Garzón dice que mantiene su apuesta por IU a pesar de la ruptura en Madrid

El candidato de IU a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, durante su participación en el acto celebrado en Sevilla el pasado domingo. / Paco Fuentes (Efe)
El candidato de IU a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, durante su participación en el acto celebrado en Sevilla el pasado domingo. / Paco Fuentes (Efe)
Actualización de las 23:30 con las reacciones de la dirección regional y de Alberto Garzón sobre la decisión de un sector de IUCM

La ruptura de IU en Madrid ha llegado definitivamente. Un sector de la organización, que hasta ahora se aglutinaba en torno al colectivo En Construcción, abandonará la federación para crear un nuevo partido con el objetivo de disputar, junto a otras formaciones, las elecciones autonómicas. Así se lo han confirmado a cuartopoder.es fuentes cercanas a este corriente. Encabeza la iniciativa, Tania Sánchez, candidata de IUCM a la Comunidad de Madrid,  cuya salida se rumoreaba desde hace semanas, y Hugo Martínez Abarca, portavoz de la candidatura Recuperar Madrid en las primarias de IUCM. Les acompañarán personas muy cercanas e integrantes de su equipo como Sara Porras, María Espinosa, Carmen Pérez Carballo o Esther Gómez, una de las portavoces de Ganemos Madrid, además del exconcejal Jorge García Castaño, que fue el primero de este grupo en abandonar IU.

Publicidad

Según las mismas fuentes, Mauricio Valiente, candidato al Ayuntamiento seguirá en el partido, apostando, eso sí, por el proceso de confluencia con Ganemos Madrid y Podemos y a la espera de que el Consejo Político Federal de IU dé el visto bueno a su apuesta.

Desde la coordinación colegiada de IUCM han señalado a este medio que no tienen por el momento comunicación oficial de la baja de Sánchez, Martínez Abarca y el resto de militantes. Tampoco han valorado la hoja de ruta a seguir para sustituir a la cabeza de lista en las autonómicas. A partir de mañana explorarán las diferentes opciones, que van desde hacer unas nuevas primarias a consensuar una candidatura, entre otras. En cualquier caso, dan por válidas las informaciones respecto a Sánchez en un comunicado oficial en el que lamentan la decisión. "En opinión de la dirección de IUCM, esto viene a fracturar y debilitar la capacidad de la izquierda política y social y ofrecer una propuesta electoral y de Gobierno alternativa a la diseñada por el PP. Nadie puede alegrarse de una noticia como ésta", destacan. "Interpretaron que su victoria en las primarias les habilitaba para imponer cambios en la dirección y en la política violentando la norma estatutaria. Desde ese momento empezaron a actuar como una organización paralela y hoy se ha consumado una ruptura anunciada", añaden.

También se ha conocido la reacción del candidato a la Presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, afín a Sánchez y su equipo. Mediante un comunicado, ha calificado como "mala noticia" este abandono. El candidato a la presidencia de IU considera que la decisión de la diputada madrileña es "consecuencia" de la "mala gestión de la dirección de Madrid". "Los máximos dirigentes de la federación madrileña no han cumplido la resolución federal, no han cumplido con sus funciones como dirección ni tampoco han asumido responsabilidades. No han trabajado por la unidad, la síntesis y el consenso”. El diputado malagueño califica de "indignante" que la candidata “apoyada masivamente" por militantes y simpatizantes en primarias abiertas haya tenido que salir de la organización, en lugar de los dirigentes señalados como responsables políticos del escándalo de Caja Madrid-Bankia. "Tenemos muy claro que nuestro proyecto es IU. Por eso estamos construyendo una nueva IU y por eso estamos convencidos de que vamos a estar a la altura del momento político”, ha reivindicado. "En el proyecto político que está construyendo el Garzón, siguen apostando "por la convergencia y la unidad popular como instrumentos para transformar este país". Por último, ha remarcado su apoyo a Mauricio Valiente como candidato de IU en su apuesta por la unidad popular.

Mantener la identidad y las siglas o “aprovechar el momento histórico” en Madrid. Esas son las opciones que las dos corrientes de IUCM han puesto ya sobre la mesa. El acuerdo alcanzado la semana pasada entre Ganemos Madrid y Podemos ha abierto unas heridas internas que en realidad ya lo estaban y que parecen lejos de cerrarse. La forma jurídica elegida, la creación de un partido instrumental, no convence al cien por cien a ninguna de las partes. Sin embargo, el sector de Mauricio Valiente y Tania Sánchez ha decidido firmemente apostar por ella mientras es rechazada por el sector contrario. Unos y otros se acusan de situarse fuera de la política de IU federal y las posiciones son inamovibles. Mientras, el tiempo sigue corriendo para todos, también para la dirección federal, que inevitablemente tendrá que tomar partido de forma clara en la disputa.

