Las exigencias de Unidos Podemos al Gobierno para que salgan adelante los presupuestos

  • Esta tarde Unidos Podemos presenta el documento 'Presupuestos con la gente dentro', al que ha tenido acceso cuartopoder.es

Unidos Podemos presenta esta tarde el documento “Presupuestos con la gente dentro“, al cual ha tenido acceso cuartopoder.es. En él, la coalición izquierdista dibuja las exigencias que le hacen al Gobierno y al Grupo Parlamentario Socialista para apoyarles en sacar adelante los presupuestos y garantizar la continuidad de la legislatura. “Los presupuestos generales del estado constituyen el momento en que se concretan las promesas de un Gobierno y donde se evidencian las prioridades políticas. Por ello, si el Gobierno del PSOE quiere contar con nuestro apoyo deberá asumir esta agenda del cambio que no nos pertenece, sino que representa los grandes consensos que la ciudadanía de nuestro país ha puesto encima de la mesa todos estos años. Esta es, hoy, nuestra hoja de ruta”.

Bajar el precio del alquiler

Publicidad

El primer punto de esta “hoja de ruta” de Unidos Podemos es “pinchar la burbuja especulativa para bajar el precio del alquiler”. Para ello, la primera medida que proponen es “poner tope a las subidas abusivas de los precios del alquiler en las zonas calientes”, aquellas en las que los precios sufren una mayor tensión para hinchar los precios. “Las administraciones (con especial competencia las administraciones locales) deben poder identificar esas zonas de forma motivada como áreas urbanas con mercado de vivienda tensionado y establecer un precio de referencia según la situación y condiciones del piso que actúe como tope, tal como indicamos en nuestra proposición de reforma de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) hace seis meses”, reza el documento que será presentado esta misma tarde.

Publicidad

Otra medida relacionada con el alquiler es “obligar a los grandes propietarios de vivienda a poner sus pisos vacíos en el mercado del alquiler a un precio asequible”. “Proponemos obligar a los grandes tenedores de vivienda, es decir, a las entidades jurídicas (en su inmensa mayoría) que controlan más de 10 pisos, a sacarlos al mercado del alquiler a un precio asequible, en función de sus condiciones. Sin ir más lejos, las Islas Baleares aprobaron este verano una ley que recoge esta obligación”. Recuerdan que “España sigue siendo el país con más viviendas vacías de Europa: 3,4 millones de viviendas vacías”.

La tercera medida, relacionada con este asunto es “acabar con los privilegios fiscales de los grandes especuladores inmobiliarios (SOCIMIS)”. “Mientras que trabajadores y autónomos pagan más o menos un tercio de lo que cobran en cotizaciones y otro tanto en impuestos de todo tipo, hay herramientas de inversión para muy ricos (como las SOCIMIS) que pagan el 0% de impuestos sobre sus beneficios”, explica el documento, advirtiendo de que “se estima que, entre este privilegio y el que suponen las SICAVS (que se basan en el mismo principio injusto de favorecer a quien manda sin presentarse a las elecciones), perdemos todos los años unos 500 millones de euros”. Frente a esta injusticia, proponen: “poner freno a esta práctica cobrándoles al menos un 20% de sus beneficios en el impuesto de sociedades”.

La cuarta exigencia que Unidos Podemos trasladará al Gobierno, según ha sabido cuartopoder.es, es “ampliar la duración mínima de los contratos de alquiler hasta los 5 años, 10 si la propiedad es de una persona jurídica”. En sexto lugar, reclaman “disponer de un parque público de vivienda de alquiler social”. España es uno de los países europeos con menor porcentaje de viviendas públicas (VPO), proponen aumentarlo “con precios de alquiler asequibles (no más del 30% de los ingresos del hogar)”. Para ello, aseguran que la Administración debe recuperar “las viviendas que gobiernos anteriores (estatales, autonómicos o municipales) malvendieron a la banca y a los fondos buitre”, “a los mismos precios a los que ellos adquirieron la vivienda pública”. “Levantar un parque público de vivienda puede implicar la construcción de nuevas viviendas pero también la compra de suelo, el apoyo a la iniciativa privada sin ánimo de lucro o de lucro justo de construcción de vivienda de alquiler o de uso estable con precios asequibles”, añade el documento.

