PP está haciendo saltar por los aires, en menos de un año y medio, toda la política de protección del medio ambiente que se ha venido implantando en España desde la Constitución del 78”. “Y, además, todos los cambios normativos que ha hecho este Gobierno han sido para favorecer la especulación sin importarle el daño medio ambiental que eso pueda producir”.