Cayo Lara acusa al Rey de 'falta de ética' y miles de jóvenes reclaman la República

Cayo Lara, coordinador federal de IU, ayer, en la manifestación republicana celebrada en Madrid. / Victor Lerena (Efe)

Con pareados estridentes, cantos eufóricos y gonces lógicos, miles de ciudadanos, en su mayoría jóvenes, expresaron ayer su rechazo a los Borbones y su aspiración republicana con una manifestación que transcurrió sin incidentes desde la plaza de Cibeles hasta la Puerta del Sol de Madrid. El frío y la lluvia no invitaban a salir a la calle. Algunos manifestantes, como el dirigente de IU, Cayo Lara, y los veteranos del PCE Víctor Díaz Cardiel y Enrique de Santiago, que iban en cabeza, llevaban ya sobre su espalda varios chaparrones, el primero en el cementerio civil, donde rindieron homenaje a los fusilados por el franquismo, y el segundo en Vallecas, donde almorzaron una paella popular con los vecinos y miembros del Ateneo Republicano.

Como la noticia del día (81º aniversario de la proclamación de la II República) no era otra que la rotura de cadera del rey Juan Carlos cuando participaba en una cacería de elefantes en Botswana (sur de África), el coordinador general de IU dijo a los periodistas que el jefe del Estado “está demostrando una falta de ética; no se puede decir que le quita el sueño el paro de miles de jóvenes y a continuación marcharse a un país africano a matar elefantes”. Lara añadió que esa actitud le parece “una falta de respeto a mucha gente en este país que está sufriendo mucho”.

Publicidad

Si la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y la portavoz parlamentaria del PSOE, Soraya Rodríguez, evitaron opinar sobre el percance del Rey y ésta última manifestó su deseo de que se restablezca pronto, Lara constató con toda seriedad que “la Casa Real se está convirtiendo en un problema de seguridad para la propia Casa Real y para la propia jefatura del Estado, a juzgar por los últimos acontecimientos que se vienen produciendo”.

Esos acontecimientos hallaron eco en los pareados que proferían los manifestantes: “Juan Carlos, mangante, no mates elefantes” y “Juan Carlos, cabrón, trabaja de peón”. En las pancartas individuales que portaban muchos jóvenes se leían alusiones burlescas como la siguiente: “El Rey se ha ido a cazar elefantes para curarse el insomnio que le provoca el paro juvenil”. El grito de “los Borbones a los tiburones” y los coros de “un bote, dos botes, Borbón el que no vote”, se sucedieron durante el recorrido. La creencia de que el jefe del Estado no trabaja se reflejaba en numerosas pancartas de doble filo: «Juan Carlos, que no das golpe desde el 23-F».

Los cánticos de “Urdangarín a trabajar al Burguer King, Marichalar a currar en el metal” y otras alusiones al caso de corrupción del yerno de Juan Carlos y Sofía como “Urdangarín, devuelve el botín” se combinaban con consignas sociales como “los gastos reales para escuelas y hospitales” y “recortes en la Zarzuela y no en las escuelas”. Sin embargo, los manifestantes se mostraron respetuosos con el niño Juan Froilán, nieto mayor del monarca (13 años), que resultó herido en un pie cuando manejaba una escopeta de caza de doble cañón en la finca de la familia de su padre y sigue hospitalizado.

Los manifestantes también recogieron a su modo la impresión de que la convivencia de la Familia Real deja bastante que desear y gritaron: “Sofía, quédate en Grecia”. Como se sabe, la reina no acompañó a Juan Carlos cuando fue hospitalizado de urgencia en una clínica de Barcelona para quitarle unas células dañadas en el pulmón, y en esta ocasión no ha adelantado su regreso de Atenas, donde participa en los actos de la Pascua de la iglesia Ortodoxa.

En la pancarta de cabeza que portaban dirigentes de IU, el PCE, Izquierda Republicana –su presidente, Isabelo Herreros, presentará el lunes en el Ateneo su último libro sobre la liberación sexual en la II República– y otras organizaciones de la Unidad Cívica Republicana, se podía leer: “Por la III República” y debajo: “No a la Constitución monárquica del 78”. Algunas consignas recordaban: “Juan Carlos primero, de Franco es heredero”, otras anunciaban: “No hay dos sin tres, república otra vez” y con la música del himno de Riego avisaban: “Si Felipe y Leticia supieran lo poquito que van a durar, pasarían el día cantando libertad, libertad, libertad”. Siete furgones de la policía antidisturbios precedían a los manifestantes.

Entre los panfletos que recogió el cronista destaca uno reclamando la “libre absolución” de los jóvenes Eduardo y Naiara, que fueron “brutalmente reducidos” por diez agentes antidisturbios en 2006 por “el delito de exhibir una bandera republicana en Móstoles (Madrid) al paso de los príncipes”. El fiscal pide para ellos dos años de cárcel y multa de 2.500 euros a cada uno en el juicio señalado para el 24 de mayo en la Audiencia Provincial de Madrid.

A propósito de banderas, el alcalde de San Sebastián, Juan Karlos Izagirre y los concejales de Bildu decidieron conmemorar el aniversario de la República colocando la enseña tricolor en el balcon del Ayuntamiento, debajo de la constitucional, la ikurriña y la de la ciudad, que ondean en la techumbre consistorial. El PP instó al delegado del Gobierno a denunciar el hecho por si pudiera constituir un delito contra la ley de banderas. Bildu dijo que permanecería todo el día. De ese mástil colgó hasta noviembre el cartel de “Eta no” y también han ondeado banderas de Palestina, Tibet y el Sahara en señal de solidaridad.

En decenas de localidades de toda España se celebraron actos republicanos. Los diputados del PSOE José Andrés Torres Mora y Magdalena Valerio participaron en un encuentro organizado por las Juventudes Socialistas en Guadalajara sobre la Memoria Histórica; el también diputado y miembro de la Ejecutiva, Gaspar Zarrías, asistió a la inauguración de un monumento a las víctimas de la sublevación militar franquista y la represión en el cementerio de Alcalá La Real (Jaén) y, entre otros, la diputada por Ourense Laura Seara participó en un almuerzo con la Asociación de Amigos de la República.

ERC en Cataluña e IU en el resto del Estado fueron las formaciones que mayor contenido reivindicativo dieron a la jornada. IU divulgó un video por Internet recordando los avances educativos y sociales de la II República y afirmando: “Somos un país y vamos a por la tercera”. También lanzó un manifiesto con el título: “Frente a los mercados, más derechos, más democracia: III República”. Durante lo que resta del mes de abril mantendrá una campaña republicana que incluye la modificación de varios artículos de la Constitución sobre la forma de Estado, el laicismo, la renuncia a la guerra y el sometimiento de la riqueza al interés general.