Aumentar los salarios

Recuerdan desde Unidos Podemos que, en España los salarios han aumentado desde que comenzó la crisis “casi cuatro veces menos que la media de la Zona Euro”. Por ello, quieren que el Gobierno de Sánchez se comprometa a aumentar el Salario Mínimo Interprofesional hasta los 1.000 euros en 2019. Otra reclamación es la de derogar las dos últimas reformas laborales, no sólo la del PP, sino también la que impuso el Gobierno de Zapatero.Otras dos peticiones, son las de acabar la brecha salarial entre hombres y mujeres y recuperar el subsidio por desempleo a los 52 años, “revirtiendo el recorte de derechos del PP que elevó la edad de acceso a los 55 años”. “Hay que recuperar el nivel de cotización previo a esos recortes para fortalecer la inminente pensión de jubilación y pasar a considerar solo las rentas de la persona desempleada, que es la que accede individualmente a ese derecho y no el conjunto de las rentas familiares, tal como señaló recientemente el Tribunal Constitucional”, explica el documento.

Mejorar la Ley de Dependencia

La primera legislatura de Rajoy supuso un recorte de 4.000 euros para dependencia. Por ello, desde Unidos Podemos ven prioritario revertir esta situación. Para ello, envían dos medidas al Gobierno para implementar en los próximos presupuestos. La primera es el “pago de las ayudas a las 300.000 personas que las tienen reconocidas y, sin embargo, no las cobran”. Según los cálculos que presenta Unidos Podemos, además, “hay unas 120.000 personas que han solicitado que se declare su situación de dependencia y se encuentran en lista de espera para ser valoradas”. Si se les reconociera esta situación, prevén que acabar con esta lista de espera “puede crear entre 75.000 y 100.000 empleos directos en el sector”. La segunda medida en este aspecto es “recuperar las cotizaciones a las cuidadoras familiares no profesionales desde 2019”.

Pensiones dignas

Las movilizaciones de los pensionistas se hacen eco en las exigencias de Unidos Podemos al Gobierno. “Revalorizar las pensiones con el IPC en 2018 y 2019”, esta es una de las reclamaciones estrella de los de Pablo Iglesias desde hace meses. “Puede decirse que, entre 2010 y 2018, alguien que cobra una pensión ha perdido de media 2342 euros respecto a lo que hubiera cobrado si se hubieran mantenido las pensiones actualizadas al ritmo del IPC”, explican. “Además es urgente que el Gobierno se comprometa a eliminar el factor de sostenibilidad, un verdadero factor de empobrecimiento”, añaden. La otra reclamación que hacen en relación a los pensionistas es la eliminación del copago farmacéutico. Desde que en 2012, el PP activara esta medida, los pensionistas han de pagar el 1’% del precio de sus medicamentos. “Se estima que entre el 7% y el 13,5% de las personas jubiladas dejan de medicarse, lo que multiplica por tres su riesgo de muerte y causa finalmente nuevos costes por el empeoramiento de sus enfermedades”, consideran en Unidos Podemos.

Universidad pública

En relación a la universidad, dos medidas se extraen del documento que se presentará esta tarde en el Círculo de Bellas Artes. Frente a la subida de las tasas universitarias de los últimos años, “revertir el aumento de las subidas desde el 2007 supondría una rebaja cercana al 50/60%. Si tomamos el dato del Observatorio del Sistema Universitario que evalúa las subidas entre 2009 y 2015, hablaríamos de una rebaja mínima del 30%“, reclaman. Además, proponen “un sistema de becas para que nadie deje de estudiar por cuestiones económicas“. Pretenden paliar “laimposibilidad de dedicarse profesionalmente al estudio por la necesidad de trabajar” de muchos estudiantes y que “el único criterio a considerar para la concesión inicial de la beca debe ser de orden socioeconómico”. “Los resultados que se exijan para renovar la beca los siguientes cursos tampoco pueden ser más exigentes con los y las estudiantes con menos recursos”, valoran, añadiendo que los aspirantes a becas deben gozar de seguridad jurídica: “Deben poder prever de antemano si van a tener acceso a la beca y qué cuantía les va a corresponder”.