“No vamos a reconocer ninguna intromisión de la dirección actual de IUCM”, afirmó ayer Valiente en una convocatoria de prensa en la que explicó su hoja de ruta. La suya y la del sector que apuesta por esta convergencia. El vencedor en las primarias ya anunció el lunes su intención de presentarse a unas nuevas primarias dentro del nuevo escenario de confluencia. El acuerdo tiene que ser ratificado ahora por todas las partes, IU incluida. Y es aquí donde surge el conflicto. Según anunció Valiente, acompañado por representantes de asambleas madrileñas de distrito, la ratificación se pretende realizar en reuniones orgánicas de las asambleas locales. Se celebrarán desde finales de esta semana y el resultado se conocerá el 13 de febrero, un día antes del plenario de Ganemos Madrid. Podrán participar tanto afiliados como simpatizantes, aprovechando el censo ya desarrollado en las primarias de IU. Según explicó Valiente, los estatutos están de su parte al dotar de soberanía a las asambleas locales para este tipo de decisiones. "Con esta apuesta es posible desalojar al bipartidismo", afirmó mientras defendía el papel que IU ha jugado en el proyecto. Por su parte, Podemos ha comenzado esta semana su proceso de validación, de manera online.

Esta postura, así como la negociación del acuerdo en sí, se enfrenta directamente a la que mantiene la otra parte de IUCM y la dirección federal hasta el momento. La coordinación colegiada de la federación madrileña reprueba la actitud de Valiente y no es descartable que puedan tomar medidas de sanción contra él. “Me espero cualquier salida de tono”, explicó ante esta posibilidad. Según señalan a cuartopoder.es fuentes de esta coordinación, desde IUCM se debe aplicar la fórmula jurídica fijada por las resoluciones de la dirección federal, es decir, concurrir con sus propias siglas en convergencia y bajo una coalición electoral. Muestran también sus dudas sobre la legalidad de este partido instrumental respecto a las incompatibilidades de doble militancia. “No entendemos cómo se pueden dar pasos sin que se aprueben en un órgano. Un candidato no puede preguntar a las asambleas, tendrá que ser algún órgano o la dirección. Él mismo se está desautorizando, saltando los órganos y está deslegitimado en IU”, añaden.

Raquel López, candidata al Ayuntamiento y actual concejal, destaca a este medio que su posición es la federal y la regional. Destaca que Cayo Lara ha dicho en los órganos, “donde se deciden las cosas” y donde ha sido aprobado, que “sólo vamos a ir a la convergencia mediante la figura de coalición electoral”. “Quien esté diciendo otra cosa está fuera de la política federal y regional, así de claro”, añade. Recuerda que en IU las decisiones se toman de forma colectiva. “Hay algunos compañeros que definitivamente parece que van a estar más cómodos en otras organizaciones. Se les desea suerte, pero que respeten la organización en la que todavía están”, concluye. Por su parte, Lali Vaquero, la tercera candidata al Ayuntamiento y actual diputada regional, destaca a cuartopoder.es que se queda con “la organicidad”, espacio donde se establecen las directrices y normas de funcionamiento de la organización. Para ella, están muy claras las “líneas rojas” de la convergencia en relación a la forma jurídica. “Eso es lo que hay que respetar, y aquellos compañeros que se han lanzado a la aventura de confluir a través de un partido político instrumental están fuera de la política de IU”, finaliza.

En efecto, la dirección federal se ha pronunciado al respecto, no sólo en los órganos citados sino también en declaraciones públicas. El propio Lara se manifestó ayer en esta dirección y el nuevo secretario de organización, Adolfo Barrena, reconoció en su entrevista con cuartopoder.es el “problema” que esta fórmula supone. En cualquier caso, el próximo Consejo Político Federal, convocado para el día 21 de febrero, decidirá de forma definitiva sobre el asunto. Una esperanza a la que se aferra Valiente. “Lo vamos a explicar al conjunto de la organización y estamos convencidos de que el CPF va a respaldar el proceso”, afirmó. Tampoco contempla la derrota en el proceso de validación interno que tiene intención de poner en marcha.

Semana de reuniones

En cualquier caso, desde Ganemos Madrid se ha fijado fecha para que todos los actores ratifiquen o no el acuerdo: el 14 de febrero. El tiempo corre, y esta semana está siendo intensa en cuanto a conversaciones y encuentros. Esta misma tarde, las diferentes corrientes del antiguo 49% de IUCM han sido convocadas a una asamblea de la que debe salir una posición común en medio de rumores cada vez más fuertes de escisión. Fuentes de este sector aseguran que no hay nada decidido y que hay diferentes matices a tratar colectivamente respecto a la ruptura o no y el futuro inmediato en la organización.

El lunes se evidenció una vez más de forma “oficial” la quiebra interna. El Partido Comunista de Madrid, integrado en la federación, aprobó una resolución en la que decidía romper también con la dirección regional actual manteniendo la misma línea que el sector de Sánchez y Valiente. En cambio, en el punto sobre la convergencia, el PCM es más cauto. “Nos reclamamos parte de Izquierda Unida Federal y nos referenciamos en sus acuerdos en el ámbito de la Convergencia, por lo que, a falta de un desarrollo más explícito del preacuerdo de Ganemos Madrid, seguiremos trabajando en dicho espacio y en espacios similares en las localidades donde se estén produciendo”.

También se ha producido una nueva dimisión. El concejal Ángel Lara, más cercano a Ángel Pérez, anunció su abandono por “razones personales” y no quiere que su marcha sea interpreta políticamente. Por último, el propio Pérez y Gregorio Gordo se han vuelto a pronunciar respecto a su expediente por parte de IU y la suspensión también que decidió el PCE. El primero señaló que todavía no tenía notificación de qué se le acusaba y el segundo calificó de “injusta y arbitraria” la decisión.