«La inmensa mayoría de la militancia del PSOE quiere una alternativa a Rajoy»

2
sanchezmato2
Carlos Sánchez Mato, responsable de Políticas Económicas de IU y concejal delegado de Economía y Hacienda de Madrid, en su despacho en el Ayuntamiento. / S.D.

Carlos Sánchez Mato (Madrid, 1970) es el nuevo responsable de Políticas Económicas en la Comisión Colegiada de IU, órgano ejecutivo federal surgido tras la XI Asamblea de la coalición izquierdista celebrada a principios del mes de junio pasado. Esta asamblea aupó a Alberto Garzón como coordinador federal de IU. Además, es el concejal delegado de Economía y Hacienda en el Ayuntamiento de Madrid gobernado por Manuela Carmena, de Ahora Madrid. En plenas negociaciones entre PP y C´s para la investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno y conversaciones entre PSOE y Unidos Podemos con vistas a explorar la posibilidad de un gobierno alternativo, conversaciones reconocidas por el propio Garzón y por el líder de Podemos, Pablo Iglesias, Sánchez Mato analiza la actual situación política para cuartopoder.es. También habla sobre la gestión de Ahora Madrid en el consistorio de la capital durante este primer año y pocos meses de gobierno. Desde su despacho en las dependencias municipales madrileñas de la calle Alcalá, repasa la actualidad política y social y también opina sobre algunos aspectos de la renovación que está llevando IU en el ámbito interno.

— Como responsable económico de IU. ¿Qué le parecen las medidas que están negociando PP y C´s en este ámbito como el complemento salarial, el contrato único y la mochila austriaca?

Publicidad

— No estamos de acuerdo. La solución a los salarios inferiores que proliferan es perseguir y combatir el enorme fraude laboral e incrementar el salario mínimo interprofesional, y no el complemento salarial con dinero público, las empresas deben pagar un salario digno. Sobre el contrato único tengo que decir que en España ya tenemos contrato único según la legislación actual: el indefinido. El artículo 15.3 del Estatuto de Trabajadores establece que los contratos deben ser indefinidos por defecto y los temporales la excepción. Sobre la mochila austriaca, nos oponemos radicalmente a su aplicación. Es una forma de abaratar el coste que debe pagar el empresario, y romper con la solidaridad que incorpora nuestro sistema público de prestaciones de desempleo y pensiones.

— En plena crisis de gobernabilidad, ya que Mariano Rajoy aún no suma los apoyos necesarios para ser investido presidente del Gobierno, ¿cuál es la estrategia de IU? ¿Hay alternativa con el PSOE?

"Que Rajoy pierda la investidura no tiene por qué llevarnos a
terceras elecciones"

— Nosotros hemos dejado clara la estrategia desde el principio. El PSOE no lo ha hecho. La opción, tras estas segundas elecciones, está más basculada hacia un gobierno de la derecha que tras el 20D. Nosotros queremos generar una alternativa, pero para eso tiene que fracasar la opción de la derecha. Si la derecha fracasa, el que tiene que definirse es el PSOE. El PSOE ha dicho no al PP y no a Rajoy, que no tiene por qué ser lo mismo, pues dependiendo a quién preguntes en el PSOE te dicen cosas diferentes sobre esto. Si esta postura la mantienen y el PP sigue enrocado con no querer negociar con sus iguales desde el punto de vista económico, la derecha económica del PNV y la antigua CDC, se verán abocados a perder la investidura. Que Rajoy pierda la investidura no tiene por qué llevarnos de manera inmediata a otras elecciones, puede haber una alternativa. Si esta investidura fracasa, el propio PP puede plantear una alternativa a la candidatura de Rajoy y que cambien así los apoyos de otras fuerzas. Si no lo hace, tiene que ser la segunda fuerza, el PSOE, la que planté la alternativa. Si esta mira hacia la izquierda, Unidos Podemos la apoyará. Si el PSOE se pone de acuerdo con C´s y nos da las lentejas, no obtendrá nuestro apoyo, para hacer las políticas del PP que las haga el PP.

— ¿Entiende el silencio de su candidato a la presidencia del Gobierno, Pablo Iglesias, durante estas semanas de negociaciones para conseguir formar un Gobierno?

