#Yoquierovotar

9
Uno de los 'indignados' concentrados ayer en Sol coloca un cartel reclamando un referéndum para la reforma constitucional pactada por Zapatero y Rajoy. / Alberto Martín (Efe)

El candidato socialista a la presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, perdió ayer la oportunidad de marcar un perfil propio y, en coherencia con su discurso de proclamación del 9 de julio, de rechazar explícitamente el pacto entre José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy para reformar la Constitución a toda prisa y convertir "el techo de gasto" y el “déficit cero” en un precepto constitucional. Las redes sociales se colapsaron al grito “yoquierovotar” y en pocas horas se recogieron decenas de miles de firmas de ciudadanos reclamando un referéndum. El movimiento del 15M ha convocado asambleas y protestas para el viernes contra una medida que considera “un golpe de Estado financiero”.

No se sabe si Rubalcaba perdió algo más que la oportunidad, pero el candidato que dijo hace un mes que “si los mercados campan por sus respetos es porque alguien desde la política decidió que camparan”, acató sumisamente el dictado que reduce todavía más el margen de maniobra del Ejecutivo para hacer políticas sociales y contracíclicas. Ni siquiera alzó la voz en contra del procedimiento elegido para reformar la Carta Magna con agosticidad, en lectura única y sin consulta a los ciudadanos. La única explicación del hombre que prometió “escuchar a los que están en la calle y fuera de la calle también, que nos dicen cosas muy claras: o contáis conmigo o voy a dejar de contar con vosotros”, fue que le dieron el acuerdo cocinado.

Zapatero le sirvió el plato la noche del lunes. “Me convenció cuando me dijo que tenía un acuerdo con el señor Rajoy. Entonces pensé que un gran acuerdo entre el PP, el PSOE y el Gobierno para luchar contra el déficit podía ser muy importante para la buena marcha de la economía española en estos momentos”. Aunque es lógico que Rubalcaba, por muy químico que sea, no pudiera entregar a Zapatero la fórmula de desfréir el huevo, su expresión coyuntural –“en estos momentos”-- indica que no estaba de acuerdo con la utilización de la Constitución para consagrar una decisión que ya figura en una ley y en el Presupuesto de cada año. El propio Rubalcaba hizo chanza de la propuesta de Rajoy en el mismo sentido, en marzo pasado, cuando dijo: "Como todos sabemos, la Constitución es una ley que se cambia facilmente y en un pis plas (en referencia a Rajoy) va a acabar con la crisis".

¿Acaso había otras razones para que Zapatero atropellara de mala manera a Rubalcaba y éste ingiriese el revuelto de duelos y quebrantos? En el debate parlamentario del martes, Rajoy preguntó una y otra vez a Zapatero si había recibido una carta del Banco Central Europeo (BCE) con las condiciones impuestas para comprar bonos de deuda por un valor de 12.500 millones de euros. Zapatero evitó responder. Varios dirigentes del PP insistieron en la existencia de la misiva y Rajoy pidió al jefe del Gobierno que desvelara su contenido. Según el responsable de comunicación del PP, Esteban González Pons, si Silvio Berlusconi llevó su carta al Parlamento para que los italianos conocieran las medidas de ajuste, Zapatero no ha tenido el coraje de hacerlo.

Aunque Rubalcaba se pronunció en su primer discurso por “la democracia del siglo XXI”, con la utilización de las redes sociales, porque, según dijo, "no es razonable ni sensato que esa relación (entre representantes y representados) se establezca una vez cada cuatro años y el resto del tiempo se limiten a escucharnos”, su mutismo y el de sus colaboradores fue total ante la avalancha de peticiones de un referéndum. Gaspar Llamazares lo pidió expresamente en nombre de IU. También lo hicieron el BNG y ERC. Rosa Díez, de UPyD reclamó “diálogo, reflexión y debate” en vez del trágala del PSOE y el PP para aprobar el precepto por los tres quintos del Congreso y del Senado antes del 27 de septiembre en que se disuelven las Cortes.

Durán i Lleida, de CiU, no tenía clara la posición de su grupo y Josu Erkoreka, del PNV, rechazó el contenido y el procedimiento. Por cierto que ni Zapatero ni Rajoy facilitaron el texto del nuevo artículo, que presentarán el viernes como proposición de ley. El diputado del ala izquierda del PSOE Manuel de la Rocha rechazó una reforma que implicaría, dijo, “constitucionalizar uno de los principios ideológicos más duros del neoliberalismo e impide que los países del euro puedan hacer ni siquiera políticas fiscales contracíclicas”. En su opinión, esto desarma al país y lo subordina todavía más a los mercados financieros.