Permisos de maternidad y paternidad

Para facilitar la crianza a las familias españolas y disminuir la brecha de género, apuestan por “avanzar hacia la creación de una red pública, gratuita y universal de escuelas infantiles (guarderías) de 0 a 3 años”. Además de “implementar los permisos de paternidad y maternidad iguales, intransferibles y completamente remunerados”. “Resulta inadmisible que un 45% de las españolas que dejaron el mercado laboral para cuidar no vuelvan después y que la brecha salarial entre hombres y mujeres sea la mayor de la Unión Europea, con diferencias medias de un quinto del salario”, consideran. La dotación de material escolar gratuito en las etapas obligatorias, un material que supone una media anual de 350 euros a las familias, y ayudas para comedor para combatir la pobreza infantil, son otras peticiones.

Contra las violencias machistas

Las reclamaciones del 8-M y de las masivas manifestaciones en contra de la sentencia de La Manada tienen también presencia en las prioridades de Unidos Podemos para apoyar unos presupuestos del Gobierno de Pedro Sánchez. “El pasado julio presentamos una ley de protección integral de la libertad sexual y contras las violencias sexuales que tiene modificaciones del Código Penal (suprimir la distinción entre abuso y agresión, crear un tipo nuevo para las violaciones en grupo)”, recuerdan, por ello, exigen blindar que “sólo sí es sí” en el mismo Código Penal. 

Sobre el Pacto de Estado contra la Violencia de Género, lo consideran insuficiente: “Sirve para dar respuestas inmediatas a la violencia pero no contiene medidas enfocadas a la erradicación de la misma, es indefinido en su calendario y poco ambicioso en su presupuesto. Además no supera el marco de violencias de 2004, cuando la calle ha dejado muy claro que la violencia machista trasciende el ámbito de pareja o expareja”. Pero, a pesar de ello, desde Unidos Podemos reclaman una dotación económica suficiente que haga posible su implementación.

Leyes mordaza

“En 2015 el Partido Popular nos devolvía a tiempos pre-democráticos con la aprobación de las leyes mordaza, es decir, la Ley de Seguridad Ciudadana y la reforma del Código Penal”, recuerdan. “En estos tres años, como ha denunciado Amnistía Internacional, el derecho a la libertad de expresión, el derecho de reunión y de información se han visto seriamente restringidos en nuestro país”, añaden.Por ello, advierten de que “es imprescindible que se deroguen las leyes mordaza y se reforme el Código penal para acabar con la criminalización de la libertad de expresión y de opinión”. Reclaman extraer del Código Penal los delitos de ofensas a los sentimientos religiosos y de injurias a la Corona.

Autónomos

“Muchos trabajadores que en otras condiciones lo serían por cuenta ajena, son autónomos en una situación de precariedad o directamente de fraude, ya que muchos en realidad trabajan para empresas que sólo quieren ahorrarse contratarles como asalariados”, recuerdan. Por ello, proponen atacar el fraude de los falsos autónomos. Hay unos 225.000 autónomos en esta situación, lo que supone un coste de unos 600 millones de euros a la Seguridad Social. En contra de esto, advierten de que hay que “elevar a rango de ley la presunción de que cuando los ingresos provienen de un único cliente” y “crear un sistema de incentivos y desincentivos que empuje a cumplir la ley a las empresas y que facilite a las personas que se encuentran en esta situación denunciar”.

Otra medida, en este sentido, es bajar la cuota a los/as autónomos/as con menos ingresos. En el tramo de menores ingresos, proponen que “se adopte una cuota menor a la actual, que pueda ser proporcional a los verdaderos beneficios o que incluso pueda ser nula para ingresos especialmente bajos”. Otra medida: “reducir la burocracia y facilitar la actividad de los autónomos”. “Proponemos que el pago de las cotizaciones que ahora hay que hacer todos los meses, pueda hacerse de manera trimestral”, explica el texto, añadiendo: “Que se cambie el sistema del pago del IVA, para que este no se pague en el momento en que se facture a quien consume el servicio, sino en el momento en que efectivamente el/la autónomo/a cobra este servicio”.

Acabar con los privilegios en los impuestos

En Unidos Podemos apuestan por un impuesto específico a la banca para recuperar el rescate bancario, algo sobre lo que el PSOE ya se ha manifestado en contra, a pesar de que era una promesa electoral. “El sistema financiero ha recibido múltiples ayudas públicas: según el Tribunal de Cuentas, ascienden a 122.122 millones de euros (entre 2009 y 2015), de los que el Banco de España reconoció como irrecuperables (en mayo de 2017) más de 60.000 millones”, recuerdan. “Se propone un ‘Recargo de Solidaridad a las Entidades de crédito’ que persigue, por un lado, recobrar parte de las ayudas irrecuperables asociadas al rescate bancario, particularmente aquellas de las que se han beneficiado las entidades que vuelven a tener notables beneficios, y, por otro lado, establecer una contribución fiscal más justa del sector financiero”.