— No ha habido silencio. Es que el protagonismo lo tienen que tener los que pueden llegar a una mayoría, que ahora son las opciones de la derecha económica.

En la pasada legislatura, el protagonismo de Garzón fue mayor, proponiendo a las opciones de izquierdas compartir mesa para intentar buscar una salida progresista al bloqueo institucional.

— En aquella legislatura había una realidad matemática que permitía la posibilidad de trabajar de una manera paralela. El PP y la derecha económica podían conseguir una mayoría, pero también la alternativa. En este caso, al haberse producido ese desequilibrio en perjuicio de la izquierda tenemos que esperar a que fracase la derecha. Nosotros ya lo hemos hecho público, IU estará en una posición de apoyar a un gobierno alternativo, pero siempre con políticas diferentes, nunca para replicar leyes tan nocivas para el pueblo español como las del PP.

— Si Rajoy fracasa, el momento de buscar la alternativa es ya la semana que viene. ¿Qué contactos está manteniendo IU con el PSOE?

"Estamos lanzando el guante al PSOE en todos los niveles administrativos
en los que coincidimos"

— Las fuerzas de la izquierda tenemos contactos de manera habitual en diferentes niveles de la administración, tanto a nivel regional y municipal como a nivel estatal. Estamos en todos esos niveles lanzando el guante al PSOE. Desde IU y también desde Podemos se están manteniendo de manera habitual estos contactos desde el día siguiente de las elecciones de junio. El mensaje que les lanzamos es que si los partidos de la derecha no pueden conseguir una mayoría, aquí estamos nosotros para plantear una alternativa. Estamos acostumbrados a negociar con el PSOE y a llegar acuerdos. Estamos condenados a entendernos, en el mejor sentido de la palabra, y lo dice una persona que ha tenido un altísimo nivel de crítica hacia las políticas del PSOE. Pero tenemos elementos suficientes en común para un acuerdo que mejore la vida de los ciudadanos.

— Ahora Madrid gobierna en minoría y muchas políticas las tiene que negociar con el PSOE para conseguir sus apoyos en el pleno. Usted está en contacto permanente con cargos del PSOE. ¿Qué sensaciones percibe desde dentro del PSOE sobre la posibilidad de buscar un gobierno de izquierdas?

— Evidentemente yo por el PSOE no voy a hablar ni a revelar conversaciones, pero tengo la absoluta certeza de que la inmensa mayoría de la militancia del PSOE está de acuerdo en un acuerdo programático que nos permitiera plantear una alternativa a un gobierno del PP presidido por Mariano Rajoy. Tengo la absoluta certeza, pero no digo que esto sea lo que va a ocurrir. Para eso, fundamentalmente, en primer lugar tiene que fracasar Rajoy en la formación de gobierno con sus aliados naturales y, en segundo, que el PSOE gire a una posición que aún no tiene. Si fracasa Rajoy, parece que el PSOE no tiene alternativa. Nosotros decimos que sí hay alternativa, que no es la que nos hubiera gustado, habríamos preferido tener más apoyos parlamentarios, pero que es suficiente para un planteamiento de enmienda a la totalidad a las políticas neoliberales del PP en una legislatura seguramente más corta, pero que sirva para revertir determinadas actuaciones que han sido muy dañinas para las clases populares.

En una reciente entrevista, Garzón declaró que "sería bueno que en Podemos existiera mucha más unidad" y que "sería un drama para la izquierda que Podemos se rompiese". Pablo Echenique le respondió asegurando que "Podemos no puede correr el riesgo de convertirse en un partido en el que hay una idea única dictada desde la dirección". ¿Qué tensiones diagnostica en una formación tan joven como Podemos? ¿Teme usted una división? 

"Podemos ha crecido muy deprisa, es
normal que
le duelan los músculos"

— Podemos es una formación política que ha crecido muy deprisa y en unas condiciones tan complejas como el escenario actual, por ello es lógico que cuando uno crece deprisa le duelan los músculos. Las tensiones son normales, pero no voy a hablar de las cuitas de nuestros compañeros de viaje y coalición. Quiero dejar claro que somos gente que venimos de trabajar por la unidad popular en ámbitos municipales y a nivel estatal la defendemos también. No sólo en las instituciones, sino también en las luchas, en las calles donde hemos peleado los compañeros de Podemos, Equo, Izquierda Castellana y, por supuesto, IU y otras fuerzas políticas. Espero que sigamos trabajando juntos. Tenemos que solucionar los problemas de la gente y a la gente no le importan nuestras divisiones ni problemas internos. Nuestros compañeros de Podemos solventarán sus diferencias debatiendo y nosotros estaremos de acuerdo en lo que siempre hemos estado de acuerdo, en una visión absolutamente opuesta a la que ha gobernado este país en los últimos años.