Un argumento similar, aunque más contundente, empleo el movimiento del 15M que convocó para el viernes a la 7 de la tarde una asamblea en la céntrica plaza del Carmen de Madrid. Antes de calificar la media como “un golpe de Estado encubierto de los mercados, al que nuestro Gobierno se somete de manera voluntaria”, los indignados hicieron saber que la decisión significa “institucionalizar los recortes sociales, las puertas abiertas para el  desmantelamiento masivo del estado de bienestar, y una  locura  económica, cuya única base es la ideología de desprecio a la ciudadanía y apoyo a los bancos, que es la  que  nos ha conducido a esta crisis”.

Mientras, las redes sociales hervían recogiendo miles de firmas para exigir un referéndum. En Twitter se difundieron las direcciones electrónicas de los parlamentarios para enviarles “#yoquierovotar”. Cientos de mensajes decían: “Se buscan 35 diputados decentes para que soliciten un referéndum”. El 10% de los senadores también lo puede pedir. Pero los grupos minoritarios no alcanzan ese porcentaje. He ahí otro efecto del sistema electoral que, también, el candidato Rubalcaba ha prometido corregir.


loading...

9 Comments
  1. cerca del mediterraneo says

    Con esta reforma se blindan, las politicas neoliberales en la Constitucion, osea, para siempre.
    El (pen)ultimo «regalo» de Zapatero a la izquierda.

    cercadelmediterraneo.wordpress.com

  2. Ramón says

    ZP, hincado ante Merkel y Sarkosy, ha demostrado ser algo más que un presumido incapaz de tener criterio propio: que es capaz de arruinar al mismísimo Rubalcaba y a quien le pongan por delante.

  3. Rosa says

    ¿Rubalcaba..? Un pringao que va a los suyo como ZPP

  4. Unnicked says

    Estoy agobiado y en la situación actual me siento cada vez más indefenso. Empiezo a creer que no podemos hacer nada. No me extraña que el índice de suicidios se haya incrementado en los últimos años.

  5. Perri el Sucio says

    Señores, la crisis de legitimidad está servida. Una constitución remendada por los poderosos en contra de los electores, en la que casi ningún artículo de contenido social se cumple. Si aprueban eso, recuerden bien cuando les molesten las protestas y hablen del «respeto a las instituciones democráticas».

  6. antordonez says

    Es de justicia decir que Antonio Gutiérrez ha votado en dos o tres ocasiones en contra de la Opinión del PSOE y en linea con lo que opinaban los sindicatos, medidas que recortaban derechos sociales, cosa que no hicieron parlamentarios del PSOE que tuvieron responsabilidad en UGT . Los tiempos de Nicolás Redondo pasaron.
    En este caso no se sabe muy bien que dicen los sindicatos.

  7. FRANCISCO PLAZA PIERI says

    Convencido de que el señor Zapatero, como tantos otros, está condicionado al movimiento que los ladro-merke-zarco le dictan, decir que por más que los rajoybuys se empeñen, si, por un error de los votantes, el próximo 20-N ‘se lo llevaran’ no van a tenerlo fácil.
    Claro que siempre cabe decir, como en Castilla la Mancha hace la muy católica inseminada, la de mantilla y pandereta: ‘de todo lo que aquí ocurra, la culpa es de los otros…’
    Entonces, yo estaba en el divino limbo…, sí paseando la mantilla y la peineta…
    Disimulando los cuarenta, o por ahí, millones que me caen muertos.
    ¡Y mis incondicionales, tan felices, diciendo que la culpa de todo es de los socialistas!
    ¡Los hay tontos, y los hay más que tontos!

  8. Chamaro says

    Pues no decían que era intocable, nos vienen engañando con Esta milonga y la han modificado cuando les ha hecho falta desde que nos la metieron con la sombra de los sables, que se la metan por …..

  9. Samuel García Arencibia says

    Ya son más de 50.000 en contra de introducir el neoliberalismo en la Constitución:
    http://sagara1977.wordpress.com/2011/08/23/reformas-constitucionales-de-progreso-frente-a-la-reforma-constitucional-neoliberal/

Leave A Reply

Your email address will not be published.