Andalucía y Madrid se vuelcan con Pedro Sánchez, que logra 16.100 avales más que Madina

Candidatos_secretaria_general_PSOE_Pedro_Sanchez_Madina_Pérez_Tapias
Los tres candidatos a la secretaría general del PSOE proclamados oficialmente. De izda. a dcha., Pedro Sánchez, Eduardo Madina y José Antonio Pérez Tapias. / Efe
Actualización el 29-06-14 con los datos por CCAA y provincias

Andalucía, Madrid, Galicia, Aragón y la Comunidad Valenciana han sido los territorios clave en la ventaja en número de avales de los militantes socialistas a favor de Pedro Sánchez (41.338) sobre Eduardo Madina (25.238). Según los datos divulgados la tarde del domingo por la dirección del PSOE, las 16.100 firmas de ventaja de Sánchez sobre Madina proceden de Andalucía (11.689 de diferencia), Madrid (2.220), Aragón (1.969), Galicia (1.167), la Comunidad Valenciana (614) y, en menor medida, con una diferencia de unos 300 avales, de Castilla y León y Castilla-La Mancha. Lo más sorprendente es que Sánchez también ha recogido más avales en Euskadi (1.088) que Madina (934), gracias a que Guipúzcoa se ha volcado con él.

Publicidad

La dirección del PSOE cumplió la petición de ambos candidatos y de José Antonio Pérez Tapias, respaldado por Izquierda Socialista, que también superó el tope del 20% de firmas de los afiliados (consiguió 9.912 avales de los 197.480 militantes censados para optar a la secretaría general), y difundió los datos que permitirán a los dos contrincantes dar prioridad en su campaña interna a unos territorios sobre otros de cara a las votación del día 13 de julio. Madina obtuvo más firmas en Cataluña, Cantabria, Asturias, Extremadura, Melilla y la federación del exterior, y Sánchez se impuso en las demás federaciones y en Juventudes Socialistas.

El recuento de avales se prolongó el viernes en la sede de Ferraz hasta las tres de la noche y en el mismo participaron 32 personas de una empresa contratada al efecto para realizar el proceso hasta los comicios internos del día 13. El dispositivo electoral constará al PSOE 120.000 euros. Los representantes de las candidaturas pudieron observar cómo se verificaba el carné de identidad y el número de afiliado de cada firmante, de modo que no hubiera avales falsos o supuestos ni tampoco repetidos a uno y a otro.

Aunque las firmas conseguidas por los candidatos no permite afirmar que el ganador de las primarias socialistas para elegir al sustituto de Alfredo Pérez Rubalcaba como secretario general vaya a ser Sánchez, sí facilita una primera composición de lugar, según la cual, los militantes se han escorado hacia el candidato con el que más cercanía han sentido. “40.000 kilómetros, 40.000 avales”, se puede leer en su cuenta en Facebook. Desde que acabó la Conferencia Política del PSOE, en la que Sánchez, diputado por Madrid y profesor de estructura económica tuvo un papel destacado en las propuestas contra la crisis económica y el paro, ha recorrido miles de kilómetros y visitado cientos de agrupaciones.

La diferencia más notable a favor de Sánchez se ha registrado en Andalucía, con más de 15.000 avales –cinco mil en Sevilla–, casi el doble que Madina. Aunque la dirigente y presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha mantenido una estricta neutralidad, a nadie se oculta que tras la decisión de Patxi López de no presentarse, Madina aparecía como el candidato favorito del aparato de Ferraz, con el que la dirección andaluza ha mantenido frecuentes discrepancias. En todo caso, Sánchez ha protagonizado más actos y con mayor afluencia de afiliados en Andalucía, todo el arco Mediterráneo y también en Asturias, Cantabria y Bilbao que Madina, más implicado en su labor parlamentaria como secretario general del Grupo Socialista en el Congreso.

Los “madinistas”, coordinados por la diputada por Lleida y secretaria de la Mesa del Congreso, Teresa Cunillera, restaron importancia al número de avales de cada candidato argumentando que también en su día Josep Borrell consiguió menos avales que Joaquín Almunia y después ganó la elección. Sin embargo, ese argumento no se sostiene porque en aquella ocasión sólo firmaron los miembros del Comité Federal. El hecho de que casi la mitad de los afiliados hayan participado en el proceso de apoyo a los precandidatos y de que más del 50% de éstos hayan apostado por Sánchez, es muy significativo y obligará a Madina a redoblar sus esfuerzos en la campaña, en la que los tres están de acuerdo en celebrar debates. Después de la batalla interna, la dirigente más autorizada, Díaz, ha manifestado que desea «una dirección de unidad, sin vencedores ni vencidos”.