— Su equipo, el de Garzón, obtuvo un apoyo masivo en la XI Asamblea Federal de IU celebrada en junio. Uno de sus objetivos es la creación de un movimiento político y social que haga frente al neoliberalismo. En este momento de continuo foco mediático en el Parlamento, ¿cuáles son los pasos que debe dar IU para la construcción de este sujeto? 

— Una cosa son los escenarios electorales que hemos tenido y que tendremos en el futuro y otra la conformación de ese bloque que tiene que estar presente en todas las luchas que hay y que seguirá habiendo y de las que las fuerzas políticas tenemos que ser motor. Tenemos que ser un aditivo a ese combustible para que funcione mejor. Mal trabajo haríamos si los concejales de los gobiernos locales o los 71 diputados a la izquierda del PSOE, algo, por cierto, que nuca se había dado, se convirtieran sólo en trabajadores dentro de los despachos y de puertas para dentro. Tiene que estar unido lo que ocurre dentro de las instituciones con lo que ocurre fuera, ahí hay mucho que mejorar todavía. Pero se han hecho muchas políticas positivas, soy optimista con el trabajo realizado hasta ahora, pero no es suficiente. Hay que potenciar ese trabajo y hacer mucho más visible que hay otra forma de gobernar. Hay que dejar claro que no es lo mismo que Manuela Carmena, con gente en su equipo de Podemos, Equo e IU, sea alcaldesa, a que lo sea Esperanza Aguirre o Begoña Villacís, no es lo mismo.

sanchezmato4
Carlos Sánchez Mato tras la entrevista con cuartopoder.es. / S.D.

— ¿Hace falta más apoyo popular para poder llevar a cabo unas políticas alternativas?

— Una de las cosas que hay que hacer es la superación de las fuerzas políticas, que estas sean estimulantes de la lucha popular. Es complicado cambiar algunas cosas desde la institución porque no existe la temperatura adecuada. Eso pasa en lo local, en lo autonómico y también habría ocurrido en lo estatal si hubiéramos conseguido formar gobierno después de las primeras elecciones. Cuando hay movilización social, los resultados electorales son mejores, cuando no la hay mucha gente no va a votar. No hay que inventarse el conflicto, está existiendo ya, nos están dando ostias por todos los lados. El deterioro de las condiciones de vida de la gente ha sido dramático durante los últimos años, y ahora nos quieren dar más medicina de la misma pero vestida de naranja. Ante toda esta situación se ha producido una desmovilización pensando que en las elecciones se disputaría el cambio, pero hay una parte de la gente que entiende que sin movilización no se pueden cambiar las cosas, y por lo tanto no va a votar. Por ello, tenemos que potenciar los elementos positivos que consigamos y desgastarnos las suelas de las zapatillas en las calles, que es de donde venimos, y pelear al lado de la gente, que es nuestro único sentido.

— Haría falta mucho apoyo popular para que un gobierno alternativo pudiera enfrentarse a la Unión Europea por los recortes que quiere imponer próximamente.

— Hay ciertas batallas, ciertos cambios estructurales complejos, que no se pueden dar sólo eligiendo a representantes en las instituciones. Eso no funciona así. Una cosa es el voto, pero además hace falta la movilización. La movilización permitirá gobiernos como herramientas útiles, sin movilización no seremos útiles.

— ¿Usted cree que el PSOE, si se diera ese gobierno alternativo, se atrevería a negarse a asumir los nuevos recortes que dicta Europa cuando en el Parlamento Europeo votan junto al Partido Popular Europeo en la mayoría de los temas?

