Zapatero lleva al PSOE a los infiernos

14
Zapatero, durante la rueda de prensa que dio anoche en la sede del PSOE, acompañado -de izda. a dcha.– por José Antonio Alonso, Leire Pajín, Elena Salgado, Manuel Chaves, José Blanco y Elena Valenciano. / Inma Mesa (psoe.es)

La de ayer no fue una noche mala para el PSOE, como presagiaba su portavoz electoral Elena Valenciano, sino una de esas pesadillas en las que no deja de aparecerse Rajoy con el mismo jersey a rayas verdes y rojas de Freddy Krueger. Y lo peor es que esta mañana el desastre electoral seguía ahí, perseverante como el dinosaurio de Monterroso.

Los datos globales dan una idea aproximada de la magnitud de la debacle. En las municipales, más de dos millones de votos separaron al PP de los socialistas, a los que aventajaron en casi diez puntos; en las autonómicas, los de Zapatero perdieron Castilla-La Mancha, Aragón, Baleares y Asturias, por lo que, a excepción Extremadura –si es que IU lo tiene a bien-  sólo podría vislumbrarse otra mancha roja en el mapa si uno es un manazas y se le cae encima el ketchup del perrito caliente. Si no llega a ser porque Blanco diseñó la campaña “para ganar”, a estas alturas hubiera habido suicidios.

La segunda gran noticia de la noche fue la irrupción de Bildu, que se consolida como la segunda fuerza en el País Vasco y la tercera en Navarra. La coalición a la que el Supremo quiso ilegalizar por sus conexiones con la izquierda abertzale recibió en Euskadi más de 276.000 sufragios y fue la candidatura más votada en San Sebastián. Si fuera cierto que Bildu es un instrumento de ETA habría que acusar al 25,45% de los vascos de colaboración con banda armada.

Como era previsible, las elecciones de ayer trascendieron del ámbito meramente local para convertirse en un voto de castigo a Zapatero, quien, por lo visto, no ha logrado convencer a los electores de que, aunque todavía esté, ya no se le debe esperar. La magnitud de la catástrofe obligó al presidente del Gobierno a comparecer ante los medios de comunicación con gesto compungido para aclarar que ni piensa adelantar las generales -este hombre es de los que entienden los mensajes del electorado- ni su partido tiene previsto suspender las primarias en las que ha de designarse al futuro candidato. Tiene uno la impresión de que la componenda para que sólo dos aspirantes –Rubalcaba y Chacón- se disputen los carteles en 2012 puede irse al traste por la irrupción en el proceso de otros dirigentes.

Del hundimiento del PSOE hubiera debido aprovecharse IU, pero los de Cayo Lara sólo han ganado 200.000 votos respecto a 2007 y deberán arriar su bandera del Ayuntamiento de Córdoba. A cambio, tienen la llave de Extremadura, que no es moco de pavo. UPyD, el partido de Rosa Díez, entra en escena en Madrid, que es donde consigue prácticamente la mitad de sus 462.000 votos, pero ni sus cinco concejales en la capital ni sus ocho diputados en la Asamblea alteran la aplastante mayoría absoluta de los populares.

La euforia del PP está justificada. Consigue por primera vez en su historia el triunfo en Extremadura y entrar en el gobierno de Castilla-La Mancha, donde no se conocía la alternancia ni en el diccionario, y se consolida como la primera fuerza en Andalucía, donde es de suponer que a Griñán no le llegue la camisa al cuerpo. Además, ha puesto pica en Sevilla, donde el PSOE presentaba a un tal Espadas que no ha ofrecido combate, y es más que probable que pise moqueta en Barcelona a cambio de su apoyo al convergente Trías. El único de sus sinsabores es el triunfo de Álvarez Cascos en Asturias, con el que terminarán pactando y dándole la presidencia del Principado. Era la primera vez que Esperanza Aguirre aventajaba en votos en Madrid capital a Ruiz-Gallardón, y la lideresa estaba exultante.

Al final, ha resultado que los indignados no sólo eran las miles de personas que desde hacía una semana exigían por las plazas de media España una regeneración democrática; la mayoría del país también lo estaba, pero no con el sistema sino sólo con Zapatero. Suya es la derrota en primera persona. Errarían los socialistas si atribuyeran la hecatombe a la crisis económica sin reparar en que el auténtico desastre ha sido su gestión. Tienen un año para taponar las vías de agua del barco o para recoger lo que flote cuando se hunda definitivamente.


loading...

