Casado ofrece pactos de Estado a Sánchez, pero intenta bloquear su investidura

  • El líder del PP perfila un relato para zafarse de la presión de los suyos, el PSOE y el poder económico

1

El líder del PP, Pablo Casado, tiene claro su mensaje a Pedro Sánchez en su reunión de hoy lunes, dentro de los contactos que el presidente del gobierno va a mantener en busca de los apoyos necesarios para su investidura: “No es no”, asegura su entorno que es lo único que Casado va a sostener ante el presidente del gobierno en funciones. Sin embargo, el mensaje sobre el que trabajan los populares, no tanto para Sánchez, sino para el electorado –propio y potencial- es bien distinto:  no a la investidura, pero mano tendida para alcanzar pactos de Estado en temas como el conflicto en Cataluña, el futuro de las pensiones o la lucha contra la violencia de género.

La cuestión consiste en evitar que el electorado pueda, en ningún caso, responsabilizar al PP del pacto del PSOE con ERC e incluso con Podemos y que el PP se pueda perfilar como una “oposición responsable”, capaz de llegar a acuerdos de Estado. Pero lo cierto es que, para llegar a cualquier pacto de Estado, hay que conseguir que haya gobierno y que éste eche  a andar, algo que el PP va a tratar de impedir por todos los medios. No hay pactos de Estado posibles sin presidente del gobierno. Le guste o no a Casado, ese es el orden de los factores.

Desde el entorno de Casado admiten que les preocupa el hecho de que Sánchez quiera sacar partido y pueda colocar el mensaje de que la negativa del PP a permitir que gobierne el PSOE, partido que ha ganado las elecciones, aboca irremediablemente al PSOE y a Sánchez a buscar acuerdos con Podemos y con ERC, para que los independentistas se abstengan en la investidura. Admiten también los "casadistas" que, junto a la guerra del relato, con el que Sánchez pretende presionar al PP, hay ciertos representantes del poder económico y empresarial que también empujan y hacen presión, en busca de un entendimiento entre PSOE y PP, para evitar, precisamente, que Sánchez pueda depender de la voluntad de ERC y de Podemos.

Algunos de los populares consultados por cuartopoder aseguran que, dadas las circunstancias, es más que comprensible que el PP no quiera oír hablar de pactos ni entendimiento con el PSOE, con VOX pisándoles los talones y prestos a erigirse en líder de la oposición y de intentar un asalto a la hegemonía de la derecha al mínimo traspiés del PP de Casado. No obstante, los mismos que sostienen esta tesis admiten que a su partido no le conviene hoy por hoy una nueva repetición electoral, por el gran auge electoral del partido que lidera Santiago Abascal. “Igual, hasta nos dan otro susto…”, admite una de las fuentes consultadas, temeroso ante la posibilidad de que VOX  pudiera alcanzar al PP, de producirse una nueva repetición electoral. Ante esta contradicción, este mismo dirigente del PP argumenta que, “en todo caso, no hay que darle muchas vueltas, porque Sánchez pactará con Podemos y los independentistas; lo tiene decidido…”

Hoy, tanto Casado como Sánchez estarán más pendientes del relato posterior al encuentro que de lo que en su reunión puedan decirse, porque ambos son conscientes de que no hay entendimiento posible. Se trata, pues, de dejar claro que la culpa es del otro. Casado, defenderá que Sánchez tiene decididas sus alianzas, con ERC y Podemos y que esos socios son un peligro para España, por lo que él no va a contribuir a avanzar en esa línea; Sánchez y su entorno, en cambio, mal que le pese a ERC, explicarán, tal como aseguran fuentes socialistas a cuartopoder, que el PP prefiere dejar la gobernabilidad  en manos de ERC y Podemos antes que permitir que Pedro Sánchez arranque la legislatura, por mucho encargo que le haya hecho el Rey Felipe VI. Todo un duelo de titanes, pero de la retórica.


loading...

1 Comment
  1. Miguel says

    ¿Que se puede esperar de un fascistilla de medio pelo que ni siquiera ha asistido a las clases de los titulos universitarios que le han regalado los correspondientes rectores? .

Leave A Reply

Your email address will not be published.