"Creo que el PSOE hará autocrítica
de por qué hay
una fuerza a su izquierda con
tanto apoyo"

— Evidentemente, si miramos al pasado, las conclusiones son bastante desalentadoras. Los números darían con muchísima dificultad una alternativa con el PSOE, pero sin el PSOE no existe esa alternativa. Estoy haciendo de la necesidad vitrud, estoy diciendo que habiendo sido muy crítico en múltiples ocasiones con el PSOE, porque tanto en España como en las instituciones europeas ha navegado viento a favor de las políticas del PP, entiendo que su base social, su militancia y muchos de sus cargos orgánicos tienen un sentimiento diferente a la hora de abordar las necesidades de la sociedad. Desde esa perspectiva abordamos la posibilidad de construir una alternativa como hicimos en muchos ayuntamientos y otras instituciones. En Madrid no es igual el PSOE que el PP. Ahora bien, desgraciadamente hay determinados elementos de su pasado que son manifiestamente mejorables. Creo que el PSOE hará autocrítica y que si hay una opción a la izquierda que ha obtenido tanta representación es porque hay un descontento generalizado con sus posturas pasadas. Entiendo que un adecuado análisis de los resultados y del termómetro social debería hacer posible un cambio a la hora de afrontar la presión, de buscar políticas alternativas a las de la Unión Europea. Soy optimista. Lo que no tendría ninguna lógica es que hagamos un gobierno alternativo para hacer las políticas de Rajoy. Tiene que haber un acuerdo programático con el PSOE, y la alternativa vendrá a raíz de eso, sino no habrá alternativa.

— ¿Los diputados de IU en el Congreso votarían a un gobierno alternativo al PP pero que tampoco se opusiera a los recortes que dicta la Unión Europea?

— Evidentemente no. El resumen sería que para recortar lo que recorta Rajoy, que lo haga él. Hemos demostrado que se pueden hacer políticas alternativas. En el Ayuntamiento de Madrid hemos demostrado que se puede hacer política de manera diferente, no hemos aprobado el programa de recortes de la Ley Presupuestaria y en el 2016 hemos aprobado un presupuesto que incrementa el gasto social un 27% y también aumenta la inversión y reduce el desequilibrio social. No hemos hecho lo que habría hecho Aguirre o Villacís y para eso hemos contado con los votos del PSOE. El envite a mayor escala es el mismo y tiene la misma lógica, pero afectaría a más gente, mejoraríamos la vida de más gente.

IU ha pedido una auditoría ciudadana de la deuda española, que ha alcanzado su máximo histórico, 1,1 billones de euros.

— De 2000 a 2007 lo que se triplicó fue la deuda privada y la pública no era un problema. Desde el 2007 en adelante, con Zapatero y después con el PP, se ha incrementado de una manera disparatada la deuda pública. Más de 360.000 millones de deuda nos ha colocado el PP a todos los españoles. Y lo ha hecho después de demonizar el incremento de deuda de Zapatero. ¿Qué tendríamos que decir ahora que la deuda supera el 100% del PIB? El PP ha bajado impuestos a las rentas medias y altas, fundamentalmente a las altas con reformas fiscales regresivas, diciendo a la gente que iba a aumentar la recaudación. El resultado ha sido el contrario, esas reformas fiscales han traído menor recaudación, mayor déficit y mayor deuda. No sólo eso, el rescate bancario que no iba a costar ni un euro, en palabras de De Guindos y Rajoy, nos va a costar más de 64.000 millones de euros según los datos del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB). Son elementos objetivos que no han sido debidamente explicados. ¿Por qué pedimos auditoría ciudadana de la deuda? Porque lo que no puede ocurrir es que siga poniéndose un manto sobre lo que ha pasado. Durante el mes de agosto, el FROB  ha reformulado sus cuentas, ha planteado que había que añadir a los más de 1.200 millones de pérdidas de junio, otros 230 millones que presenta en agosto. ¡Y lo presenta con una nota de cuatro párrafos, en una web! Hemos pedido la comparecencia de De Guindos para que nos explique cómo puede un organismo público hacer algo así, que aparezcan agujeros de tal magnitud y no se dé ninguna explicación. El gobierno está en funciones, pero tiene que seguir dando explicaciones. ¿Cómo no vamos a pedir una auditoría? Por no hablar de todos los escándalos de corrupción que nos suponen unos costes económicos y deuda a todos y medidas como la amnistía fiscal que ha supuesto un deterioro para las cuentas públicas.

