Cristina Cifuentes multa con 2.000 euros a un jubilado por manifestarse a favor de Garzón

12
Rebollo (el primero, a la izquierda), durante la concentración a favor de Garzón celebrada el pasado 17 de enero frente al Supremo. / Juanjo Martín (Efe)

La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes Cuencas, ha abierto dos expedientes sancionadores contra un jubilado para imponerle 2.000 euros de multa por participar en las concentraciones de apoyo al juez Baltasar Garzón los días 31 de enero y 7 de febrero en las inmediaciones del Tribunal Supremo. Como se sabe, el magistrado fue procesado y condenado por el alto tribunal a doce años de inhabilitación por una supuesta vulneración del derecho de defensa durante su investigacións de la trama Gürtel de corrupción de individuos y cargos públicos del PP. Garzón también fue juzgado (y resultó absuelto) por abrir la investigación sobre los crímenes del franquismo, lo que incrementó la oleada de solidaridad con él y obligó a los magistrados del Supremo a escuchar los testimonios de numerosos familiares de asesinados y enterrados en campos y cunetas que siguen esperando justicia y reparación.

Ahora la delegada gubernativa ha enviado dos oficios al jubilado madrileño Julián Rebollo –exconcejal de IU en el Ayuntamiento de Madrid y líder histórico del movimiento vecinal– en los que le anuncia dos sanciones de mil euros cada una. Una porque, según dice el escrito, “el día 31 de enero, sobre las 10:50 horas, usted se encontraba en la Plaza Villa de París, situado tras la pancarta principal, portando un megáfono y dirigiendo las consignas coreadas por los participantes en la concentración”. Y otra porque “el 7 de febrero, a las 10:00 horas, usted y otras tres personas se sitúan en la calle Marqués de la Ensenada, junto al acceso al Tribunal Supremo, portando pancartas referentes al objeto de su protesta. Se les indica que deben alejarse de los accesos del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, toda vez que el Ministro de Justicia tiene que hacer su entrada en este último edificio oficial, haciendo caso omiso al requerimiento de los agentes”.

Publicidad

Nada más enterarse de los avisos sancionadores, el diputado de IU Gaspar Llamazares, envió ayer sábado una carta a la delegada en la que le informa de que él mismo participó como diputado en varias concentraciones, todas ellas pacíficas, de apoyo al magistrado Garzón y no tiene noticia de que haya habido sanciones a los miles de personas que participaron en las manifestaciones. Llamazares le expresa su extrañeza por el argumento de que tres personas pudieran entorpecer el paso del señor ministro de Justicia y exalcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, y certifica el comportamiento ejemplar del ciudadano Julián Rebollo al tiempo que le pide el sobreseimiento o archivo de las sanciones.

Llamazares le dice en su carta: “Conozco desde hace años a D. Julián Rebollo Cuéllar y es un ciudadano ejemplar, con una larga trayectoria en el movimiento vecinal madrileño. De otra parte, los medios de comunicación han informado de la participación de miles de personas en manifestaciones pacíficas de apoyo al juez, en Madrid y en otras ciudades, sin que se tengan noticias de sanción alguna. Por ello creo que no sería justo que uno solo pagara por todos”.

12 Comments
  1. Lucas says

    ¿Lo hace para quedar bien con Gallardon, con el Supremo, con el guardia facha de turno o porque los derechos constitucionales –que están por encima de las regulaciones arbitrarias de los arbitristas de turno–le importan un rábano?.

  2. Zaratustra says

    En cuanto les ponen a cumplir y hacer cumplir la ley, su ley, escupen a los de abajo y sonríen a los de arriba. Jubilados y estudiantes, enemigos del orden público. A por ellos, que ya es hora.

  3. Ramón says

    Poder corrupto y mafioso

  4. Juana says

    Esto es otra infamia que no debemos tolerar. ¿Hasta cuándo su ley del embudo?

  5. krollian says

    Iba a comentar algo, pero lo único que se puede decir es que la calle va a ser el espacio más disputado y delicado en durante unos cuantos años…

    Y siempre lo será. En cuanto al pueblo, a la gente sencilla, se le arrebata cuando es lo único que les queda, lo terrible pasa a ser cotidiano y la represión oficial campa por sus anchas.

  6. krollian says

    Por cierto. Si seguimos retrocediendo así en esta máquina del tiempo de nuestra ejemplar transición, ya faltarán como mucho un par de lustros para que España sea una dictadura pura y dura.

  7. Andrés says

    Magistrados que cobran una millonada para mantener la injusticia, partidos políticos cerrados y corruptos –empezando por los que gobiernan–, fusilados en las cunetas hace más de setenta años de los que que los jueces, que por ley deberían recoger los huesos y aclarar los crímenes no quieren saber nada –como si estuvieran en huelga–, gobernadores policiacos y rufiosos, capitalistas miserables que dictan leyes y niegan el pan y la sal a los trabajadores, gobierno de farsarios… Emigro, me largo de esta monarquía bananera.

  8. pedrin says

    Si bueno, ahora resulta que la delegada ha ido alli libreta en mano a multar al anciano jajaja… bilis

  9. Platon says

    El «jubilado» (que parece como si pasaba por ahi) resulta ser un miembro de IU, candidato por el Partido Comunista de España a las Cortes de 1977 junto con la hoy alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena. No conozco comunistas amigos de la libertad ni de la democracia. Por definicion el comunismo es liberticida y dictatorial. Por cierto que aqui se dice que Garzon «ha sido condenado» por un «supuesto delito». Señores, si ha sido condenado, es porque se ha demostrado su culpabilidad.

Leave A Reply

Your email address will not be published.