“Se trata de un impuesto extraordinario, con una duración temporal de cinco años, prorrogable por periodos iguales”, explican. Este consiste en “un aumento en 10 puntos porcentuales en el tipo impositivo del Impuesto de Sociedades para las entidades bancarias”, y con esto pretenden una recaudación que “empezaría en torno a los 1.000 millones de euros el primer año, y el total acumulado en los primeros 5 años de vigencia del impuesto estaría en torno a 5.800 millones en total”. Este tipo de impuestos a la banca ya se han llevado en oros países, como Alemania. De forma paralela a esto, apuestan por implementar un impuesto de transacciones financieras que afecte también a los derivados.

Modificar el impuesto de sociedades para eliminar los privilegios de las grandes corporaciones y bajar tres puntos los impuestos a las PyMEs para que el Estado ingrese 4.000 millones adicionales es otro de los objetivos que las izquierdas trasladan a Moncloa. Algunas medidas, en este sentido, son: “las grandes empresas no pueden pagar menos del 15% de sus beneficios por este impuesto y este tipo debería crecer hasta el 20% en el caso de las entidades financieras y empresas de hidrocarburos”; “se debe modificar el coladero que supone ahora la exención por doble imposición. En primer lugar, eximiendo sólo el 95% de las rentas positivas obtenidas en el extranjero. En segundo lugar, exigiendo como requisito para esa exención que hayan estado sujetas a un impuesto similar al de sociedades español con un tipo efectivo de, al menos, el 15%. En tercer lugar, revisando el régimen de las Entidades de Tenencia de Valores en el Extranjero (ETVE)”; o “terminar con los privilegios de una de las principales pantallas para dejar de pagar impuestos, como son las SICAV”.

Más medidas en el aspecto recaudatorio son: eliminar la injustificada exención del IBI de la cual goza la Iglesia (prevén una recaudación adicional en el Impuesto de Bienes Inmuebles de 500 millones de euros); bajar el IVA a ciertos productos de primera necesidad; aumentar el IRPF para rentas superiores a 120.000 euros al año; luchar contra el fraude fiscal (más del 70% de la evasión fiscal anual la cometen grandes fortunas); estableciendo una tasa a las grandes empresas digitales; o un impuesto extraordinario a las grandes fortunas.

Energía

Apuestan por “generar un nuevo modelo productivo en nuestro país más sostenible en términos ecológicos y mucho más robusto económicamente frente a turbulencias financieras internacionales”. Algo prioritario en este sentido es paliar “la subida escandalosa de la factura de la luz de las familias mientras el oligopolio energético tiene beneficios millonarios basados en privilegios legales y económicos que no asisten al común de los mortales”. Las exigencias en este sentido son: un plan de rehabilitación de viviendas para reducir el gasto energético, mejorar la accesibilidad y crear empleo; una tarifa asequible para las primeras residencias; bono social para los hogares más vulnerables; reducir los privilegios de las eléctricas y haciendo que contribuyan y otras medidas complementarias como la racionalización del término fijo en la factura.

Más reclamaciones

Otras reclamaciones son: endurecer el régimen de incompatibilidad contra las puertas giratorias; una reforma de la ley electoral para que todos los votos valgan lo mismo y para acabar con las trabas del voto rogado de los españoles en el exterior; revertir el abandono del medio rural, creando Oficinas de Información y Acción contra la Despoblación, conectando los pueblos a la red y convirtiendo la soberanía alimentaria en un puntal del desarrollo rural; rescatar y proteger la cultura, potenciando la producción de cine en nuestras lenguas garantizándole cuota de pantalla, recuperando la programación musical en los medios públicos y devolviendo la vida a los cines de municipios pequeños y medianos; y proteger a la ciudadanía contra las casas de apuestas y la ludopatía prohibiendo la publicidad de las formas más modernas y lesivas de juego, poniendo en marcha otras medidas complementarias y haciendo que las empresas que se dedican a estas actividades contribuyan.