14 Comments
  1. sensato says

    zapatero y rubalcaba son la lacra de españa
    nadie los quiere
    por dictadores e inutiles

  2. negras tormentas says

    Los acampados ya pueden levantar el campamento. Han conseguido lo que querian. Democracia Real. Ahora que vayan al palacio real a ofrecersela a su real majestad. Verán que contentos se ponen.
    Salud ,revolución verdadera y Republica.

  3. V_alpha says

    No sé de qué se extrañan, han llevado a su partido al mismo lugar al que han sabido llevar al país.

  4. Camino says

    Hombre, Sr. Escudier, no me parece justo que identifique que quien criticamos que Bildu estuviera en las listas digamos que sus votantes colaboren con ETA. En Bildu hay más de una sensibilidad representada y un servidor como ciudadano de este país no soporta que ni la más mínima representación de la izquierda abertzale radical y violenta entre de nuevo en Ayuntamientos, por pequeño o grande que sea el porcentaje en esta formación legalizada con prisas y bajo sospecha generalizada. Por lo demás, estoy en total acuerdo con usted. Eso sí, no pierdo la esperanza de que el movimiento del 15-M sea una carrera de fondo y realmente podamos cambiar algo y para mejor.

  5. antordonez says

    El voto de castigo a los socialistas no va dirigido a los concejales ni parlamentarios autonómicos sino al Gobierno de la Nación. Zapatero que ha entendido este mensaje debería haberlo interpretado, valorado y dado respuesta en su comparecencia. Así como lo que esta pasando en la calle que desde el día 15. Algo histórico que se merecía su reflexión y no su silencio y que mucho tiene que ver con lo que ha pasado y pasará en los próximos comicios. O se aprenden la lección o la sangría de votos seguirá creciendo y lo malo que engordando a quien en justicia no se lo ha ganado.

  6. atila says

    Que más da PP-PSOE. ambos estan al servicio de FMI, BCE, de lo que llaman Mercados, son marionetas en sus manos.
    La derecha PP no lo va hacer peor ni mejor que la socialdemocracia PSOE.
    son los mismos perros con diferente collar.

  7. voto de venganza says

    esto os pasa por la gestion de la crisis y las nazileyes sinde y antifumador .ala ha seguir prohibiendo

  8. mariano santiso says

    Me fastidia ser profeta, pero o se convocan elecciones generales ya o nos las convocará Botín y el precio de la deuda.Un abrazo

  9. José says

    Es más el ruido que las nueces. Pasar de 7.9 millones de votos (2007) a 8.4 (2011), no es un gran salto. Los votos que negamos a ZP, no fueron a parar al PP. esos votos volveráqn al Psoe cuando desparezca ZP y venga Rublacaba. Las euforias etílicas como ésta de la PPería acaban todas con dolor de cabeza.

  10. Aguila says

    La soberbia es el peor consejero en cualquier aspecto de la vida y en politica aplica igual. No acaban de entender que su pobre desempeño gubernamental y el desastre que ha conllevado es la razón de su debacle electoral. Politicamente favorable para el PP es sentarse que pase el tiempo, mientras los socialistas se hunden mas.

  11. Jonatan says

    Vaya cuadro de foto.

  12. Salgatina jejeje, manolete.. manolete... says

    Quien primero debe irse es la ras-putina de Economia

  13. FRANCISCO PLAZA PIERI says

    No hagamos de esta situación un drama.
    Todos los tiempos, todos los Partidos políticos tienen, han tenido y van a tener que sufrir situaciones semejante a la que el PSOE vivió el pasado domingo. ¿Hemos de recordar el final del Señor Suárez; la del Señor González, etc., etc.? ¿Para qué recordar en detalle aquellos diferentes momentos?
    Esto es parte de la Democracia que, por fortuna disfrutamos. No le demos más vueltas si no es para enfocar la situación de cada Comunidad o de cada una de la Localidades, y situarnos todos en nuestro lugar.
    No menos cierto es que, aquí, a nuestra querida Patria, han llegado rumores de que en el no pocos lugares del norte o centro de Europa los vientos están cambiando, ellos andan moviéndose o escorándose hacia la extrema derecha y, ¡oh santo, lo que sea el santo!, hay que ponerse al día.
    ¡Somos así de palurdos o, lo que sería peor, de olvidadizos!
    No recuerdo, o no quiero recordar el nombre del politiquillo de escaso porte que, días pasados ha dicho, para mal suyo, que los extranjeros, con ellos nos traen sus enfermedades… ¡Nada ha dicho de si, son los extranjeros que nos visitan con las carteras repletas de billetes, o los otros…, o ¿sí lo ha dicho? ¡Pobre criatura! ¡Yo soy extranjero!

Leave A Reply

Your email address will not be published.