— ¿En qué situación se encuentra la auditoría ciudadana de la deuda de la ciudad de Madrid que prometía Ahora Madrid?

"La auditoría ciudadana de Madrid durará
dos años más"

— En marcha, pero más lento de lo que nos gustaría, precisamente por la falta de tejido asociativo y las dificultades para poner en marcha determinados procesos. Estamos investigando esas formas de gobernar del PP durante décadas en el Ayuntamiento y se está produciendo una comisión de investigación con el boicot declarado del PP de Madrid. Supongo que con este pacto anticorrupción firmado con C´s ahora vendrán los populares a la comisión de investigación, porque durante meses han dado la orden de que no asistan sus cargos públicos. Hay un consejo de académicos y académicas que hará los anuncios de los plazos, esta comisión actúa de manera independiente, es un consejo que no es retribuido. Lo único que hace la Concejalía de Hacienda es facilitar la información para que hagan su trabajo. En todo caso, el proceso durará unos dos años más.

— ¿Y las remunicipalizaciones de los servicios públicos municipales?

— Somos partidarios de la prestación de servicios públicos de manera directa, pero no en todos los casos se puede hacer al mismo ritmo ni de la misma manera. Tenemos en marcha la municipalización de los servicios funerarios, la Funeraria de Madrid, uno de los ejemplos más claros de expolio al pueblo de Madrid por parte del PP, que llevó una condena en el Tribunal Supremo al vicealcalde de Madrid, el señor Huete. Ahora hay enormes dificultades para la prestación de servicios públicos de manera directa en las instalaciones deportivas, porque la ley no nos deja contratar empleados públicos. La Ley de Presupuestos no nos deja contratar empleados públicos, pero sí externalizar los servicios, esos obstáculos son legales y es un tema puramente ideológico, nos han dejado esas cargas para evitar que hagamos nuestra política. No estoy plenamente satisfecho, me gusta la matrícula de honor, hemos conseguido cosas parciales y eso me estimula para seguir luchando para conseguir ofrecer unos servicios públicos de manera directa. En el caso de la limpieza hay unos contratos marcos integrales que nos dejó Ana Botella para más tiempo de lo que dura la actual legislatura y la capacidad que tenemos de rescindir esos contratos es prácticamente nula.

— En el gobierno de Ada Colau, en Barcelona, ha entrado el PSC. ¿Cabe la posibilidad de que el PSOE entre en el gobierno de Madrid? ¿Se retrasa esta decisión hasta que se solucione el problema de la gobernabilidad en el Estado?

— Aquí no es necesario. Nuestros compañeros de Barcelona en Comú tienen una posición menor en cuanto número de concejales. Entiendo que hayan optado por esa solución. Nosotros tenemos 20 concejales de Ahora Madrid, y el PSOE tiene nueve, y tenemos perfecta capacidad de gobernar en solitario con los apoyos que necesitamos.

2 Comments
  1. matusalen says

    oye, xque no hablas con el cuantico, que de sumas anda algo mal, y le dices eso, que ahora la izquierda, que a saber que es para ti, o a saber a quien incluyes, hoy a uno, mañana a otro, segun convenga, el mantra del ibex, no suma….

  2. eleusipo says

    DE UNA GESTIÓN CORRECTA DE ESPAÑA.- … el territorio de España, a día de hoy, puede gestionarse prácticamente con 3 ordenadores y poco más; los profesionales de las élites de los partidos políticos – ya lo ven – defienden las Autonomías, cómo no, cómo no – pero lo cierto que tanto las Autonomías (17 con sus 17 Virreyes) como el Senado y otras instituciones existentes a día d hoy, son un cáncer o gangrena para España y los paganos ordinarios que deambulan por la calle; por tanto, los partidos políticos, poco antes o después, deben desaparecer y ser instrumentado otro sistema en que sean los Diputados quienes rijan su voz y voto según conciencia y en todo momento en el Congreso; ¿… que tal vez ocurra ello o no, es conveniente un Estado Federal…? Es posible, es posible, aunque, como digo, todo el territorio de España se puede administrar conjuntamente con un ahorro tremendo de los muy escasos recursos de que disponemos. ¿ No intuyen que esto es cierto, estimados amigos…? Saludos.

Leave A Reply

Your email address will not be published.